¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Japón: Sobre cómo percibir la web japonesa (primera parte)

La reportera Yuka Okada del sitio japonés de noticias tecnológicas ITmedia esgrime sus bien consideradas habilidades de entrevistar en una sesión cara a cara con Mochio Umeda. El resultado fue “La web japonesa es ‘desalentadora': Entrevista con el señor Mochio Umeda” primera partesegunda parte [ja]. En reacción, la blogósfera japonesa ha dado su granito de arena acerca de Umeda, Hatena y la web japonesa.

La primera parte de este artículo ofrece un resumen de la entrevista con extractos traducidos, centrados en las partes a las que los bloggers hacen referencia más frecuentemente. [Nota: debido a temas de derechos de autor, el texto original de la entrevista en japonés no está incluido.] La segunda parte resaltará algunas de las discusiones en la blogósfera y la twittósfera.

Okada empieza dejando constancia que Umeda no ha escrito recientemente acerca de la web japonesa, y pregunta si sus intereses se han trasladado al shogi, el ajedrez japonés. Umeda responde que actualmente está tomando un año sabático, tras haber publicado siete libros después de “Web Shinkaron” (”Teoría de la evolución de la web”).

No es que me abstenga deliberadamente de hablar del estado actual de la web. Sin embargo, hay algo que me decepciona – cómo la web en inglés y la web en japonés se han vuelto muy diferentes.
Realmente no soy un crítico, aunque algunas personas piensan que lo soy. Estoy relacionado con las operaciones de negocios de Hatena, y soy el tipo de persona que piensa como actúa. Puede parecer que veo las cosas objetivamente, pero mis esperanzas y expectativas personales están incluidas en mis escritos. Digamos que la web se ha tornado en algo negativo; para empezar, no tengo la motivación de analizarla.

Al preguntársele en qué son diferentes las dos y qué quiere decir con ‘negativa’, Umeda trae a colación un pasaje del libro “Webu wa baka to himajin no mono ウェブはバカと暇人のもの” (que se traduce literalmente como ‘La web pertenece a idiotas y a personas con demasiado tiempo en sus manos’) de Junichiro Nakagawa, editor de Ameba News. Nakagawa alega que Umeda interpreta cómo es la web para la gente inteligente y que este libro es para gente común e idiotas. Umeda afirma que esta categorización es razonable.

En ese sentido, el shogi me fascina porque me atraen los mundos profesionales donde personas notoriamente talentosas se comprometen a mejorar sus habilidades. Trabajan extremadamente duro para alcanzar un estado de grandeza, y al hacerlo, nos muestran un mundo de suprema excelencía. Me atrae ese [tipo de mundo].

Okada pregunta si la web en inglés es ‘mejor’ que la web japonesa o si es un asunto de gustar/no gustar. Umeda concede que la preferencia personal no influye en su postura, pero hablando objetivamente, no hay duda que hay una diferencia entre las dos. La web japonesa no se ha convertido en parte de una infraestructura para la vida o el auto mejoramiento.

La web es realmente neutral porque es una herramienta. Las cosas neutrales generalmente tienen la apariencia de ser modelos normales de distribución; las cosas buenas y malas deberían salir de ellas y en conjunto, tener la apariencia de estar equilibradas. Todas las cosas tienen sus lados buenos y malos, y la web japonesa no es la excepción, pero me parece que la proporción [de las dos] es completamente diferente.

Hay un silencio de quince segundos mientras Okada pide ejemplos de las ‘cosas malas’ de la web japonesa.

Umeda está en una posición complicada porque es miembro del Directorio de Hatena Co., Ltd, que dirige un servicio japonés de etiqueta y de blogueo con más de un millón de usuarios. Difundir opiniones negativas acerca de la web japonesa invita a hacer comentarios como “¿estás criticando a tus propios usuarios?”.

En tanto sea miembro del Directorio de Hatena, no estoy autorizado a decir “¡deberían hacer eso!” y “las personas que hablan así son malas”. Los lectores dirán “las personas hablan así porque el sistema de Hatena está estructurado de esa manera” y primero que arreglen las cosas.
Eso lo entiendo. Estoy trabajando con Kondo (fundador y presidente de Directorio de Hatena) y todos en la empresa para mejorar a Hatena. Entiendo ahora que simplemente no puedo decir lo que pienso porque realmente me gusta Hatena.

