¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Israel: “Ajami”, una mirada llena de matices a la sociedad israelí

Gran ganadora de los Premios Ophir, la película “Ajami” continuará ahora su periplo ante un público internacional, pues es el largometraje israelí nominado en la categoría de película extranjera de los Premios de la Academia de 2010.

El título “Ajami” viene del barrio epónimo donde se desarrolla la historia. Escrita y dirigida por el tándem judeo-árabe formado por Yaron Shani y Scandar Copti (residente de Ajami), el argumento refleja un estilo narrativo popular tanto en la literatura como en el cine israelí.

Después de haber obtenido galardones en los Premios Ophir y en los Festivales de Cine de Cannes y Jerusalén, el camino de “Ajami” recuerda al de las últimas películas israelíes nominadas a los Óscar, “Beaufort” y “Vals con Bashir”. Hasta la fecha, “Ajami” ha recibido varios Premios Ophir (a la Mejor Película, al Mejor Director, al Mejor Guión, al Mejor Montaje y a la Mejor Composición Musical), así como el premio Mención Especial Cámara de Oro del Festival de Cine de Cannes y el Premio Wolgin a la Mejor Película en el Festival de Cine de Jerusalén de 2009.

El avance de la película aún no está disponible en inglés, pero pueden verlo en YouTube en hebreo y en árabe con subtítulos en hebreo. Para más información, visiten su página de fans en Facebook.

Yudit, autora del blog OCCUPIED, está íntimamente ligada a la película, pues vive en el mismo barrio donde la historia tiene lugar, y reflexiona:

La película de Scandar Kopti y Yaron Sheni, “Ajami”,  es como un tortazo dado sin rodeos en plena cara. Es abrumadora y sí, ahí es donde vivo. Va sobre “mi” barrio. Por supuesto, esta no va a ser una crítica cinematográfica objetiva. Conozco a la mayoría de los actores, bueno, a casi todos, al menos de cara, y muchos son muy buenos amigos míos. Los miembros del reparto han recibido formación, pero no son actores profesionales, se trata solamente de mis vecinos representándose a sí mismos en situaciones que les son familiares y reaccionando como lo harían en la vida real. De hecho, podría haber sido real.

“Ajami” es también el subtítulo del blog de Yudit. Tal y como ella misma explica:

Ajami, Agami or Adjami, o como quiera que deletrees ese nombre viene a simbolizar, a pesar de todo, el hogar. La palabra “hogar” conlleva muchas asociaciones. El mío se sitúa en Jaffa (Yafo),  que antes de 1948 significaba “la novia del mar” y ahora es un sórdido suburbio al sur de Tel Aviv.

Por su parte, Carmia describe “Ajami” en su blog Kishkushim de la siguiente manera:

Una apasionante historia de todo el balagan [caos] que acontece en Ajami: las relaciones entre vecinos judíos y árabes, entre habitantes de Cisjordania y árabes israelíes, entre cristianos y musulmanes y todos aquellos que no encajan en estas categorías.

En el blog Midnight East, Ayelet Dekel cuenta sus reacciones tras ver la película en el Festival de Cine de Jerusalén:

Si me hubieran dado una sinopsis del argumento de esta película, quizá no me habría interesado, puesto que los sucesos que en ella se narran pertenecen a un género que no me atrae especialmente. Sin embargo, Ajami es mucho más que su argumento, del mismo modo que la gente es mucho más que la descripción de las circunstancias en que nacen y de los acontecimientos que suceden en sus vidas.

Dekel también nos permite fisgonear en la vida real de Ibrahim Frege, que interpreta a Malek y a quien Dekel conoció entre bastidores después de ver la película.

Frege, de 19 años, confesó que nunca se le había pasado por la mente ser actor. Mientras aún estaba en el colegio, algunos de sus amigos participantes en los talleres de “Peace Child Israel” (una organización fundada en 1988 por David Gordon y Yael Drouyannoff para enseñar coexistencia mediante el teatro y las artes) le invitaron a unirse a ellos simplemente por diversión. Participó en el taller de teatro durante un año y después recibió una llamada en la que le preguntaron si le gustaría participar en una película. Frege cree que estaban buscando a alguien que tuviera un acento similar al que puede oirse en Nablus, ciudad natal de su personaje.

Por último, el crítico de cine Yair Raveh se pregunta en su blog Cinemascope si “Ajami” podría obtener la luz verde hacia el Óscar.

¿Podría “Ajami” convertirse en la tercera película israelí nominada en tres años consecutivos al Óscar a la mejor película en lengua extranjera (después de “Beaufort” y “Vals con Bashir”)? Muy a mi pesar, tengo que decir que lo dudo. “Ajami” es un largometraje extraordinario y, en muchos sentidos, un gran avance para el cine israelí, pero podría resultar demasiado realista, valiente, fiel a la realidad y, quizá, demasiado confusa para el votante medio de los Óscares. Además, le falta el revuelo previo a los premios del que disfrutó “Vals con Bashir” el año pasado y que “Líbano” está consiguiendo ahora mismo. Pero, quién sabe.

Lecturas recomendadas–

Israel: Corto de animación ilustra sobre el problema del bloqueo fronterizo a Gaza (Maya Norton)– Los bloggers israelíes responden al cortometraje “Closed Zone,” dirigido por Yoni Goodman.

- Líbano: Reacciones de los bloggers libaneses ante la película “Líbano” (Antoun Issa)– Respuestas desde Líbano ante la película israelí que narra las experiencias de los soldados durante la Guerra Civil Libanesa (1975- 1990). “Líbano” es el segundo largometraje en dos años, después de “Vals con Bashir”, en el que un director israelí trata este tema.

- Cannes Film Festival: Sources of Hope, Amid a Divide (Joan Dupont, New York Times)– tres películas sobre israelíes y palestinos debutaron este año en Cannes. Dupont entrevista a Copti y Shani, directores de “Ajami”.

3 Comentarios

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.