¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Sudán: Felices fiestas y un referéndum pacífico

Según el Acuerdo de Naivasha de 2005 entre el gobierno central en Sudán y el Movimiento Popular de Liberación del Sur de Sudán, el 9 de enero de 2011 el sur de Sudán realizará un referéndum para ver si permanecen o no como parte de Sudán. Abyei, una zona con “condición administrativa especial” realizará un referéndum por separado sobre si se pasará a formar parte del sur de Sudán.

Acá un resumen de los más recientes posts sobre el referéndum por la independencia del sur de Sudán 2011. Desde el sur de Sudán, Maggie Fick desea a los sudaneses del sur un referéndum pacífico:

No he escuchado muchos villancicos este año, pero ciertamente algo lleno de vida está en el aire en la capital sudanesa del sur en esta época de fiestas. Es el referéndum. La elección por la independencia del sur es acá cada día más grande, de muchas maneras.

Está el altísimo e imposible de no ver, reloj digital de cuenta regresiva en una de las más agitadas rotondas de Juba. Está la masiva cantidad de parafernalia pro-separación que cubre la ciudad (ayer recibí un e-mail de una activista pro-separación diciendo que “100,000 polos del referéndum, 100,000 gorros, 100,000 banderas de papel y 200,000 afiches”, que llamó “material para crear conciencia del referéndum”, habían sido enviados desde Nairobi por un grupo de la sociedad civil llamado Cuenta Regresiva al Referéndum del Sur de Sudán 2011; publicaré fotos de los polos etc. pronto). Y más que carteles y camisas, hay una omnipresente sensación de emoción, anticipación e incertidumbre entre los habitantes de Juba, desde los conductores de mototaxis del este de África que conozco, a los ciudadanos comunes y corrientes del sur que trabajan en los mercados, colegios y clínicas, a trabajadores asistenciales, a diplomáticos, a periodistas… el referéndum es el inevitable tema de conversación, pero dada su enorme importancia internacionalmente y un impacto aun mayor acá en el sur de Sudán, ¿por qué alguien querría discutir sobre otra cosa?

En “Desde El Cairo a Canberra a Kansas: los sudaneses del sur dicen “Referéndum Oyay”“, ella expone la decisión de permitir que los sudaneses del sur voten en ocho países alrededor del mundo:

No lejos de mi pueblo natal, en Seattle, Washington, hay un centro de registro de electores abierto en 608 Maynard Ave. S., desde las 9 am a las 6 pm de lunes a sábado y del mediodía hasta las 5 pm el domingo. No, mis compatriotas de Washington no están preparándose para participar en alguna iniciativa de urna u otra. El centro de registro es para los sudaneses del sur que viven en el estado de Washington y que quieren participar en la determinación del futuro de nuestra patria.

La Organización Internacional de las Naciones Unidas para la Organización para la Migración (IOM, por sus siglas en inglés) está organizando un “voto de fuera del país” en ocho países, para la innegable vasta población de sudaneses del sur (piensen en Australia a California al Reino Unido) en el extranjero. Bravo por las personas que han organizado este esfuerzo.

Es un alarmante contraste pensar en un registro de votantes en un Seattle lluvioso en plena época de fiestas y al mismo tiempo bajo un árbol en aldeas sin electricidad en diversos rincones del sur de Sudán. Pero ahí lo tienen: el voto del sur de autodeterminacón es histórico, y su impacto llegará lejos no solamente dentro de las fronteras de Sudán y sus inmediatos vecinos en la región sino en todo el mundo, donde los sudaneses del sur están teniendo la oportuidad de ejercitar un derecho duramente ganado.

Laura Heaton describe el trabajo del “identificador” durante el referéndum:

Como en la mayoría de las elecciones alrededor del mundo, los posibles votantes en el referéndum del sur de Sudán deben mostrar una especie de identificación para verificar que están legalmente aptos para registrarse para la elección de enero. En una región largamente plagada por la guerra, donde a menudo la gente está de un lado para otro, y la capacidad y alcance del estado es mínimo, se pueden anticipar algunos problemas verificando a los votantes del sur de Sudán.

Pero sorprendentemente, verificar la identidad de los sudaneses del sur para el referéndum del 9 de enero puede ser una de las partes más fáciles del proceso, gracias a mujeres como Catherine Paul…

En cada oficina de registro, dos ancianos de la comunidad fueron elegidos como identificadores. Si alguien llega a registrarse sin tener identificación, el trabajo del identificador era verificar que es quien dice ser y que cumple con los criterios de aptitud. Preguntada si ha habido un ejemplo en el que no hubieran conocido a una persona, Catherine sacudió la cabeza. “Nunca”.

