Israel: Librando la Guerra digital de la flotilla

Es innegable el impacto global que han tenido las redes sociales y la web en tiempo real a medida que esta historia se ha desarrollado. Desde Twitter y Facebook hasta foros activos e hilos de discusión, el campo de batalla ya no es el Mediterráneo, sino una cacofonía digital de datos. Es una lucha por la verdad, una guerra por la validez de los hechos, por ver quién tiene la razón y qué datos están mal. Quién puede atraer más atención a su versión de la historia y quién puede cerrar la página del contrincante. Elegir un bando es tan fácil como unirse a un grupo de Facebook. Mostrar apoyo es tan sencillo como retuitear un post o compartir una actualización de estado.

Los organizadores de la flotilla, las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF por sus siglas en inglés) y el mundo entero están siendo testigos del enorme poder del flujo de información. Lo que es más importante, se están dando cuenta de que, hoy en día, este flujo es imposible de bloquear. Las herramientas que son las redes sociales como Twitter y Facebook crean canales inmediatos que dan a cualquier usuario la capacidad de publicar un mensaje, sin obstáculos y a coste bajo o cero. Una vez que están en línea, los mensajes pueden ser transmitidos fácilmente a través de redes de amigos y seguidores, casi siempre leídos por poca gente, pero llegando en ocasiones a millones de lectores.

El término ‘Flotilla‘ ha sido tendencia en Twitter durante 20 horas en el último día y medio. Solo este hecho es una gran victoria para sus organizadores y el movimiento Gaza Libre. Las consecuencias de que un tema llegue a ser tendencia a nivel global son importantes: atención y visibilidad a escala masiva. Decenas de miles de mensajes han sido publicados en unas horas, la mitad de los cuales incluyen enlaces a páginas web.

Al planear la operación, las IDF dieron prioridad a asegurarse de que ninguna información fuera filtrada por parte de los activistas durante la operación con el objetivo de hacer la guerra electrónica. Israel tenía que ser el primero en dar noticias del resultado de los acontecimientos. Su intención era bloquear en todas sus formas las comunicaciones procedentes de los barcos de los activistas, y hacer que los primeros en informar al mundo fueran los periodistas que iban a bordo de barcos israelíes. Muy a su pesar, el plan no funcionó.

Avraham Pechter ha argumentado que Israel debería haber abierto sus vías de comunicación con tiempo:

IDF should have started the operation with a continuous and open communication wave on TV and radio, accompanied by journalists that joined the forces. Describing the events in realtime to the whole world would prove IDF's claims – faced with a violent, organized trap that reached a life threatening situation necessitated opening fire – justified given the circumstances. Adding international journalists would have neutralized the worldwide hostility…

Las IDF deberían haber comenzado la operación con una oleada de comunicaciones continua y abierta en radio y televisión, de la mano de los periodistas que se unieran a las fuerzas. Describir los hechos en tiempo real al mundo entero hubiera probado las afirmaciones de las IDF —que se encontraron con una emboscada violenta y organizada que derivó en una situación de riesgo para sus vidas en la que se hizo necesario abrir fuego—, algo justificado dadas las circunstancias. La presencia de periodistas internacionales hubiera neutralizado la hostilidad mundial.

Yoni Ben-Menachem añade:

Its time to reorganize Israel's communications strategy, otherwise Israel will fight the de-legitimization happening against it with “empty hands”. Its time to crumble existing systems, waiting will cause further harm to Israel.

Es hora de reorganizar la estrategia de comunicación de Israel, en caso contrario el país se enfrentará con las manos vacías a la deslegitimación que le amenaza. Es hora de derribar los sistemas existentes, que esperan el momento de causar más daño a Israel.

Roni escribe:

Playing the provocateur's game – that's the biggest weakness. Israeli failed miserably with regards to PR. The foreign ministry, headed by one of the biggest militants our country ever saw, should be in charge of this subject. From reading newspapers around the world, all us Israelis seem like we support the operation. We have no right to act surprised that the world hates us – since there was no effort made at trying to explain our stance, or to compromise. When you look at the cold facts, Israel seems aggressive, illogical and fundamentalist. The problem with this government and country, and the extremists leading us to total loss, don't understand that we also need to get along with the world, not only fortify our opinions and say that we are right no matter what everyone else thinks.

