¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Censura en Singapur

En el espacio de un mes, las autoridades de Singapur han causado tumulto al prohibir una película realizada por un ex-prisionero político y arrestar al escritor británico autor de un libro sobre la pena de muerte en Singapur.

Foto tomada del The Online Citizen

El 12 de julio de 2010, la Autoridad de Desarrollo de Medios de Comunicación anunció su decisión de prohibir una película (a partir del 14 de julio de 2010). Dicha película muestra al Dr Lim Hock Siew hablando públicamente acerca de su experiencia al haber sido detenido bajo el auspicio de la Ley de Seguridad Interna. La película fue producida por el director Martyn See. El señor See también ha sido obligado a retirar el video de YouTube. Pueden leer el guión de la película aquí.

El blogger singapurense, Lucky Tan ha pedido que la verdad salga a la luz:

Basicamente, lo que dice MICA es que han prohibido la película porque está llena de injurias, mentiras y distorsiones y ellos tan solo quieren que se escuchen verdades. El Dr Lim Hock Siew fue retenido durante 20 años sin ni siquera haber tenido un juicio. Durante ese tiempo, el gobierno de PAP tuvo todo el tiempo del mundo para mostrar pruebas y decir la verdad, de manera que todos pudiésemos ver el trabajo tan maravilloso que ha hecho la ISD para protegernos del mal. Y bueno, todavía estamos esperando.

Fotografía tomada de Jacob Geroge

El 18 de julio, el escritor británico Alan Shadrake fue arrestado por la policía de Singapur en su hotel bajo cargos de “difamación criminal”. Esto ocurrió un día después de la publicación de su libro “Once a Jolly Hangman: Singapore Justice in the Dock”, una obra muy crítica con el sistema judicial singapurense. Al mismo tiempo, su libro fue retirado de las principales librerías de Singapur.

Shadrake permaneció detenido dos días, durante los cuales Amnistía Internacional y Reporteros Sin Fronteras hicieron un llamamiento por su liberación.

The Online Citizen, un blog sociopolítico de Singapur, se preguntó por qué el señor Shadrake fue acusado de difamación crimial:

El libro de Alan Shadrake “Once a Jolly Hangman” es una lectura incómoda. Es posible que la obra haya puesto a los poderosos de este país lo suficientemente incómodos como para haberlo mandado arrestar bajo la draconiana y poco común acusación de “difamación criminal”.

Otro blog, el singapurense, Chemical Generation Singapore, escribió:

Con el arresto de Shadrale, la controversia ya no es tanto acerca de la pena de muerte como acerca una supuesta intervención extranjera. Tomarla con políticos locales que reciben dinero y logística del extranjero me parece bien. Pero darle caña a un extranjero el día del lanzamiento de su libro, incluso si el extranjero lo va pidiendo como si fuera un burlón Oliver Fricker, me parece demasiado. A no ser que haya más de lo que parece en este asunto.

El activista político Chee Siok Chin acusó al gobierno de tener “secretos sucios”:

Bueno, ¿qué régimen autoritario querría que sus “pequeños secretos sucios” fueran sacados a la luz en un libro?
Lo mismo ocurre con el discurso del doctor Lim Hock Siew que fue colgado por Martyn See en YouTube. Por supuesto, Martyin tuvo que acatar la orden del MDA y retirarlo de internet. Después de todo, el Dr. Lim habló acerca de su detención ilegal por la ISD durante 19 años.
Y sí, ¿qué régimen opresor desearía que la gente supiera, a través de un video accesible para cualquiera, la verdad acerca de cómo ejerce su poder?

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.