¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Arabia Saudita: Avanzando…o no

¿Es el viaje y no la llegada lo que importa? Dos bloggers de Jedda discreparían. Ambos han estado teniendo problemas al ir de un lugar a otro: uno en Jedda mismo y otro de vuelta a Arabia Saudita desde Canadá.

Yasir Matbouli acaba de regresar de una visita a Jedda desde Canadá – donde dejó una situación caótica:

Empecé a escribir este post mientras estaba todavía en el aire, en ruta a París. Hasta este momento, no estoy totalmente seguro de haber traído todas mis cosas de mi cuarto y de mi casa. Esta mañana, me mudé a un sitio nuevo ¡y esta es mi quinta mudanza! ¡Cinco veces he cambiado mi lugar de residencia en dos meses! Y porque mi quinta mudanza hoy coincidió con mi viaje a Jedda, puedo haber estado confudido y ¡solamente Dios sabe lo que he hecho! Estuve a punto de olvidarme un montón de cosas en el sitio número cuatro, pues la idea de viajar ocupaba mis pensamientos, y estaba pensando todo el tiempo en qué llevar conmigo y qué dejar.

Yasir no está seguro si ha dejado algo en su antiguo alojamiento por error -pero en este instante está agradecido de tener su pasaporte:

Mi partida de St John fue casi a las 5pm. Tenía guardado mi pasaporte en el bolsillo cuando me desperté en la mañana porque a veces sueño que viajo sin mi pasaporte. De haberlo, Dios no lo permita, olvidado, solamente me hubiera dado cuenta de eso en París.

Actualización: de haberlo olvidado, solamente me hubiera dado cuenta en Jedda ¡pues la empleada en París se olvidó de revisarlo! Después de ver mi nombre en el pasaje, me preguntó por un pariente. Después de que me senté, corrió detrás de mí y dijo: “Olvidé revisar su pasaporte. ¿Lo tiene con usted?” Le dije que si y estaba a punto de dárselo, cuando me dijo que estaba bien y que no lo necesitaba. (¡Verdad!) Cuando salía del avión en París, mi mochila se atoró en el asiento. Regresé y logré sacarlo. ¿Adivinan qué encontré ahí? ¡Encontré mi billetera en el asiento! Siempre he estado en contra de llevar billetera por mucho tiempo y no quería tener una. Por lo general distribuyo todo lo que tengo en mis bolsillos y así, si pierdo algo, ¡no pierdo todo! ¡Gracias a Dios por eso!

En Jedda, Zuhair describe las dificultades de movilizarse sin auto, porque ahí prácticamente no hay transporte público:

A pesar de mi amor por esta ciudad, al punto que añoro volver cada vez que me voy, y a pesar del aceptable nivel de los servicios, según los criterios árabes, de los que disfrutan los servicios ofrecidos en esta ciudad, hay una importante observación por parte de todos los que la visitan. Dicen que Jedda es lo peor, cuando no tienes un auto para viajar entre sus dispersos barrios -y sobre todo en el verano, del que Jedda disfruta 10 meses del año. No hay nada como el sistema de transporte de Jedda en ninguna otra parte del mundo. En mi ciudad, no hay sistema subterráneo, ni trenes elevados, ni rutas organizadas de buses ¡y ni siquiera una empresa de taxis a la que puedas llamar para que te recojan! El resultado es que todos los caminos están congestionados pues todos en Jedda tienen auto -desde el ministro hasta el portero. También es cierto que puedes salir de casa dos horas antes de una cita -pero sin auto nunca llegarás. Pensé en escribir este post mientras caminaba bajo el sol directo, cuando la temperatura era de 45 grados Celsius, después de dejar mi auto en el taller para unos arreglos. Sudaba profusamente mientras buscaba un taxi y moría de ganas por una ducha fría.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.