La mayor debilidad es jugar al juego de la provocación. En lo que concierne a las relaciones públicas, los israelíes hemos fracasado estrepitosamente. El ministerio de asuntos exteriores, dirigido por uno de los mayores militantes que haya visto nuestro país, debería encargarse de este tema. Al leer periódicos de todo el mundo, parece que todos los israelíes estemos a favor de la operación. No tenemos derecho a sorprendernos de que el mundo nos odie, ya que no se ha hecho ningún esfuerzo por tratar de explicar nuestra posición, ni por comprometerse. Si se consideran los hechos objetivos, Israel parece agresivo, ilógico y fundamentalista. El problema de este gobierno, de este país y de los extremistas que nos llevan a la deriva absoluta, es que no entienden que también debemos llevarnos bien con el mundo, no solo atrincherarnos en nuestras opiniones y decir que tenemos la razón a pesar de lo que piensen todos los demás.

El uso de Twitter no está generalizado en Israel, pero ha sido adoptado por los cargos del gobierno (@IsraelMFA, @IsraelConsulate, @Tzipi_Livni) y algunos medios (@Haaretz, @liquid_rotter, @galey_zahal). Entre los que publican en hebreo en Twitter, muchos parafrasean los titulares de prensa, como ephic:

RT @nrgcoil the cabinet: intercepting the flotilla – self defence against Hamas: at the end of a discussion on the IDF operation against the activist boats heading towards Gaza http://bit.ly/aPQmOL

RT @nrgcoil el gabinete: intercepta la flotilla, defensa propia contra Hamás: fin de una discusión sobre la operación de las IDF contra los barcos de activistas dirigidos a Gaza http://bit.ly/aPQmOL

Algunos eligieron un cinismo mordaz:
romanrap:

Who is supporting to send a humanitarian flotilla to help the kurds or armenians in Turkey? And of course, not stop when asked to. And if possible, place some clubs and knives on board.

¿Quién apoya enviar una flotilla humanitaria a Turquía para ayudar a los kurdos o los armenios? Y por supuesto, que no paren cuando se les pida. Y si es posible, que lleven palos y cuchillos a bordo.

Y otros ofrecieron su crítica:
dkapuchino:

Israeli shouldn't have been on that boat, and in any case, the Gaza siege is ridiculous. We should respond to violence with *full* force, but the flotilla was not violent.

En ese barco no deberían haber ido israelíes, y en todo caso, el bloqueo de Gaza es ridículo. Deberíamos responder a la violencia con fuerza *plena*, pero la flotilla no era violenta.

Facebook es bastante más popular en Israel. En los últimos días Facebook ha sido usado para albergar discusiones en páginas de perfil y de grupos. Un grupo de Facebook llamaba a dar muestras de apoyo para las IDF y otro grupo más pequeño reunió a los que pedían la dimisión de Bibi Netanyahu y Ehud Barak. Uno de los grupos más grandes (40 000 miembros) pide el apoyo de los israelíes a un boicot de bienes turcos con el siguiente eslogan: “No venderé mi orgullo nacional por 500 € todo incluido”.

Amir Mizroch escribe sobre el poder del símbolo ‘#’ contra el símbolo ‘$’, subrayando la incapacidad de Israel para desplegar adecuadamente la comunicación:

Israeli commandos may not have known that members of the Free Gaza flotilla were carrying knives, guns, and metal bars. But they should have known that many in the incoming flotilla were armed with cameras, cell phones, blogs and Twitter accounts. For a country so technologically advanced, and with such acute public diplomacy challenges, to fail so miserably at preparing a communications offensive over new media is a failure of strategic proportions…

Social media is cheap and is antithetical to centralized bodies and subverts their authority. It is, so far, proving to be one of the asymmetrical weapons of choice for grassroots activists…

While Israel is justifiably known as the world’s “Start-up Nation” for its technological dynamism and entrepreneurship, we are being beaten hands down on the PR uses of this new technology. We may be a start up nation, but we are bricks and mortar communicators. Our adversaries have cntrl-alt-deleted us.

