¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

La colonia de SIDA de Camboya

Diversos grupos defensores de los derechos humanos han acusado al gobierno de Camboya por la instalación de facto de una colonia para enfermos de SIDA, luego de haber trasladado 40 familias con enfermos del virus HIV y de SIDA a una villa ubicada 25 kilómetros fuera de la ciudad de Phnom Penh.

Las familias eran oriundas de Borei Keila en Phnom Penh. Fueron desalojadas de sus domicilios para dar espacio a un plan urbanístico del gobierno. Las familias se encuentran ahora viviendo en la villa de Tuol Sambo.

Las familias se quejan por las condiciones de vida en la “villa del SIDA”:

Con deficientes condiciones sanitarias y sin agua corriente, el área no es un santuario hospitalario para pacientes infectados con el virus del HIV, quienes requieren cuidados y atenciones personales.

Los enfermos infectados con el virus del HIV que viven en la villa dicen que no han recibido ningún reconocimiento oficial de su derecho a la propiedad, ni ninguna compensación gubernamental por sus antiguos hogares.

Details are Sketchy quiere encontrar a la autoridad responsable de esta drástica disposición:

¿Quién es responsable de esta decisión? Los medios deberían encontrarlo. Y los fiscales deberían comenzar a preparar su caso. Porque está claro que por lo menos uno de esos 40 enfermos seropositivos del virus del HIV va a perecer a consecuencia del traslado. Eso es homicidio por negligencia, como mínimo, si no homicidio premeditado, con todas las letras.

La Red Global de Gente que vive con HIV está exigiendo al gobierno de Camboya que satisfaga de inmediato las demandas humanitarias de las familias desalojadas:

* Que cese el traslado de familias afectadas por el virus del HIV al sitio en Tuol Sambo;
* Que se mejoren las condiciones en Tuol Sambo para que satisfagan los estándares mínimos de refugio, instalaciones sanitarias, y aguas corrientes, adecuadas;
* Que se garantice el acceso irrestricto a los servicios médicos calificados, incluyendo tratamiento antirretroviral, tratamiento de infecciones oportunistas, la atención primaria de salud y la atención domiciliaria;
* Que en conjunto con las dependencias oficiales correspondientes se asesore a las familias que ya se encuentran en Tuol Sambo para satisfacer sus necesidades, inmediatas y de largo plazo, relacionadas con vivienda, salud, seguridad y empleo, así como su reincorporación a la sociedad de forma que tanto sus derechos humanos, como su derecho a la vida, queden protegidos, y
* Que se emplee un proceso de monitoreo transparente y justo para determinar la eligibilidad para acceder a la vivienda propia en Borei Keila, propiciando a las familias así beneficiadas su inmediato traslado. Para quienes no resultaren favorecidos, las autoridades deberán suministrar otra vivienda adecuada.

En su columna para Global Health, Alanna Shaikh reacciona:

Para mí, esto se ve como el clásico ejemplo de tratar a la gente que vive con SIDA como si fueran descartables. Van a morir de cualquier modo, según este “razonamiento”, así que no hay por qué tratarlos bien. PERO quienes viven con SIDA continúan siendo seres humanos, con sus derechos, y sus conocimientos, y su capacidad de vivir por completo sus vidas. Tratarlos como si fueran menos que humanos no beneficia a nadie.

Más de 100 grupos internacionales y locales le escribieron al Primer Ministro Hun Sen y al Ministro de Salud, Mam Bunheng, demandando al último a brindar un mejor tratamiento a las familias desalojadas:

Las condiciones de vivienda en Tuol Sambo son groseramente inadecuadas en términos de tamaño, seguridad anti-incendios, y condiciones sanitarias. Los residentes se encuentran hacinados en chozas de metal pobremente ventiladas que alcanzan temperaturas de cocción durante el día. No disponen de cocinas ni de agua corriente en dichas chozas, rodeadas por letrinas a cielo abierto, y sólo hay una única fuente pública de agua para servir a todas las familias desalojadas.

Mientras que otras gentes sin hogar de Phnom Penh son inscritas para su reubicación en casas de ladrillo en un sitio adyacente a Tuol Sambo, las familias afectadas por el HIV de Borei Keila han sido ubicadas en un asentamiento diferente con viviendas inferiores, fácilmente identificables por sus paredes y techos de metal corrugado verde. Incluso antes de que los desalojados fueran ubicados allí, los habitantes locales se referían a los ranchos verdes como “la villa del SIDA.”

Las condiciones de vida en Tuol Sambo implican graves riesgos para la salud, especialmente para personas con sus sistemas inmunológicos comprometidos. El riesgo para dichas personas que viven con el HIV puede significar un peligro mortal. Los residentes informan que el calor en las chozas de metal tan mal ventiladas es tan intenso que les resulta imposible permanecer en sus cuartos durante las horas de la tarde, y que temen que su medicación ARV se dañe al calor.

Las condiciones de las familias desalojadas en sus anteriores viviendas en Borei Keila tampoco eran buenas como puede verse en este video de licadho, que fue subido al sitio The Hub:

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.