¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Sudáfrica: Protesta por negado de visa al Dalai Lama

El gobierno sudafricano le negó al Dalai Lama la visa para asistir a una Conferencia de Paz que se realizará en Sudáfrica. La decisión del gobierno ha provocado una protesta en línea en Twitter, Facebook y blogs.

La posición del gobierno en esto ha sido:

La presencia del Dalai Lama en la conferencia hubiera distraído la atención del mundo del hecho que Sudáfrica será el país anfitrión de la Copa Mundial, y la atraería a las tirantes relaciones entre el Dalai Lama y China, uno de los más importantes socios comerciales del país. Thabo Masebe, un portavoz del gobierno, dijo que la presencia del líder tibetano “no sería lo mejor para los intereses de Sudáfrica.”

Irónicamente, al negarle la solicitud de visa la atención está ahora centrada  exactamente en lo que están tratando de evitar. Los resultados de una búsqueda en Google de la declaración de arriba arroja 2000 resultados, cientos de posts en twitter y se han creado varios grupos de Facebook para protestar.

Acá algunas opiniones en la blogósfera:

Maggie escribe:

Es tan vergonzosa esta movida supina y corrupta. Por unos cuantos bienes baratos, se despilfarran los últimos vestigios de nuestros créditos como país moral. Aparentemente esta movida fue para conservar los ojos firmemente en el premio FIFA 2010 y no en el Tíbet.  En cambio, tendremos etiquetada nuestra condición del país en el que menos se puede confiar en temas de Derechos Humanos en la conciencia del mundo. Solamente me queda esperar que los poderes inconstantes decidan reconsiderar.

El foro del blog Nigeria Best escribe:

Sudáfrica es el mayor socio comercial de China en África, pues el comercio en el 2008 representó 100 billones de rand ($10 mil millones; £7 mil millones).

Dai Bing, funcionario de la embajada china en Pretoria le confirmó a Sapa que Pekín había advertido al gobierno sudafricano que permitirle la entrada al país al Dalai Lama perjudicaría las relaciones bilaterales.

Tony Mcgregor piensa que el gobierno sudafricano “simplemente debió haber ignorado a los chinos, que no están, admitámoslo, ayudando con el desarrollo en África por la bondad de sus corazones…”:

¿Qué ha hecho la negativa de la visa al Dalai Lama, si no ha sido eso exactamente? La absoluta estupidez de la decisión de no permitir al Dalai Lama entrar al país, al que por cierto ha visitado unas cuantas veces antes, es impresionante, y cuando se le vincula con los temas de derechos humanos involucrados, es realmente criminal.

El Congreso Nacional Africano (ANC, por sus siglas en inglés) realmente ha arrancado la derrota de las madíbulas de la victoria en este tema. Si simplemente hubieran ignorado a los chinos, que no están, admitámoslo, ayudando con el desarrollo en África por la bondad de sus corazones si no por una fría y racional comprensión de la economía, el Dalai Lama hubiera venido y se hubiera ido sin hacer muchas olas y el gobierno chino hubiera superado pronto su arranque de despecho y de vuelta al negocio de explotar África otra vez.

Marung muestra el vínculo entre el ANC, el “Proyecto Zuma” y el Partido Comunista de China:

Se estima que el fondo de elecciones del ANC es de una conservadora cantidad de R500 mil y lo autoriza a contratar todo y a todos en su ansia desesperada de seguir en el poder y de mantener a su presidente lejos de su día en la corte.

El común denominador es que todos los que están financiando el proyecto de Zuma tienen toda clase de desagradables antecedentes. Uno de estos financistas es el Partido Comunista de China con su terrible record en derechos humanos.

Se dijo que la negativa de entrada a Su Santidad el Dalai Lama para asistir a una conferencia en Sudáfrica fue a instancias del gobierno de China.

Es demasiado claro que muchos de estos temas acerca del país serán decididos por estos financistas.

Simon Halliday ecribe:

tal vez suprime la expresión, muestre a Sudáfrica agachando la cabeza a los intereses chinos y promueve políticas no liberales  no consistentes con la constitución sudafricana.

Llewmina compara la postura del gobierno con hacer un pacto con el diablo:

Ya sea que se cuente en leyenda, película o libro de historietas, el tema sigue siendo el mismo – hacer un trato con el diablo, negociar algo que crees que es trivial por un inmediato fin material. Satanás, bajo cualquier apariencia (y recuerden que su nombre es “Legión, pues somos muchos”; Marcos 5:9) invariablemente rompe su promesa – una demostración de su naturaleza irrevocablemente diabólica de la que es eternamente un esclavo – y el alma condenada se da cuenta que ha entregado el tesoro más valioso que jamás tendrá.

Eso es precisamente lo que el ANC ha hecho al negarle al Dalai Lama una visa para visitar Sudáfrica.

Tracy Stokes destaca la ironía de la decisión en el día sudafricano de los derechos humanos mientras que Ismail destaca también la ironía de todo.

No ha sido posible encontrar siquiera un solo post de apoyo a esta decisión. Otros ganadores del Premio Nobel de la Paz también han amenazado con un boicot desde el anuncio.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.