¿Ves todos los idiomas que hay? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Lee más sobre Traducciones Lingua  »

Australia: Un día de Australia lleno de Celebración y Protesta

Los australianos celebraron el Día de Australia el 26 de enero, un día festivo que se celebra una vez al año a nivel nacional, recordando la llegada de los colonizadores británicos a tierras australianas hace más de dos siglos. El día tiende a provocar sentimientos encontrados, ya que los indígenas australianos se refieren al suceso como el Día de la Invasión, recordando el día en que los Británicos invadieron sus tierras.

El día de Australia es usualmente un evento de perfil bajo que se celebra bajo el sol del verano, con la familia y amigos disfrutando una parrilla y cerveza antes que la realidad de la vida laboral y estudiantil regrese.

“Excesivo patriotismo”

Sin embargo, en el día de Australia de este año hubo un boom de patriotismo y debates acerca de la identidad australiana. Las banderas australianas estaban inusualmente omnipresentes en todo el país, algo nuevo para celebrar este día festivo nacional. Se podían ver banderas miniatura en los carros, tiendas y en la fachada de las casas. Twitter también fue testigo del boom del orgullo patriota de ser australiano, con el tema Happy Australia Day (Feliz Día de Australia) que se hizo un  Trending Topic (tema de tendencia) por varias horas durante el día.

El siguiente tweet resume el estado de ánimo respecto a esta fiesta nacional:

Meg Mclachlan @megasaurus_x: @Pink Feliz día de Australia por ayer! Espero que hayas tenido una pequeña bandera para celebrar al país que te más QUIERE. ¡Tomé un Victoria Bitter (cerveza popular en Australia) en tu honor!

Algunos bloggers australianos estaban atónitos por la excesiva muestra de patriotismo de ayer, lo que incluye lo siguiente de Eva Cox on Crikey!:

Lo que me pone ansiosa es el abuso de símbolos, junto con el patriotismo excesivo, en lo que ha devenido esta celebración. Parece haber empezado poco después del Bicentenario pero ha llegado a ser un símbolo mucho más problematico de la fractura de identidades. ¿Cómo hemos logrado cambiar esta fiesta en una celebración de algo que creíamos un poco pasado de moda?

Hace cinco años que los disturbios de Cronulla (raza) se convirtieron en un estándar de comparación acerca de un tipo particular de vandalismo nacionalista. ¡La bandera está en todas partes! Este no es un cambio que se ha desarrollado localmente pero que imita a EE.UU, que tiene banderas flameantes y tiene un día de la bandera! Estoy en contra de las banderas en los carros, en los rostros, en polos, en toallas y ¡probablemente en condones! Las imágenes de Cronulla nos deberían advertir que ese abuso de símbolos es de mal gusto y peligroso, ya que permite que la multitud irreflexiva gobierne, lo que alimenta el totalitarismo.

El nacionalismo y patriotismo tienen lugar en nuestras historias y presente pero no deben usarse como motivos proselitistas para incluir o excluir grupos en base a vulgares suposiciones de lealtad y cosas en común. Aprecio vivir en Australia sin necesidad de caer en una hipérbole. Conceptos como valores “australianos” son difíciles de definir, ya que la mayoría parece ser lo que esperaríamos en cualquier comunidad civilizada razonable.

El Blogger Club Wah hizo eco de sentimientos similares en un post titulado, “Necesitamos no tomarnos tan en serio el Día de Australia”:

Hasta ayer, la única vez que realmente celebré el Día de Australia fue cuando estuve en Londres. Desde esa época, he estado entre los escépticos, criticando el patriotismo exagerado, lamentando que el 26 de enero celebre la invasión de la Australia aborigen y me asusta el fenómeno reciente de que nuestro día nacional se haya convertido en una excusa para que las personas expresen libremente sus perspectivas xenófobas.

Los extremos de la izquierda y derecha del espectro político se han esforzado para raptar el Día de Australia, así que ahora cuando transcurre, genera la misma serie de debates que van desde la República Australiana hasta las cifras de inmigración…

Mientras terminaba el Día de Australia en un restaurante vietnamita en St Albans, pensé acerca de cuánto me divierto haciendo cosas que no apreciamos. Eso es lo que debería ser el Día de Australia. En vez de tomarlo para subrayar nuestros problemas y agendas políticas – lo que podemos hacer cualquier día – debemos usarlo para mostrar la cosas maravillosas de Australia y lo que significa ser australiano. No debería ser un día de culpa, ni tampoco de nacionalismo ni de exclusión social.

No todos los posts acerca de la celebración fueron negativos, como lo muestra el blogger y taxista de Sidney, Cablog, contando cómo pasó su día de Australia en el trabajo:

Temprano esta mañana un pasajero borracho dijo, “¿Día de Australia? Ni si quiera sé qué es lo que celebramos. A lo que su pareja respondió, “No importa, estamos jodidamente seguros que empezaremos el día metiéndonos un tiro, eh? Y los dos ríeron con antelación.

Aún cuando ellos eran de herencia Anglo, anoche me saludaron personas de diferentes nacionalidades, incluyendo los que no son ciudadanos. En el momento de la cena, los dueños turcos me desearon un Feliz Día de Australia, así como lo hicieron dos baristas mujeres durante el turno, una argentina y una colombiana.

Éstas fueron las  instrucciones emitidas por el Rey Jorge III para el gobernador Felipe con el fin de establecer la primera colonia blanca. Los principios de fundación que contrastan con el punto de vista de los colonos blancos que eran invasores que rondaban y  tenían poca consideración por los indígenas.

Estas intenciones admirables de la corona para con los aborígenes son por lo tanto una de las cosas que merece la pena celebrar en este día. Algo que pude haberles explicado a los pasajeros que mencioné anteriormente, que se preguntaban por el Día de Australia mientras esperaban su gramo de coca.

Protesta contra la censura en Internet

El día de Australia tuvo una cantidad considerable de controversia, lo que incluyó al Great Australian Internet Blackout (El gran apagón de Internet en Australia), cientos de páginas web australianas interrumpieron su funcionamiento en el Día de Australia como parte de una campaña en curso contra el plan del gobierno australiano de imponer un filtro de censura obligatorio como en China.

Las páginas web incluyeron la del tercer partido político más importante de Australia, los Australian Greens, proveedores del servicio de internet, medios de comunicación en línea, bloggers, y activistas, tales como Electronic Frontiers Australia.

Entre los tweets de celebración del Día de Australia, se arraigó la crítica al filtro de censura del internet que se ha planeado:

Symod J. Urich @symodhcn: Australia es obviamente la próxima China. ¡Feliz Día de Australia! Ojalá no tuvieras este gobierno… #thegreataustralianinternetblackout

Las heterogéneas reacciones acerca del Día de Australia revela una nación joven que aún trata de encontrar su camino y su propósito. Incluso es difícil definir una identidad australiana unificada y abarcadora. No es una tarea fácil tratar  de reconciliar el pasado de ancestros aborígenes y blancos colonos anglosajones con un presente multicultural. La verdad es que nos deja con la duda.

1 Comentario

  • asdasdawse

    i want to see the tasmanian tiger

Únete a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.