¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

EEUU: En el Censo, sólo algunas razas cuentan

Census photo by the US Department of Agriculture (flickr: USDAgov)

Foto del Censo por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (flickr: USDAgov)

Es tiempo que los ciudadanos y residentes de los Estados Unidos de América se levanten y sean contados. Todos los hogares recibirán un formulario de la Oficina del Censo de los Estados Unidos que deberá ser rellenado y enviado al gobierno antes del primero de abril. El Censo tiene como objetivo proporcionar un “retrato” detallado del país que ayude a determinar cómo se gasta el dinero de los impuestos. El formulario ha sido traducido a varios lenguajes para asegurar que la diversidad esté representada en las respuestas, pero algunos ciudadanos se quejan de que el asunto de la raza no ofrece suficientes respuestas para una idea precisa de sus antecedentes culturales y étnicos.

Cambiando definiciones

Cada diez años, el Censo cuenta el número de personas que viven en un mismo hogar, su género y su raza.

El asunto de la raza ha sido adaptado a lo largo del tiempo para incluir la siempre cambiante composición racial y étnica del país. En 1850, por ejemplo, las únicas alternativas eran “blanco”, “negro” y “mulato”, mientras que 30 años más tarde, también se incorporaron las opciones de “chino” e “indio” (que probablemente significaba nativo americano)

El 2000 fue el primer año en el que se les permitió a los encuestados marcar más de una categoría racial; los datos resultantes mostraron que cerca de 7 millones de americanos se designan como de dos o más razas.

Échele un ojo al formulario de Censo para ver las diferentes categorías disponibles hoy. Aunque las opciones raciales son amplias, no todo el mundo siente que es tomado en cuenta.

¿Son los árabes blancos?

Este año, ha habido controversia en la comunidad árabe-americana, con respecto al asunto de la raza, porque no se  ha incluido “árabe”. Se supone que los árabes deben marcar “blanco” como raza, o pueden escribir “árabe” o el origen étnico elegido (ej: sirio, saudí), aunque ellos aún serán contados como oficialmente blancos. Maytha en Kabobfest cree que esto es quitarles poder a los árabes-americanos:

Debido a la extrema variación en el fenotipo,  en la “gruesa morfología” (como la llama el profesor de Princeton Kwame Anthony Appiah), las identificaciones estado-nación, las identidades religiosas superpuestas, y las inconsistentes categorizaciones raciales de las cortes y gobiernos federales, mi presunción es que ha sido una tarea difícil decir qué categoría o clasificación describe apropiadamente la experiencia de ser “árabe” en los EE.UU. pero como lo demuestran las imágenes de arriba, ha hecho el trabajo de quitarle poder a los privilegios de las minorías y ha dejado poca o nada de seguridad en momentos de necesaria protección de los derechos de las minorías.

Tal como Maytha, otros bloggers árabes-americanos no sienten que encajen en las categorías disponibles. Sarah Alaoui, marroquí-americana, explica por qué “blanco” no la describe:

Porque “blanco” no solo representa un color. Lo que el término “blanco” significa en los Estados Unidos hoy es algo que trasciende cualquier color de piel. Blanco significa los suburbios y blanco significa riqueza y blanco significa vallas. Algunas personas pueden argumentar, entonces, que encajo en la categoría de blanco, basadas en mi definición del término. Pero blanco también significa sin preguntas jamás, sin chequeos extra de seguridad en el aeropuerto, sin pronunciaciones erradas de mi apellido o sin decirme que tengo un nombre “exótico” precediendo a la pregunta de mi lugar de origen. Ser blanco significa ser intocable en este país.

Hay campañas, sin embargo, defendiendo que los árabes escriban su raza en el censo (escribí acerca de la campaña Yalla! Count en mi blog aquí). Helen Samhan, escribiendo para Arab American News, explica una opción que tienen los árabes-americanos en el Censo:

Una opción es escoger la categoría de “Alguna otra raza” y escribir su identidad étnica. Esto da voz a nuestra preocupación acerca de los límites de las categorías raciales actuales, pero nos permite ser contados por las razones primarias por las que el censo es realizado: prorrateo en el Congreso y distribución de fondos federales a los estados y localidades. ¿Se imaginan el impacto en las ciudades de Dearborn, Michigan, o Paterson, New Jersey si su considerable población árabe-americana quedara fuera del Censo del 2010? Los fondos disponibles para escuelas, caminos, hospitales y otros bienes al servicio de la comunidad quedarían cortos.

¿Son los latinos negros o blancos?

Los árabes no son los únicos preocupados por el Censo. Hay mucha discusión entre las comunidades Hispanas y Latinas sobre un número de asuntos, incluyendo la raza. En un artículo en el diario de Puerto Rico* El Nuevo Día, Keila López Alicea escribió (ahora archivado) en un artículo titulado “No, yo no soy negro”:

Café con leche, color chavito, trigueño, jabao… Todos son términos usados por los puertorriqueños para describir su color de piel, unos tonos producto de mezclas entre la raza blanca y la raza negra, pero que no son ni lo uno ni lo otro y, por lo tanto, no aparecen entre las opciones que ofrece en Censo de Puerto Rico.

Un blogger argentino que vive en Texas y escribe en Croníca de Nuestro Viaje a Houston (sic) refleja el problema del origen hispano y dice que hay una explicación a la forma en que “Latino” no es considerado una raza.

y yo me pregunto, los que no son blancos, ni negros, solo “morochitos” en cual entrarían? en “Otros”?… No se, me llamo la atención esta pregunta y su correspondiente aclaración.

Las parejas homosexuales pueden ser felices al saber que hay una forma de marcar sus asociaciones en el censo. Zona Diversa, un blog puertorriqueño LGBT, dice: las organizaciones de derechos homosexuales en Puerto Rico han explicado que aunque no hay preguntas de orientación sexual o identidad de género, la gente puede destacar las relaciones consensuales y el sexo al que pertenece cada uno, en la pareja.

Importante ser Contado

Otros segmentos de la comunidad han discutido boicotear el Censo como esfuerzo para presionar al gobierno hacia una reforma de inmigración. Sobre ese punto, Beverly Pratt, escribiendo para Racism Review, argumenta:

Como activista en formación, definitivamente respeto el derecho de todos a boicotear. Sin embargo, veo este boicot más perjudicial que beneficioso. Si nosotros en la comunidad Latina queremos fortalecer nuestra voz, necesitamos participar en el “colector de voz” oficial mientras continuamos nuestra lucha a través de otros medios pacíficos y productivos. Yo, por mi parte, deseo ser contado como un mejicano-americano que vive en los Estados Unidos, sabiendo bien que los académicos, políticos y activistas estudiarán mi identidad ya que reside en el conjunto común de nuestra nación.

Los iraníes-americanos también están trabajando para conseguir que sus identidades raciales y étnicas sean contadas. En un anuncio de servicio público, protagonizado por el cómico iraní-americano Maz Jobrani (abajo), la comunidad argumenta que los iraníes deberían hacer “declaraciones explícitas de nuestra nacionalidad ‘iraní’ o ‘iraní-americana’ en la pregunta 9 del Censo, que pregunta ‘¿Cuál es la raza de la persona 1'?”

*Los residentes de Puerto Rico también toman parte en el Censo de EE.UU.

2 Comentarios

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.