¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Profesor de la Universidad Purdue enfrenta críticas por su blog

Después de la Universidad de Butler, otra universidad de Indiana está ahora envuelta en un debate en línea sobre la libertad de expresión. Esta vez se trata de un profesor de la Universidad de Purdue que se enfrenta a muchas críticas por su blog -que mantiene en su tiempo libre y utilizando sus propios recursos, en el que expresa sus opiniones contra la homosexualidad.

El profesor Bert Chapman, un bibliotecario de Información Gubernamental y Ciencias Políticas, mantiene un blog en Townhall.com titulado Bibliotecario Conservador. El 27 de Octubre, publicó “Un caso económico contra la homosexualidad”:

Como cristiano, estoy de acuerdo con la condena bíblica al estilo de vida homosexual. Sin embargo, estamos viviendo en una nación y un mundo que rechaza cada vez más las normas bíblicas. Para defender la moralidad sexual tradicional contra la amenaza invasora de la homosexualidad y otras formas aberrantes de expresión sexual, tenemos que ser capaces de hacer algo más que citar versículos de la Biblia. Afortunadamente, hay muchas razones económicas para estar en contra de este estilo de vida y pienso que, como conservadores, necesitamos ser capaces de explicar por qué nuestro país no puede permitirse los costos financieros extremadamente altos de este estilo de vida en un momento en que estamos enfrentando peligrosamente elevados déficits públicos, deuda nacional y deuda personal.

En el post, el profesor Chapman ha expresado sus opiniones sobre la homosexualidad -utilizando datos económicos. Un número de estudiantes y de distintos grupos de estudiantes no están contentos con el artículo, algunos incluso preguntan si el profesor debe perder su trabajo.

En Queerty, un blog centrado en los derechos de los gay, lesbianas y transexuales, un blogger pregunta “¿Deberían los estudiantes de Purdue ser obligados a pagar el sueldo de un profesor intolerante?”:

Como estos estudiantes señalan, Chapman y sus simpatizantes reclamarán la libertad de expresión, a lo que el hombre sin duda tiene derecho. Y las universidades deberían, absolutamente, estar llenas de una gran variedad de voces y opiniones para fomentar el diálogo y el libre pensamiento. En eso estamos de acuerdo. Pero sin duda comprendemos la frustración de los estudiantes que ven a sus dólares de matrícula pagando el sueldo de un fanático, que abusa de sus credenciales de la Universidad para perpetrar la desinformación y las mentiras descaradas. Claro, dependiendo de cómo lo desglose Purdue, algunos de los sueldos de Chapman podrían provenir de becas o donaciones, no de las matrículas de los estudiantes. Pero eso no cambia la situación: Al mantener a Chapman en el campus, la universidad apoya implícitamente su homofobia. ¿Mantendrían un racista en su facultad?”

Pero no todos los que critican el post del Profesor Chapman quieren que pierda su trabajo. Alex Blaze en Bilerico dice:

Ir por su trabajo es una mala táctica. Entiendo que hay muchos estudiantes que no quieren ser enseñados por esta persona, especialmente los estudiantes homosexuales, pero si él no discrimina a los estudiantes en la clase o los hostiga mientras está en el trabajo (lo que es completamente posible, considerando cuán loco está su townhall.com, por lo que sugiero a los estudiantes que tienen este profesor que presten atención y sigan expresándose), parte de ir a la universidad es aprender a tolerar este tipo de situaciones y personas.

Varios estudiantes han escrito al periódico de la escuela pidiéndole la renuncia, pero muchos otros están tomando la ruta más apropiada “no darle importancia a Chapman”.

La portavoz de la Universidad de Purdue, Jeanne Norberg, ha declarado que el blog del profesor Chapman es un discurso protegido bajo la Primera Enmienda:

Norberg dijo que Chapman actuó dentro de la política de la universidad al incluir una aclaratoria de responsabilidad en su blog que sus puntos de vista no necesariamente reflejan los de la institución.

“Hay muchas cosas en Internet que serían ofensiva para muchos, pero que están protegidas por la Primera Enmienda,” dijo Norberg. “La mejor respuesta es expresarse, que es exactamente lo que nuestros estudiantes y algunos profesores están haciendo”.

El diario estudiantil de la Universidad, El Exponente, ha recibido muchas cartas sobre el tema, de ambos lados. Casimer Kevin, del último año de la Facultad de Artes Liberales, en su columna invitada en El Exponent dice que el profesor Chapman tiene derecho a expresar su opinión, pero su posición va en detrimento de Purdue como universidad:

En el caso de Chapman, fue contratado y se le dio un cargo con la expectativa de que contribuiría positivamente a la reputación de Purdue. Si sus colegas y empleadores creen que, en cambio, está teniendo un efecto perjudicial, tienen todo el derecho a decirlo.

Las personas que están hablando públicamente en contra de Chapman, en su mayor parte, no están pidiendo que sus comentarios sean retirados o que se disculpe por ellos; no están tratando de impedir que ejerza su libertad de expresión.

Paul Deignan, del ultimo año de la Facultad de Ingeniería, dice que los ataques contra el profesor Chapman “son la semilla de la censura”:

Soy incapaz de comprender por qué piensan que es apropiado pedir la destitución del Prof. Chapman por sus propias opiniones, cuando no tienen evidencia alguna de que las ponga en práctica, en absoluto, que él incluso crea en ellas, pues no ha hecho más que publicar especulaciones. Por lo que saben, incluso podría estar interpretando el papel de abogado del diablo. Sea o no que sus propias opiniones son correctas (que pueden muy bien serlo), su comportamiento es la semilla misma de la censura y la antítesis de la libertad de expresión y la libre investigación.

2 Comentarios

  • Pienso que cada persona es libre de expresar sus opiniones, nadie puede cuestionar aquello. La libertad de expresion es un principio fundamental, si a alguien no le gusta lo que se publica, pues simplemente deje de leerlo o seguirlo, se debe respetar las formas de pensar.

  • carlos azpiroz cardozo

    La libertad de expresión es fundamental preservarla y por lo tanto las opiniones sean las que sean deben ser respetadas, el problema es que la opinión sobre un determinado tema debe basarse sobre un perfecto conocimiento sobre el tema de lo que se opina, la homosexualidad no es un estilo de vida, ni siquiera una opción (algo por lo que se pueda optar o no), por lo tanto la opción sería hacer desaparecer a los homosexuales (ocultarlos, internarlos, encarcelarlos, matarlos), puesto que obligarlos al celibato no impediría que siguieran siendo homosexuales, todo esto nos lleva a que el profesor Chapman coincide con Darwin en que deberían ser exterminados para mejor selección de la especie (que ironía evolucionista y creacionista en perfecta armonía)

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.