¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Haití: Más allá de la capital

Mucha de la cobertura sobre la destrucción como consecuencia del terremoto se ha centrado en y alrededor de la ciudad capital de Haití, Puerto Príncipe. Pero muchas otras zonas cercanas al epicentro del terremoto también han sido afectadas, como lo señalan prestamente los bloggers…

Jacmel, ubicado a unos 40 kilómetros al sur de Puerto Príncipe, está “varada y cada vez más desesperada”, según Repeating Islands’ que volvió a publicar un extracto de “el galardonado equipo de reporteros del Miami Herald“:

Los habitantes de Jacmel, una pintoresca e histórica ciudad portuaria del Caribe que ha sufrido daño generalizado y que ha quedado aislada de Puerto Príncipe al norte, se quejan de que los han olvidado. Cuatro días después del terremoto, que azotó a Jacmel con igual fuerza, dicen que siguen esperando comida, agua, provisiones médicas y trabajadores de rescate.

A pesar del descontento del blog “acerca de la naturaleza de la cobertura del terremoto en Haití en la televisión estadounidense y en otros medios”, en otro post sigue al equipo del Herald mientras informan acerca de otra zona que está recibiendo la atención de los medios: Carrefour:

Este pueblo, que el martes fue el epicentro del terremoto, está viviendo en el epicentro del olvido.

Mientras tanto, Pwoje Espwa – Hope in Haiti informa sobre los trabajos de auxilio que se están dando en Les Cayes:

En contraste con la situación en Puerto Príncipe, la ONU está dirigendo los trabajos de ayuda en Les Cayes, y estará coordinando y brindando una plataforma para los trabajos de todas las ONG que trabajan en la zona. No queda combustible para comprar en Cayes y a la ONU le queda muy poco. Los chicos de la ONU no están seguros de cuándo les entregarán comida y combustible. Todos estamos nerviosos por esto. Hubo un vuelo comercial en Tortugair esta tarde desde Cabo Haitiano a Cayes, y dejaron a un grupo de 8 cirujanos ortopédicos para trabajar en el hospital.

A medida que la gente llega acá desde la destrozada capital, los asistiremos en todas las maneras que podamos. Algunos necesitan dinero para ir con la familia en la costa o en el interior; algunos requieren atención médica; todos están hambientos y con sed; casi todos necesitan ropa y zapatos, así como artículos de higiene personal. Algo tan simple como dejar que esta muchacha usara mi teléfono celular para llamar a su madre que estaba bien y en Cayes fue trascendental para ella y su madre.

Konbit Pou Ayiti dice que “Haití KONPAY ha estado jugando un papel crítico coordinando una rápida respuesta a la crisis en Jacmel y Puerto Príncipe… buscando dos estrategias principales”:

1. Entregar apoyo inmediato a las personas que están en Jacmel y en Puerto Príncipe coordinando el transporte de provisiones y voluntarios. Designar cuidadosamente las intervenciones de los voluntarios para evitar agravar la creciente escasez de comida y agua.

2. Exhortar la evacuación de Puerto Príncipe y establecer los recursos necesarios para asistir a las víctimas cuando llegan al campo evaluando los recursos existentes en zonas alejadas enviando equipos y equipamiento a las clínicas.

El post cita un informe “desde Amber Munger en el terreno en Puerto Príncipe”:

Estos son algunos detalles de los daños en Jacmel, una ciudad de 34,000 (habitantes):

· 1,785 hogares completamente destruidos

· 4410 hogares parcialmente destruidos

· 87 negocios comerciales destruidos

· 54 colegios destruidos

· 24 hoteles destruidos

· 26 inglesias destruidas

· 5730 familias desplazadas

· El número de muertos se acerca a los 3,000, cerca del 10% de la población
(Informado por Gwenn Mangine, http://www.mangine.org/)

Mangine publica también imágenes del (severamente dañado) hospital general, con una actualización adicional el domingo 17:

…notamos que la farmacia principal del pueblo estaba abierta. Así que fuimos y les compramos todo lo que tenían de la lista— alcohol, desinfectante para manos, agua oxigenada, artículos para heridas, medicamentos… (otra camionada.)

