¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Australia: Política para entendidos dirigida a islamófobos

Esta publicación forma parte de nuestra cobertura especial sobre los Refugiados.

Los políticos de la oposición en Australia han sido acusados de haber utilizado la política para entendidos [en] y de haber intentado ganarse a los islamófobos durante la semana pasada. Dos cuestiones se han enfrentado con reacciones instantáneas en la blogósfera.

El opositor portavoz de inmigración, Scott Morrison, admitió ayer haber sido “insensible” al cuestionar sobre el costo de los funerales cuando las familias lloraban la pérdida de aquellos que murieron en la tragedia del naufragio en Island Christmas.

La oposición había criticado al Gobierno Federal por la decisión de trasladar a 22 refugiados a Sidney para asistir a los funerales de ocho personas, incluídos dos bebés, que habían fallecido en el naufragio de diciembre.
Morrison se retracta en el escándalo del funeral [en]

Grogs Gamut rechazó la confesión de Morrison:

Morrison no admitió que sus comentarios hayan estado fuera de lugar, sino que “el momento” de su comentario lo fue. Abbott no dijo «nos pasamos un poquito de la raya», lo que dijo en realidad fue: «Quiero agradecer a Scott por ser bastante hombre como para aceptar que quizás nos hayamos pasado un poquito de la raya ayer». Entonces, de hecho, Abbott no lo admitió, pero felicitó a Morrison por supuestamente haberlo reconocido (lo cual no hizo – solamente pensó que sus comentarios fueron inoportunos, ¿y el contenido en sí? No lo fue en absoluto).
Morrison y Abbott se hunden; Hockey se une a ellos [en]

El Sr. D utiliza una fotografía de Scott Morrison para encabezar su publicación en The Failed Estate, ‘Rejuvenating Journalism in a Jaded Age’.

La Australia que he llegado a admirar es aquella de las naciones más ricas del mundo, rica en espíritu y recursos, un país que se enorgullece casi puerilmente de su grandeza de espíritu, de su buen humor, de su generosidad y de su disposición por cuidar a los débiles y oprimidos.

Se lamenta por la función de los medios de comunicación en la desaparición de esta Australia:

Pero ya no oigo a aquella Australia en la radio. No oigo a aquella Australia en las frases que los políticos planean y eligen cuidadosamente o en el sofisma de los columnistas de los diarios. En cambio, aquel lenguaje evasivo, restringido e inventado revela a un país temeroso que piensa solo en él y que huye del mundo, y así pierde las mismas cualidades que, hace más de dos siglos, la convirtieron en el foco de atención para todos aquellos que buscaban una vida mejor – incluso las familias de nuestros líderes políticos, Tony Abbott y Julia Gillard.
¿Esto es Australia? [en]

Para quienes no estén familiarizados con la política para entendidos, en The Drum la periodista Annabel Crabb le da una lección a Morrison sobre esta forma de mal politiqueo.

Aquellos que hacen sonar este legendario instrumento lo hacen con un complejo próposito en mente: alcanzar los oídos receptivos de algunos mientras mantienen la negación plausible de un motivo más oscuro.

…El Sr. Morrison, al parecer, es una nueva especie: el que percibe.
Morrison: utiliza la trompa de los Alpes en la política para entendidos [en]

Anthony Eaton es otra voz firme de condena en Musings, from an outer-spiral-arm:

Así que se disculpa el ministro de la oposición encargado de la inmigración, Scott Morrison. No se disculpa por la crueldad fundamental de su sugerencia de que no se les permitiera a aquellos refugiados que hace poco perdieron a su familia en el barco hundido en Christmas Island (entre ellos un niño de 9 años que perdió a sus dos padres y a su hermano) a que asistieran a los funerales de su familia, sino que se disculpa por haber hecho el comentario el mismo día de dichos funerales.

Lo más bajo de la política alcanza su máxima expresión, Scott.
Consiguiendo canallas… [en]

De hecho, fue casi imposible encontrar a blogueros que defendieran a Morrison, excepto la extrema derecha [en]. Incluso el periodista Andrew Bolt, a quien se lo acusaba de una política para entendidos similar, opinó que Morrison se pudo haber pasado de la raya:

Realmente no quisiera estar discutiendo sobre la postura de Morrison, ya sea por autopreservación o por orgullo. Dejen que se utilice el dinero. Mucho derroche para atacar esta cartera, y opino que la respuesta de Joe Hockey es la más digna y humana por parte de la oposición:

«No importa el color de tu piel ni tu fé, si ha fallecido un niño o un padre, uno quiere estar allí para despedirse y comprendo absolutamente lo importante que es esto para sus familias».
¿Tan desesperados estamos por un dólar? [en]

Sin embargo, parece que la postura de Bolt cambia con las noticias:

Aunque sí costó, como el Ministro de Inmigración, Chris Bowen, le admitió a Neil Mitchell esta mañana…

Muchos de los comentarios negativos sobre la publicación de Bolt revelan que muchas personas percibieron la política para entendidos.

La segunda polémica involucró a un senador liberal que presentó al Parlamento Federal una petición que exigía prohibir la inmigración musulmana por 10 años. De Islamophobia Watch, Documenting anti Muslim bigotry:

El senador liberal del Territorio de la capital australiana, Gary Humphries, ha hecho enojar a la comunidad islámica de Canberra al presentar en el Senado una petición antimusulmana escrita en un tono fuerte, aunque dice que él no está de acuerdo con el contenido de ésta y que desconoce a los signatarios.
Australia: enojo por la petición antimusulmana presentada en el Senado [en]

El blog Conscience Vote, Politics for the human se enfrenta a la oposición con respecto a dos cuestiones.

Eso fue solo el comienzo de una verdadera sinfonía de la política para entendidos esta semana. El senador Gary Humphries consiguió su próximo solo [en] al presentar al Parlamento una petición que exigía una moratoria en la inmigración musulmana y prioridades a los cristianos. Se apresuró a asegurarnos que él no apoyaba las ideas de la petición: «Muchos musulmanes son amigos míos y espero que lo sigan siendo», dijo. Pero él tenía una “obligación que cumplir o presentar los puntos de vista de los ciudadanos al Parlamento”.

Parece totalmente razonable, ¿no? No es que Humphries haya querido hacerlo – claro, algunos de sus mejores amigos son musulmanes – pero simplemente no tuvo opción. Después de todo, es importante asegurarse de que las preocupaciones de la comunidad sean llevadas al Parlamento.

Tres personas firmaron la petición.
Una sinfornía de política para entendidos [en]

Riotact tiene dos publicaciones con respecto a la petición. La segunda cuestiona la negación de Humphries de apoyar a la petición:

La libertad de expresión es maravillosa, pero quizás si los grupos quieren tener una voz en el parlamento, deberían tener a un representante electo.
¿Cuántas veces el senador Humphries intenta darle una voz a un tarado? [en]

Mientras tanto la semana de Scott Morrison ha continuado en un espiral descendente al defenderse contra nuevas acusaciones racistas:

El acosado Scott Morrison, portavoz de la oposición en materia de inmigración, ha descartado como rumor el informe en el cual él urgía al gabinete en la sombra que sacara provecho de los temores hacia los musulmanes.
Morrison calificó al informe antimusulmán como un rumor [en]

¡Podría ser un caso de los políticos que utilizan lenguaje para entendidos!

Esta publicación forma parte de nuestra cobertura especial sobre los Refugiados.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.