¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Egipto: Vegetarianos a causa de la economía

Los precios de la carne roja aumentaron dramáticamente en Egipto hace un par de meses atrás. Esté o no relacionado con el estado actual de la economía mundial, lo que está claro es que los egipcios están siendo empujados a “abrazar” el vegetarianismo debido a los altos precios. Algunos ciudadanos egipcios han tratado de animar a otros a boicotear el mercado de la carne, esperando que esta iniciativa ayude a bajar los precios.

Meat market near Ataba, Egypt - by Furibond on Flickr

Carnicerías cerca de Ataba, Egipto – de Furibond en Flickr

Masr Al Youm nos informó de esto en su blog [Ar]:

تبدأ جمعيات حماية المستهلك، اليوم، إطلاق حملتها لمقاطعة استهلاك اللحوم فى القاهرة وجميع المحافظات، احتجاجاً على ارتفاع أسعار اللحوم البلدية.
La Asociación de Consumidores empezará una campaña de boicot a la carne hoy en el Cairo y en otras provincias de Egipto. El objetivo de la campaña es mostrar el desacuerdo y descontento con los altos precios de la carne.

Más tarde, Weekite escribió [Ar] acerca de cómo los precios de la carne estuvieron fluctuando durante los últimos años.

الطريقة اللي بيشتغل بيها السوق
إنك لما تلاقي السعر مش مناسب ليك
إنك تقلل من الاستهلاك شوية
طبعاً احنا كل ما يزيد سعر اللحمة نشتري برده عادي
لحد ما كيلو اللحمة وصل
30 جنيه
وبعدين 40
50
قلنا لأ بأه
مش ممكن يزيد عن كده
بأه 60
وبعدين 70
سبعين جنيه كيلو اللحمة ولا مؤاخذة؟
ليه؟

Así funcionan los mercados: cuando el precio de algún artículo sube, tú simplemente compras menos cantidad. Sin embargo, en Egipto hemos seguido comprando la misma cantidad de carne a pesar de los cambios en el precio.

Así, la carne llegó a los 30 EGP el kilo, luego a 40 y luego a 50 EGP. Entonces empezamos a preguntarnos si iba a seguir subiendo, y de hecho subió primero a los 60 y luego a los 70 EGP. Un kilo por 70 EPG! ¿¡Cómo es eso posible!?

A continuación, manifestó su intención de boicotear la carne hasta que bajen los precios.

لحد ما السعر ينزل ويرجع للخمسين تاني
من النهاردة مقاطع اللحمة
ولو ولادك في مرحلة النمو
الفراخ موجودة
لو زودوا سعر الفراخ
السمك موجود
لو السمك زاد
اللحمة البرازيلي أم 20 جنيه زي العسل
Boicotearé la carne desde hoy hasta que el precio vuelva a bajar hasta los 50 EGP el kilo.

Si tienen hijos, los cuales necesitan proteínas, pueden considerar el pollo como alternativa. Y si los precios del pollo suben, todavía queda el pescado. Y si el pescado sube también, entonces compren carne importada de Brasil, que sólo cuesta 20 EGP por kilo y tiene una calidad aceptable.

Egypt Today también ha dado cuenta de las campañas de boicot a la carne en Egipto: [Ar].

فقبل ما يزيد على ثلاثة عقود، وتحديداً في العام 1977 هاج المصريون وماجوا وخرجوا في تظاهرات صاخبة سموها «تظاهرات الخبز» وتعامل معها النظام باعتبارها «انتفاضة الحرامية» منددين بزيادة سعر الكيلو ليتعدى حاجز الجنيه.
الطريف أن تخطي كيلو اللحم حاجز الـ70 جنيهاً في العام العاشر من الألفية الثالثة أدى إلى ما لم يخطر على بال، ألا وهو اتفاق نادر بين الشعب والحكومة في مقاطعته.
هذه المقاطعة التي تعد الأوسع والأكبر منذ قررت مجموعة من سيدات المجتمع الراقي في حي المعادي (جنوب القاهرة) مقاطعة اللحم في أواخر الثمانينات بعدما وصل سعره الى عشرة جنيهات.
وفيما كانت الحملات السابقة قاصرة على مجموعات بعينها من المواطنين، تشمل الحملة الحالية والمقرر لها أن تستمر حتى آخر أبريل الجاري الجميع، بدءاً بالحكومة، ومروراً بالمواطنين، وانتهاء بالبعض في شعبة الجزارين وإن اقتصرت مطالبات الأخيرة على ترشيد استهلاك اللحوم.
ووصل الأمر إلى درجة مناشدة وزير الزراعة أمين أباظة المصريين بالامتناع عن شراء اللحوم، والاتجاه إلى البدائل لمواجهة جشع التجار وأصحاب المزارع الذين أشعلوا الأسعار بلا مبرر.

Hace unos 30 años, en 1977, la población egipcia se alzó en lo que se conoce como “Las Protestas del Pan”, mientras el gobierno insistía en llamarlas “Las Protestas de los Ladrones”. Aquellas manifestaciones empezaron porque los precios de la carne excedían la libra egipcia el kilo. ¿No es irónico que ahora en el décimo año del nuevo milenio, la carne haya llegado a los 70 EGP, y tanto la gente como el Estado se han puesto de acuerdo en boicotear la carne?

Esta campaña de boicot es considerada como la más efectiva desde que en los años 80 algunas mujeres de clase alta en el distrito de El Maadi – al sur del Cairo – instigaron el boicot a la carne cuando los precios ascendieron a 10 EGP el kilo.

Campañas anteriores involucraron tan solo a los ciudadanos, pero esta vez todo el mundo, incluido el gobierno, se han puesto de acuerdo en participar en la campaña hasta el final de Abril. Sin embargo, las asociaciones de carniceros han propuesto que la gente disminuya su ingesta de carne, en lugar de boicotearla al completo.

Incluso el ministro de agricultura, Amin Abaza, pidió al pueblo egipcio que buscase una alternativa a la carne, para luchar contra la codicia de granjeros y mercaderes.

Parece que las noticias de la campaña de boicot a la carne han llegado al vecino país de Israel, y el blogger egipcio Cairo Life Reviews escribió acerca de la oferta Israelí de ayudar a resolver este problema.

Hoy, mientras buscaba en Google información acerca del boicot a la carne en Egipto, un críptico blogger judío me mostró un artículo publicado en Palestine Today.

Según los periódicos Palestine Today y Almasryoon, Israel se ha ofrecido amablemente a ayudar con este asunto de la siguiente manera: ofreciéndose a exportar 150 toneladas de carne a Egipto. El Ministerio de Agricultura de Egipto ha rechazado la oferta educadamente. GRACIAS A DIOS! Además, afirmaron que lo que pasa no es que falta la carne, sino que quieren estabilizar los precios.

A continuación, la autora siguió especulando acerca de los intereses israelíes que se ocultan detrás de tal oferta.

En el titular de la noticia, el periódico Palestino escribió que el gobierno Israelí está “ofreciendo carne a Egipto, gratis”. Bueno, dar algo gratis no es lo mismo que exportarlo. Yo habría jurado que Israel trataría de llevarse un buen pellizco gracias a este trato!!! Y si las autoridades israelíes son tan consideradas y no dudan en andar regalando carne, ¿por qué no se la dan a las personas que se mueren de hambre en Gaza?

De hecho, parece que nadie se pone de acuerdo en cuanto a la causa de los exagerados precios de la carne. Algunas personas culpan al gobierno, mientras el gobierno culpa a los carniceros y mercaderes, y los carniceros y mercaderes echan la culpa de todo a la economía y al alto precio del alimento del ganado.

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.