El Salvador: Una computadora en Ecuador agita Campaña Presidencial Salvadoreña

Un archivo de computadora supuestamente descubierto en una computadora portátil en un campo guerrillero en Ecuador, tiene a los bloggers en El Salvador preguntándose que impacto tendrá y qué impacto debe tener en las próximas elecciones en su país, que se llevarán a cabo en marzo 2009. El ordenador portátil fue tomado en la incursión del ejército colombiano en campo de las guerrillas de las FARC en Ecuador. En esa incursión militar el número dos de las FARC, Raúl Reyes, fue asesinado y su computadora incautada.

 

El escándalo se desató en El Salvador cuando el diario español “El País” reveló que un archivo encontrado en dicha computadora relaciona a un salvadoreño presentando en el 2007 a las FARC ante vendedores de armas australianos. El salvadoreño mencionado, era Luis Merino, un funcionario de alto rango de izquierda del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) y miembro del parlamento Centroamericano. La prensa conservadora en El Salvador realzó la historia con impactantes fotografías que muestran a Merino al lado del candidato presidencial del FMLN, Mauricio Funes.


laptoppic.jpg

Foto de Fixem y usada bajo una licencia Creative Commons.

Bloggers en El Salvador vienen escribiendo sobre cómo este hecho podría impactar en la campaña presidencial de Funes. El blogger Hunnapuh escribió un post que orienta el problema en el contexto de la estrategia de campaña del partido de gobierno de derecha  ARENA. Según Hunnapuh, ARENA está tratando de convencer al elector indeciso. Este es el elector que actualmente inclinaría su voto por el FLMN y Mauricio Funes, pero no es un militante partidario y no votaría por el FLMN si se convencen que “El FMLN = [Presidente Hugo] Chávez”. Pero la estrategia cambia con la revelación de los archivos de la computadora de las FARC:

Por lo que se ve, la estrategia la han cambiado un poco dados los acontecimientos, ahora la tesis me imagino que es FMLN = FARC, pero como lo expuse anteriormente, nuestro pueblo tiene una memoria coyuntural y toda esta publicidad y cobertura mediática actuales será pronto olvidada.

Si en realidad hay algo de verdad en todas las acusaciones, se deben ejecutar las acciones legales pertinentes de parte de los paises que se consideren ofendidos e iniciar los juicios legales que correspondan, pero si solo se queda en la pura propaganda, se demostrará que simplemente se trata de estrategias electorales.

El redactor del blog Salvadoreños en el Mundo observa la repetición de temas frecuentes en la política salvadoreña en esta historia:
 

Y es aquí dónde las principales fuerzas políticas salvadoreñas se enfrentarán en una guerra de acusaciones e insultos. El FMLN dirá que todo esto es un montaje, un show, una estrategia más de la derecha para mantenerse en el poder. Por otro lado, ARENA volverá a repetir la misma historia, que el FMLN tiene nexos con grupos que no benefician en ningún modo al país, bla bla bla, etc. En la guerra de acusaciones e insultos, las propuestas para sacar al país adelante quedarán relegadas a un tercer o cuarto plano.

En este escenario adverso, Mauricio Funes debería dar señales inequívocas que tiene criterios propios, y más importante, que tiene suficiente independencia de los comandantes en el FMLN para pedir que se investigue a fondo las acusaciones.

Ernesto Rivas–Gallont no cree que el candidato presidencial, Mauricio Funes, haya tenido una buena primera reacción a raíz de este hecho. En la primera declaración de Funes después de la historia de El País, Rivas-Galont percibe una defensa incondicional a Merino, el líder del FMLN, con Funes actuando casi como un apologista de las FARC.

Con esa actitud, Mauricio ha desilusionado a aquellos que creímos en su independencia, porque estamos convencidos que un gobierno de Funes sería controlado por los mismos que hoy controlan el partido y parecen controlar al candidato.

El-Visitador se refiere a los vínculos con las FARC para fundamentar su afirmación que el FMLN es una “entidad muy peligrosa”.

 

Reflexionando sobre la polarización de la política de El Salvador y parte de su blogósfera, el punto de vista de El Visitador es contrastado por Chichicaste quien posee un largo post cuestionando la cobertura de la prensa sobre las computadoras de las FARC y ve con atención los vínculos entre El País, sus dueños y los dueños de los poderosos medios de comunicación en El Salvador. Para Chichicaste, la permanente cobertura en diarios salvadoreños y la televisión es una señal del miedo que las corporaciones multinacionales extranjeras tienen ante la perspectiva de una victoria de Mauricio Funes.       

 

1 Comentario

Únete a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.