¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Rusia: Notas desde Irkutsk y Poronaysk

El fotógrafo y blogger nacido en siberia Oleg Klimov, que ha estado recorriendo Russia desde el 23 de junio y cuyo apunte acerca de la línea principal del Baikal-Amur fue traducido aquí para Global Voices, escribió ésto (RUS) acerca de su tierra natal y su gente cuando llegó a Irkutsk a principios de julio:

([Lago Baikal]). El paisaje es casi igual al de [Sochi], sólo que la atmósfera es diferente y el agua es fría. En julio, la niebla toma su camino a la orilla del “lago-mar” en delgadas cintas que recuerdan al humo del cigarrillo. Una increíble visión “viva”. Algunas veces se siente incluso como si Baikal respirara.

[…]

Respetuosamente, a todos los que vienen de más allá de los Urales les llaman rossiyane. [el término que se usa normalmente para designar a todos los ciudadanos de la Federación Rusa, sin importar grupo étnico u otro bagaje] y a todos aquellos oriundos de lugares más cercanos – sibiryaki [siberianos]. No es que los locales tengan especial orgullo en su origen, sino que más bien se refieren a él de modo irónico y expresan una actitud respetuosa a los zauraltsy [aquellos de más allá de los Urales] porque muy en el fondo, a cierto nivel genético, sienten que Siberia no es parte de Rusia.

De acuerdo con nuestra teoría “la mentalidad siberiana” se ha formado como resultado de una mezcla inmensa de pueblos y naciones, así como de represiones, exilios, asentamientos históricos, naturaleza hostil y un irrevocable amor por la libertad. […]

[…]

La gente aquí es de una mentalidad sorprendentemente abierta. Casi cada persona con la que uno se encuentra está presta a contar la historia de su vida… La gente no se pone agresiva cuando una empieza a dar vueltas a su alrededor para tomarles fotos, con frecuencia sonríen y sólo preguntan qué demonios está haciendo uno… y cuando se les explico casi siempre la respuesta es: “bueno, vamos ¡tómame fotos!” En ese punto, por lo general ya no es interesante y así termino conversando con ellos “acerca de la vida en general”… El problema es que disfruto la charla y los viajes no menos de lo que amo la fotografía. ;-)

Difícilmente habrían pasado dos semanas después de que publicara esta actualización siberiana en su diario de viajes cuando Klimov llegó a la isla de Sakhalin , en el pueblo de Poronaysk. A continuación, algunas de sus observaciones desde este lugar tan remoto (RUS)

- ¿Qué tal hermano? ¿De dónde eres? – De Moscú.
– Dame un cigarrillo, hermano…
– Y tú de dónde eres?
– De [Kirguistán]. Vine a pescar.
– ¿Y cómo es allí?
– No nos dan buenos trabajos. Dicen que debemos ir a pescar al lago [Issyk-Kul, al este de Kyrgyzstan]. Aquí sólo puedo cortar pescado. Muy poco dinero y mucho trabajo…

[…]

Huele a pescado y caviar aquí. Todo huele a eso. El pueblo huele así desde que se fundó en 1947. Gachas de cereal, carne, pan -todo huele a pescado. [La gente] huele a pescado. A lo largo de la costa hay cadáveres de pescado, cortados y podridos, con el caviar ya extraído, lo que hace que todo el pueblo huela a pescado. La gente aquí es incluso como pescado y si uno se casa aquí, olerá a pescado por el resto de la vida y [dormirá] con pescados. Hay una sola posibilidad aquí -pudrirse en la orilla o [producir caviar] y pudrirse.

[…]

En Poronaysk, el pescado rojo es comprado a los pescadores furtivos (que aquí son comunes) por 3 rublos [$0.12] la pieza y caviar rojo por 100 rublos [$4] el litro. Si un pescador no tiene automóvil, simplemente bota el pescado y pone el caviar en una botella. Justo en la orilla se puede cambiar medio litro de vodka por un litro de caviar. El negocio ruso es buen negocio.

[…]

Aquí los trabajadores inmigrantes (Gastarbeiters) son tan poco bienvenidos como en Moscú. Obtienen los trabajos más duros y peores pagados en el procesamiento de pescado. Muchas veces son engañados por varias “agencias” -que primero toman el dinero de los boletos y el “impuesto” y luego los llevan a la isla [de Sakhalin] y los abandonan allí… Los “representantes de la agencia” desaparecen… y después la gente se ve forzada a trabajar por lo poco que se les paga para volver a casa.

[…]

Escrito por Veronica Khokhlova.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.