¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Oriente Medio: Cancelan visas de becarios Fullbright

A principios de mes a tres palestinos, beneficiarios de las prestigiosas becas Fulbright para estudiar en los Estados Unidos, se les cancelaron sus visados hacia los EE.UU., lo cual les impide el beneficio de las becas. Un cuarto, un estudiante de secundaria en un programa separado, también se le ha detenido su visado. Sin embargo, dos meses y medio atrás, la Secretaria de Estado de EE.UU.,  Condoleezza Rice había intervenido personalmente para asegurarse que la concesión a los ganadores les permita irse. ¿Por qué a última hora un cambio de opinión? Bloggers de todo el Medio Oriente tienen una serie de teorías.

La historia comenzó a finales de mayo, cuando a siete ganadores para la Fulbright de la Franja de Gaza se les retiró sus subvenciones. El Departamento de Estado de los EE.UU estaba preocupado que no sería capaz de trasladarlos desde la Franja de Gaza hacia el Consulado Americano en Jerusalén para las entrevistas en cuanto a la visa. Condoleezza Rice se aseguró que las becas fueran reintegradas, y porque Israel no permitiría a tres de los siete, Zuhair Abu Shaban, Fida y Osama Abed Daoud, salir de Gaza debido a ‘riesgos de seguridad'; funcionarios estadounidenses hicieron esfuerzos excepcionales  para entrevistar a los tres en la frontera de Gaza. Los tres posteriormente consiguieron sus visas, el 30 de Julio. Dos días más tarde, sin embargo, sus visas fueron revocadas. Fida Abed ya había viajado a Washington, pero no fue admitido en el aeropuerto y se le envió directamente de regreso a Aman, Jordania. Funcionarios del Departamento de Estado sólo han dicho que reciberon ‘nueva información’ sobre las tres personas, junto con una cuarta, Ahmed Ma'arri, un estudiante de secundaria, de 14 años de edad, quien es el beneficiario de una beca por separado.

Emily, escribiendo en  el blog árabe-americano KABOBfest, no está muy sorprendida:

A tres de los siete becarios de Fulbright en Gaza se les ha cancelado finalmente sus visados hacia los EE.UU.: uno, después de volar a Washington sólo para ser informado por el Departamento de Seguridad que su visa ya no era válida. La saga del viaje a Jordania me parece una característica notable sobre experiencia de viaje de los palestinos. Si Israel finalmente tenía información para enviarla a las autoridades de los EE.UU. para provocar la cancelación de los tres visados, tengo que admitir públicamente que a los siete se les negó inicialmente en base a ninguna información (Sea la información correcta o no… quiero decir, claramente, el joven que acaba de salir de la escuela secundaria es un terrorista que planea utilizar su educación para bombardear y matar.) Me gustaría ver la información de seguridad remitida por parte de Israel. Quien quiere apostar que dice “Palestino, masculino, nacido en Gaza = DENEGADA”.

El bloguero israelí-americano Jerry Haber, escribiendo para The Magnes Zionist, cree que Israel quería salvar su imagen:

Conozca a Fidaa Abed y Ahmed Ma'ari. Abed se dirigía a la Universidad de California, en San Diego por un título en ciencias de la computación. Ahmed es un estudiante de secundaria. Ambos ganaron becas Fulbright para estudiar en los EE.UU.. Ambos tienen sus Fulbright canceladas, luego devueltas, luego visados a los EE.UU expedidos, nuevamente revocados. Ahora, vamos a poner esto en claro. Al principio no eran una amenaza para la seguridad, sino que sólo se mantenían en Gaza a causa del estrangulamiento de Israel a ese territorio. Se llama “castigo colectivo” – si se causa daño suficiente a Gaza, ellos se levantan y nos botarán Hamas. Chico, es una estrategia inteligente. Sin duda ha trabajado. […] ¿Existe una mejor explicación para la reversión de dicha fortuna? Que el señor Abed y el señor Ma'ari son víctimas de una maniobra que Israel estaba desesperado por lanzar, para salvar su imagen y que Estados Unidos ha aceptado, por el momento. Usted entiende la trama – los EE.UU. decide dejar entrar a algunos de los estudiantes con Fulbright (para hacer feliz a Condoleeza), y decide dejar a algunos afuera (para hacer feliz a Israel). Eso resuelve la mini-crisis diplomática. Con peso sobre la espalda de los palestinos.

La señora Missive, una americana que vive en Israel, escribe para el Patriot Missive. Ella piensa que los EE.UU. han manejado muy mal la situación:

No sería la primera vez que hemos sido vistos como torpes. Todavía estoy esperando detalles de las preocupaciones en materia de seguridad.

