¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

China: Liu Xiaobo, el intelectual

El 8 de octubre de 2010, le concedieron a Liu Xiaobo el Premio Nobel de la Paz. Él es un renombrado crítico literaro, ensayista político y activista radicado en Pekín. Estudió literatura y filosofía en los años ochenta, y fue descrito como un ‘caballo oscuro’ en los círculos literarios de China por sus afiladas críticas y su creciente importancia. Así es como Xu Youyu, catedrático de la Academia China de Ciencias Sociales, describe a Liu Xiaobo en la década de los ochenta en su carta abierta donde hace un llamado para que a Liu se le conceda el premio de la paz:

Lo que atrajo tanta atención sobre Liu en ese tiempo no fue solamente la agudeza de sus escritos o sus afiladas críticas, sino también lo meticuloso que era en su pensamiento y lo influyentes que eran sus críticas en las ideologías y los dogmas chinos tradicionales comparadas a los de otros intelectuales.

Adelantémonos 20 años, y hay una gran transformación en el estilo y pensamiento de Liu. Así es como Evan Osnos, que conoció a Liu en diciembre de 2007, lo describe en The New Yorker (8 de octubre de 2010):

Liu siempre había sido del tipo clásico de la clase intelectual china —flaco como un galgo, con anteojos, con un irónico sentido del humor— pero en este día de diciembre parecía más demacrado que lo habitual: parecía que su correa daba casi dos vueltas alrededor de su cintura y su abrigo de invierno se caía. A diferencia de algunos eruditos chinos populares en Occidente, no emanaba aroma de privilegio: no tenía designaciones dobles en universidades del extranjero, no había obvia conciencia de que podía ser un brindis en Nueva York o Berlín, no era digno del lustre de Davos. Ni tenía la postura de un instigador. En cambio, tenía un tono técnico y sin prisas mientras explicaba por qué había coescrito esa carta abierta ese verano, instando a los líderes chinos a hacer más por los derechos humanos. Lo describió no como un acto de provocación, sino como un deber.

Para Liu, el año 1989 fue un año de transformación. Dejó su puesto como catedrático visitante en la Universidad de Columbia para jugar un rol crucial en el movimiento prodemocracia de China. Pasó dos años en prisión por su rol. Las agitaciones políticas habían transformado la perspectiva de Liu. En un ensayo que se volvió publicar en el sitio web China in Perspective, Cheng Yinghong, un académico chino, describió este cambio en la orientación ideológica de Liu como del romanticismo al empirismo; en estilo, como de la arrogancia a la humildad:

A los ojos de Liu Xiaobo, si la represión del individuo y la naturaleza humana en los años 80 se debió a razones culturales o transcendentales, entonces la represión de hoy se debe a razones más empíricas, como el sistema político del país. Por consiguente, aunque los objetivos han cambiado, no ha pasado igual con su solidaridad y su humanidad. Y esto es lo que vincula a los dos Liu Xiaobo.

Cheng explica después cómo el alcance de Liu de las críticas a la sociedad ha ido más allá de su temprana educación en literatura y filosofía tras el año de transformación, y cómo es que esto lo hace diferente de otros intelectuales en China:

Liu Xiaobo es diferente de otras figuras representativas de intelectuales liberales en China, como Qin Hui, Liu Junning, He Qinglian, Xu Youyu y Zhu Xueqin. Ellos se han quedado como expertos en sus campos académicos originales. Aunque pueden haber extendido su conocimiento y educación, no han experimentado transformación en el mismo grado que Liu. Los académicos saben que tal transformación es difícil. A veces puedes expresar opiniones fuera de tu campo, pero es difícil ser experto en ese campo. A juzgar por lo profundo y extenso de los comentarios de Liu Xiaobo, es claro que no ha llegado al nivel de experto en todos los campos. Sin embargo, sabe muy bien todos los temas clave de cada campo y su vinculación con las realidades sociales, y comprende la figura general de las relaciones entre los temas clave. Por consiguiente, sus escritos no solamente sirven como puente entre los académicos y el lector general, sino que también se convierte en un canal a través del cual las personas pueden entender la evolución del liberalismo y las transformaciones sociales en China.

Hu Ping, editor jefe de Beijing Spring, comenta más sobre los escritos de Liu y sus contactos en la red en un reciente artículo en China Human Rights Biweekly:

Xiaobo es el principal organizador del movimiento disidente de China. Una gran proporción de cartas abiertas, cartas de protesta, llamados y declaraciones emitidas en años recientes fueron iniciados o esbozados por Xiaobo. Esto no es solamente debido a su agudeza y rapidez de pensamiento, sino también por su reputación y su red de contactos. Ya sea en China o en el extranjero, chinos o extranjeros, gubernamental o no gubernamental, jóvenes o viejos, académicos, culturales, legales o de medios, activistas o escritores, todos quieren hacerse amigos o cooperar con Liu Xiaobo. Aunque algunos han expresado descontento con Liu, dentro de la comunidad disidente, ¿quién, si es que lo hay, puede igualar las redes de contactos de Liu?

De alguna manera, es difícil conseguir libros de Liu Xiaobo o sobre él. Como explicó Hu Ping en su artículo, él y otros cuantos amigos están a punto de terminar el proceso de editar un libro que contiene selecciones de escritos de Liu Xiaobo. Pero, los lectores deben esperar hasta el próximo año para las versiones en inglés y en alemán del libro. Hu Ping explica por qué el proceso de edición del libro es tan difícil:

Como conozco los escritos de Liu Xiaobo, editar el libro debería ser una tarea fácil. De otro lado, la encuentro muy difícil una vez embarcado en el proceso. En primer lugar, la escritura de Xiaobo es tan abundante – 11 libros, más de mil artículos. Seleccionar 200 000 a 300 000 palabras de esta piscina y reunirlas en un libro es una gran tarea. En segundo lugar, todos los escritos de Xiaobo están dirigidos a lectores chinos, sobre todo los que están en la parte continental. Debido a diferencias culturales y de idioma, la selección necesita tener en cuenta el entendimiento de los extranjeros y su interpretación de los artículos. Más aun, a los lectores en general no les interesarán las ideas de Liu Xiaobo, sino su experiencia de vida como una personalidad. Desafortunadamente, aunque Xiaobo ha escrito millones de palabras, no ha escrito sobre él mismo. También carecemos de una biografía suya escrita por otros. Solamente podemos admitir que esto es una lástima.

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.