Alex Thurston escribe “Sudán: Más problema en Abyei”:

Hace tres días, escribí sobre los temores de una renovada guerra civil en Sudán. Me ocupé de dos áreas problemáticas: la retórica ambivalente del gobernante Partido del Congreso Nacional (PCN) sobre si aceptaría los resultados de un inminente referéndum para la independencia sudanesa del sur, y la continua tensión en Abyei, una región fronteriza cuyo propio referéndum fue postergado recientemente. La retórica del PCN parece haberse suavizado –Nafie Ali Nafie, un asistente del presidente Omar al Bashir, dio una declaración ayer sobre el (gran) referéndum que parecía ser “el primer reconocimiento de la élite del norte de que el sur probablemente se escindiría tras un inminente referéndum”– pero la situación en Abyei sigue siendo caótica. El problema en Abyei significa problema para Sudán.

Los repatriados a Abyei: un pasado negado y un futuro incierto:

Miles de personas han empacado y regresado a Abyei, el pequeño lugar entre el norte y el sur que se ha convertido en el talón de Aquiles del Acuerdo de Naivasha. Algunos han venido con la esperanza de un futuro mejor, pero lo que se viene es extremadamente desconcertante. Abyei, aunque rico en petróleo, es pobre en todo lo demás.

Ashoul Paul es una viuda de 55 años que conocí cuando ayudaba a sus hijos a sacar su equipaje del enorme camión que los transportaba a Abyei. Aunque es vieja, tiene una moral muy alta, y trabaja activamente como si fuera una muchacha de veinte años. Sus hijos y nietos se reunieron alrededor de mí pidiéndome tomar fotos al lado del equipaje, mientras empezó a cantar Ashoul el tradicional Dinka que habla de la nostalgia sobre el hogar, según los intérpretes que estaban conmigo.

Ashoul me cuenta cómo vino desde Wadi Halfa gracias al programa voluntario de repatriación. Ella trabajaba en la navegación fluvial. Su esposo murió, la dejó con ocho hijos. Trabajó mucho para criarlos sola gracias a su trabajo en curso. “Ahora estoy en mi patria que dejé cuando era niña. Cultivaré nuestra tierra, y mis hijos mayores me ayudarán a criar a los hermanos menores. No le temo al futuro”, agrega.

¿Dónde caerá Kordofán del Sur si el sur de Sudán se separa?: Kordofán del Sur: la quietud política prevalece:

Finalmente, el enfoque del referéndum y sus esperadas consecuencias de dividir el país en dos mitades ha puesto a todos en alta alerta y bajo severa presión, por no hablar de la demarcación del estado de Kordofán del Sur, que queda exactamente en la línea de fuego entre el norte y el sur.

Los dos estados, el Nilo Azul y Kordofán del Sur, se unieron al Ejército Popular para la Liberación de Sudán (EPLS) durante la guerra civil. El Acuerdo Integral de Paz asignó el mecanismo de la “Consulta Popular” de los dos estados como compromiso acorde con su condición como estados de demarcación.

Considerando los detalles de la “Consulta Popular” según el texto del Acuerdo Integral de Paz, es claro lo mucho que está abierto a diversas interpretaciones, empezando con el derecho a la autodeterminación según la visión del EPLS y terminando con hacerlo un mero mecanismo de demanda. Sin embargo, es indiscutible que sus procedimientos son largos y complejos, y pasan por varias agencias y niveles antes de llegar a la forma final, aunque son gobernados por tiempos especificados con precisión que no exceden de tres meses en total.

Finalmente, sigan el sitio web del Monitor de Voto de Sudán desde el 3 de enero de 2011 para informes relacionados con el referéndum en tiempo real:

El objetivo del Monitor de Voto de Sudán es apoyar el seguimiento independiente y el informe del proceso de referéndum por organizaciones de la sociedad civil, los medios y el público en general. El Monitor de Voto de Sudán recibirá informes a través de mensajes de texto, correo electrónico y a través de su sitio web. Todos los informes serán ubicados en el mapa por nuestros voluntarios y publicados en nuestro sitio web en tiempo real. También haremos un post con el resumen diario de los informes que hayamos recibido.

Los informes empezarán el lunes 3 de enero de 2011.

Por el momento, estamos ocupados tratando de hacer seguro un codigo corto. Un código corto es un número de teléfono de 4 letras al que la gente puede mandar su mensajes de texto. Cuando tengamos nuestro código corto, lo estaremos publicitando tanto como sea posible, para que cualquiera del público nos pueda mandar un informe donde describa su experiencia del referéndum.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.