En un post de seguimiento, ella señala que algunos estudiantes árabes que estudian actualmente en los EE.UU. acaban de pagar por un viaje a la Embajada de Israel en Washington, DC

DesertPeace, un americano que vive en Jerusalén, le preocupa que tan sólo oponerse a las políticas israelíes sería suficiente para impedir dichos viajes:

“¿Lo eres ahora? ¿Alguna vez lo fuiste? ” Obviamente, dos preguntas que no fueron hechas a los beneficiarios de las becas Fulbright de la Franja de Gaza, cuando solicitaban los permisos de sus viajes. En la ‘buena epoca’ de la era McCarthy esas preguntas eran en referencia a la pertenencia al Partido Comunista, hoy se refiere a cualquier organización a la que usted pueda pertenecer y que sea opuesta a las políticas genocidas de Israel. Condoleeza Rice, ella misma, tomó una posición que ayudó a estos jóvenes estudiantes a obtener sus permisos de viaje en regla…. pero parece que los poderes del AIPAC son incluso más fuertes que la oficina de la Secretaria de Estado.

Sin embargo Carl, un americano nacido en Israel y que escribe para el Israel Matzav, piensa que la decisión fue correcta:

Y los tres [denegados] al parecer tienen conexiónes mas cercanas con Hamas y el terrorismo que las que Condoleza estaba dispuesta a admitir hace dos meses. No sostengan sus respiraciones esperando que Condoleza o cualquier otra persona del Estado se disculpen.

Una serie de bloggers observan las consecuencias de tal decisión a largo plazo. Edmund, un bloguero arabe-americano, que escribe en The Filistine, pregunta:

¿Qué “nueva” información puede haber? Al negar educación a las masas, incluso a pocos, todo lo que hacen es darle a los extremistas más reclutas. Ahora usted entiende por qué los blancos propietarios de esclavos negaban la educación a sus “trabajadores.” Cuanto menos sepan, más fácil de controlarlos y los EE.UU. e Israel temen el prospecto de una sociedad árabe (palestina) educada.

Teach the Masses en Kuwait se hace eco del sentimiento:

Sí, sin lugar a dudas la “nueva información” fue fabricada como un pretexto por el simple hecho que los israelíes quieren que muy pocos palestinos estén bien educados, tantos como sea posible – hace más fácil la contención.

Al bloguero estadounidense Richard Silverstein, que escribe para el Tikun Olam, le desilusiona la falta de visión en dicha decisión:

A este ritmo, los EE.UU. tienen suerte que algún estudiante de Gaza tenga interés en estudiar en este país. Ciertamente, la “evidencia” israelí está diseñada para promover los obstáculos para que los palestinos puedan estudiar en el extranjero. No está en los intereses de Israel que la gente de Gaza así lo haga. Sólo Dios sabe cual conocimiento académico y experiencia puedan traer con ellos para mejorar la suerte de sus muchos compatriotas de Gaza cuando regresen. ¿Quién sabe en qué nuevas teorías ellos puedan avanzar, las nuevas empresas que puedan crear, las nuevas ideas políticas que podrían implantar? Todo esto es sin duda demasiado para Israel, que prefiere una empobrecida, mal educada sociedad que supuestamente es más fácil de dominar. […] Estos jóvenes palestinos han aprendido una lección de esto – que los EE.UU. no es alguien de confiar, que es un poco mejor que Israel en la fabricación de razones para sospechar de los palestinos. Estas lecciones duran toda la vida, y no sólo en las de las víctimas, sino en la vida de los niños palestinos jóvenes que serían los solicitantes Fulbright del futuro. A este ritmo, vamos a tener suerte el año próximo de que algún palestino quiera presentarse. Y nos preguntamos por qué los árabes nos odian.

Para terminar algunos comentarios de Hassan, el profesor de secundaria del estudiante Ahmed Ma'arri quién ha sido impedido de ir a los EE.UU.. Hassan estuvo comentandolo en un artículo en el periódico israelí Ha'aretz:

Quiero añadir que Ahmed tiene sólo 14 años de edad, uno de los mejores estudiantes en un programa llamado ACCESO patrocinado por AMIDEAST, pasó a través de tantos exámenes y entrevistas para obtener esta beca, es un simple muchacho. Él no tiene nada que ver con la política o Hamas. Él sólo soñaba con ser un buen, distinguido estudiante. Ha sido enseñado en un curso de dos años la forma de amar al mundo y cómo ser un estudiante con una mentalidad abierta. Hizo muchas presentaciones sobre la cultura americana y las culturas en todo el mundo. Estan frustrando a nuestros hijos y quieren que todos ellos sean como ustedes los llaman “terroristas o mártires”. POR FAVOR. ¿Qué amenaza puede causar un estudiante de 14 años para la seguridad de los EE.UU. o Israel?

Y en respuesta a otro comentario que preguntaba si Ahmed había celebrado cuando el World Trade Center fue destruido, Hassan dijo:

Gracias a todos ustedes en verdad por el apoyo a Ahmed y realmente simpatizo con los que todavía están siendo engañados por los medios de comunicación. En primer lugar, en el 9 / 11 Ahmed tenía sólo seis años. En segundo lugar, Ahmed pertenece a una familia educada… Deberían saber que la mayoría de las personas declinan la idea de dejar a sus hijos viajar durante un año especialmente en esta edad crítica. En tercer lugar, tenemos un montón de diversidad política. […] Por favor, dejen que nuestros niños lleven una vida sana.

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.