Ayer esperábamos un gran embarque de provisiones, pero recibimos una caja. Aun asi –nos apresuramos a ir al hospital con la caja. Mayormente antibióticos y artículos para golpes– ambos desperadamente necesitados. Los doctores estaban encantados.

Pye's in Haiti discute la situación “de ocupada locura” en la pista de aterrizaje del lugar:

Teníamos un avión lleno de provisiones listo para venir, pero el aeropuerto de San Juan no dejó salir al avión con las provisiones médicas…. Tenemos la esperanza de que hoy empiecen los vuelos de provisiones y medicinas.

Y Darren Tyler de Conduit Mission, que ha estado tratando de mandar provisiones de emergencia a Jacmel en bote, comparte una actualización de un miembro de su organización que está en el terreno:

Se puede  usar el puerto, los cruceros pueden entrar. Necesitamos mucha ayuda en la ciudad. ¿Qué clase de provisiones hay en el bote? ¿Qué tan rápido pueden llegar acá? Estamos empezando a sentir que la gente se está frustrando y asustando….

Con regularidad hay actualizaciones en Twitter. @melindayiti notó (15 de enero) que “Jacmel es un desorden – tenemos aviones y botes ¡pero los coordinadores estadounidenses no nos dan la autorización para entrar!” Y unas cuantas horas más tarde agregó: “2 botes en camino, todavía no hay autorización para aterrizaje de avión con críticos equipos médicos”. Mientras tanto, @RescueJacmel, una nueva cuenta de Twitter, está intentando asegurarse de que los esfuerzos internacionales de rescate no pasen por alto a la pequeña ciudad.

Los video bloggers también están registrando sus experiencias, y videos desde Les Cayes y Jacmel están recibiendo mucha anteción en YouTube y otros sitios web para compartir videos. El Instituto del Cine en Jacmel también publicó relatos de testigos oculares del terremoto.

Lougou Corner es uno de los blogs deseosos de brindar información de su comunidad:

# Nos comunicamos por última vez con Ginette el jueves pasado por la noche y ella dijo que un éxodo de personas ya había salido de Puerto Príncipe y regresado a las provincias y áreas rurales.
# Nos comunicamos por e-mail con algunos ministerios en Cayes y ellos informar0n que los hospitales en Cayes están repletos con pacientes que regresan de Puerto Príncipe y otras zonas afectadas en las provincias.

Hemos visto de primera mano en Lougou cómo cambia una comunidad entera cuando sus habitantes tienen voz en los temas que afectan sus propias vidas. Tienen el mejor conocimiento de lo que puede y podría hacerse para satisfacer sus apremiantes necesidades y traer cambios duraderos a su comunidad.

Y por último, de una blogger caribeña que vive en EEUU, llega un conmovedor relato de la búsqueda de su amigo para encontrar a su madre, muy probablemente en un barrio de Puerto Príncipe:

‘Cuando llegábamos a la cuadra, primero caminé derecho por la casa porque una buena parte estaba totalmente demolida. El gimnasio que estaba al frente también estaba demolido con un olor realmente fuerte que venía desde ahí entre los ladrillos. Cuando le pregunté a la gente si conocían a mi mamá, negaron con la cabeza hasta que les mencioné su apodo, Tita. Y fue como “Oh, si”, con alegría en sus ojos. “Está ahí en la casa de al lado”.

‘Abrí, la puerta. Me daba la espalda. Le toqué el hombro. La sorpresa, las lágrimas, el abrazo fue tan fuerte de explicar. Fue un momento increíble. Me apretó tan fuerte, loca de alegría. Me hizo desfilar por la calle. “Conzocan a mi cuarto hijo. Vino por mí”, dijo. “Vino por m픑.

Solamente podemos esperar a que salgan historias similares de otras áreas afectadas. Para más sobre el terremoto en Haití, visita nuestra página de cobertura especial.

Nicholas Laughlin colaboró con este post.

La imagen de miniatura usada en este post, Delmas 33, es de AIDG, y está usada bajo licencia de Creative Commons. Visita la galería de  fotos de AIDG en flickr.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.