¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Elecciones pacíficas en Madagascar, pero estropeadas por baja asistencia y fraude

El partido político del Presidente Ravalomanana, Tiako i Madagasikara (TIM), logró una victoria arrolladora en Madagascar el pasado domingo 30 de Septiembre, quedándose con 106 de los 127 puestos disponibles a pesar de la exigua asistencia: 19,42% en Antananarivo, la capital de Madagascar.

El llamado del Presidente Ravalomana para las elecciones luego de disolver la Asamblea Nacional hasta sus cimientos ya no refleja los resultados del referéndum de Abril, el que aprobó para el Presidente Ravalomanana el nuevo Plan de Acción Madagascar (MAP), un ambicioso mapa estratégico de carreteras que pretende sacar a Madagascar de la pobreza.

Aunque las votaciones se realizaron pacíficamente, Jentilisa, un blogger que no sólo presenció de primera mano la tristemente baja asistencia, sino que también ayudó a contar las papeletas, está preocupado por las irregularidades que han estropeado estas elecciones.

Jentilisa escribe que muchas certificaciones de votos fueron firmadas incluso antes de haber contado las papeletas. Los oficiales electorales dejaron las oficinas temprano y no supervisaron la transcripción de las certificaciones de votos al Ministerio del Interior y a la Suprema Corte Constitucional, incrementando el riesgo que las certificaciones fueran alteradas:

Los oficiales electorales basan las certificaciones en una fe ciega pues debido a que se fueron temprano, las certificaciones enviadas a la Suprema Corte Constitucional y al Ministerio del Interior pueden contener resultados completamente diferentes. Deberían proteger los votos de los ciudadanos en esta primera transferencia.

Además, votantes que no siguen el conteo de votos y las certificaciones de los delegados, contadores de papeletas y observadores electorales que no cumplen con sus deberes, porque la votación no termina al depositar la papeleta el día de las elecciones. Para mí, no seguir los resultados de las elecciones en su distrito es el equivalente a aceptar fácilmente cualquier conteo que se transmita a los oficiales a cargo. Lo que realmente me asombró fue que ninguno de los delegados de los candidatos expresó su desacuerdo y todos ellos también firmaron las certificaciones antes de asentar cualquier conteo. Esta es la razón por la que mi post de hoy se titula “acuerdos en el fraude electoral”, porque esta conspiración comienza con cada votante y se esparce con cada oficial de cada distrito.

Escrito por Mialy Andriamananjara.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.