El tema se va hacia las partes ‘buenas’ de la web y por lo que la web japonesa debería luchar. Umeda habla de un concepto que abordó en Web Shinkaron; so-hyogen shakai (総表現社会), que describe una sociedad donde la auto-expresión no se restringe a la élite intelectual y artística, sino que se anima a venir de todos.

Considerando la población japonesa, podría haber un estrato de participantes en so-hyogen shakai que consista de cinco millones de personas. En la web en inglés, el estrato es muy grueso y se ha convertido en una especie de autoridad. En su mayor parte, no hay mucho incentivo como éste para gente así en el espacio de Internet japonés. La alineación de los ‘bloggers alfa’ realmente no ha cambiado más allá del grupo de personas que se hicieron importantes en las etapas iniciales, ¿no es cierto? No hemos tenido esa clase de progreso donde ese grupo de talento se multiplica por miles para crear una sólida muralla de talento. La web japonesa no ha sido capaz de dar total amplitud a sus habilidades.

Umeda se refiere a los proyectos de traducción de código abierto en su libro shogi como un ejemplo de trabajo en línea de colaboración con posibilidades emocionantes. Okada trae a colación a Nico Nico Douga, donde los usuarios contribuyen con música y video a los trabajos de los otros.

Entiendo totalmente cómo florece la cultura web al interior del mundo de la subcultura japonesa, y respeto eso. Por esa razón, discutir esos ejemplos en este punto no contribuye con el argumento que dice que la subcultura web japonesa ha cambiado realmente. Hay una parte de mí que está decepcionada con la realidad en Japón: Internet, que amplifica habilidades sobresalientes, es usada apenas más allá de la subcultura y las ‘subidas más altas’ están escondidas. Hay una diferencia muy grande con la web in inglés en esta área, y ante mis ojos está resaltada.

Se refirió a Junya Kondo, fundador y Presidente del Directorio de Hatena, y quien en contra del consejo de Umeda, inició una subsidiaria de Hatena en Silicon Valley en el 2006. Kondo regresó a Japón después de algunos años, tras fracasar en construir una base de usuarios.

Es una persona única e interesante. Tengo grandes expectativas en él porque tiene muchas cualidades que yo mismo no tengo. Generalmente puedo saber [cómo es] con la gente, que es la razón por la que no siento que necesiten mi apoyo. Sin embargo, Kondo es diferente. Es el único que puede sorprenderme constantemente. No puedo decir nada escandaloso porque todavía no haya tenido un gran avance, pero necesita tiempo para aceptar minuciosamente las cosas y esta es la razón por la que creo que es la clase de persona conseguirá grandes avances.

Umeda cuenta que su presteza para ‘pasar a’ cualquier cosa que llame su interés es su primera prioridad en la vida, lo que lo llevó a incursionar en el mundo del shogi. Dirige su empresa de consultoría, Muse Associates, de una manera en que puede ser cerrada en el término de un año si fuera necesario, lo que pudo haber pasado si Kondo, en contra de sus expectativas, hubiera tenido éxito en Silicon Valley.

Desde una perspectiva de negocios y financiera, tendría sentido continuar con ese rol [de hablar acerca de la web]. Sin embargo, esa no es para nada mi prioridad, así que decidí tomarme un año sabático y finalmente construí un sistema en el que paso a lo que sea que esté delante de mí.
Hay una gran posibilidad que no escriba otro libro como Web Shinkaron, pero todavía no lo sé. Sin embargo, siempre he dicho que la secuela o ‘entrega final’ debería ser escrita por alguien que sea mucho más joven que yo. Para mí, la web es y siempre será una herramienta novedosa para auto experimentación. Seguiré con la web como mi tema, pero no estoy seguro de si resultará en algo que pueda ser llamado una crítica.


La segunda parte se publicará la próxima semana. Mientras tanto, acá hay algunos posts previos que nos hacen comprender a Umeda y la influencia que tiene en la web japonesa:

[Nota: esta es una traducción no autorizada de la entrevista original en japonés, reproducida bajo términos de uso justo. El artículo será retirado si el editor así lo solicita.]

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.