Puede que los comandos israelíes no supieran que los miembros de la flotilla Gaza Libre llevaban cuchillos, armas de fuego y barras de hierro. Pero tendrían que haber sabido que muchos estaban armados con cámaras, teléfonos móviles, blogs y cuentas de Twitter. Para un país tan avanzado tecnológicamente, y con retos tan acuciantes en diplomacia pública, que el despliegue de una ofensiva comunicativa a los nuevos medios haya fracasado es una derrota de proporciones estratégicas…

Las redes sociales son asequibles, son antitéticas a los organismos centralizados y subvierten su autoridad. Por el momento, están desmostrando ser una de las armas asimétricas preferidas por los activistas sociales… Aunque Israel se ha ganado la fama de ser la “nación start-up” del mundo, por su dinamismo tecnológico y emprendedor, nos están ganando completamente en el uso para las relaciones públicas que se puede dar a esta nueva tecnología. Puede que seamos una nación start-up, pero en comunicación estamos tan atrás como el ladrillo y el cemento. Nuestros contrincantes nos han ctrl-alt-suprimido.

Luke Appleby, bloguero de tecnología neocelandés, describe el rol crucial que la tecnología ha jugado:

the role of technology in this episode can't be overlooked – in fact, it was crucial.
It further demonstrates the impact social media and portable devices can have in aiding the free flow of information, especially in alerting the world to governmental actions, policies and decisions.
People are becoming selective in what they believe, taking information from a vast array of sources and making up their own minds, and that has to be a good thing.
The world is entering a new age – an age of accountability, rapid circulation and global connectivity. There is always someone watching, tweeting, blogging or uploading.

el rol de la tecnología en este episodio no puede soslayarse, de hecho ha sido crucial. Se ha demostrado una vez más la capacidad que las redes sociales y los dispositivos portátiles pueden tener para contribuir al flujo libre de la información, sobre todo cuando hay que alertar al mundo de las acciones, políticas y decisiones de los gobiernos.

La gente está haciéndose más selectiva en lo que cree, obteniendo información de una amplia variedad de fuentes y formando sus propias opiniones, y esto tiene que ser algo bueno. El mundo está entrando en una nueva era: una era de responsabilidad, rápida circulación y conectividad global. Siempre hay alguien observando, tuiteando, blogueando o subiendo.

A este post siguió un comentario interesante y relevante.
comentario 1:

in regards to the technology, I agree with above comments – information is still bias and without an understanding of the wider context of the situation opinions are cheap.

en lo que concierne a la tecnología, estoy de acuerdo con los comentarios anteriores: la información siempre está sesgada, las opiniones no valen mucho si no se ha comprendido el contexto general de la situación

comentario 2:

These networks definitely work to the advantage of people trying to get a message out, but they are not necessarily high quality reports. They're likely to be biassed in favour of the reporter. I am not backing the Isrealis or anything, but the picture is still far too confusing to draw any conclusions.
However the vast amount of “information”, mostly trite, tends to bury the important stuff. After a few hours it has been wiped from the social consciousness.
Perhaps this is one reason why the Isrealis boarded so far off shore. Close inshore means more phones etc working making it easier to send voice/pictures/video. Far offshore limits the communications to specialised gear like sat phones etc.

Está claro que estas redes funcionan de manera ventajosa para los que intentan difundir un mensaje, pero no son necesariamente periodismo de alta calidad. Con toda probabilidad, estarán sesgadas a favor del reportero. No es que apoye a los israelíes, pero la situación es todavía demasiado confusa como para sacar conclusiones.
De todas maneras, una cantidad descomunal de “información”, en su mayor parte trivial, tiende a enterrar lo que realmente importa. Después de unas horas, habrá desaparecido de la conciencia social. Puede que esta sea una de las razones por las que los israelíes abordaron el barco cuando estaba mar adentro. De haber estado más cerca de la costa, hubiera habido más teléfonos y demás aparatos funcionando, facilitando el envío de voz/imágenes/vídeo. La lejanía de la costa limita las comunicaciones al equipo especializado, como teléfonos por satélite, etc.

Puede que esta sea la razón por la que Israel eligió interceptar los barcos en aguas internacionales. Pero todavía no se sabe la verdadera razón.
Estoy seguro de que, a medida que los activistas vayan llegando a sus países de origen, empezaremos a recibir más información sobre lo que ha pasado. Ayúdenos a sacar a la luz todos los datos de los muchos aspectos de la historia, y sigan enviándonos enlaces a perspectivas que todavía no hayan sido oídas ni subrayadas.

Vaya a nuestra página especial sobre el asalto a la flotilla.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.