¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Explorando Tabús: En la marcha del millón de mujeres

Los eventos que sucedieron durante la revolución egipcia han sido bien documentados por los principales medios, así como los medios ciudadanos, donde los ojos del mundo entero se enfocaron en los acontecimientos que llevaron a la renuncia del presidente, Hosni Mubarak, el 11 de febrero del 2011. Incluso blogueros y coordinadores de varios proyectos de Rising Voices en Egipto contribuyeron a la narración de los eventos desde su experiencia personal [ing].

Sin embargo, en los meses siguientes al histórico levantamiento popular, mucha de la atención del mundo se ha vuelto a otros lugares donde similares protestas se están llevando a cabo, así como a las consecuencias de desastres naturales. Aun así, muchos blogueros egipcios han continuado escribiendo sobre los retos que enfrentan en este tiempo de transición.

Muchos egipcios continúan promoviendo la expansión de los derechos de la mujer en el Egipto post-Mubarak. Un miembro del proyecto Explorando Tabús [ing] escribió sobre su participación en la Marcha del Millón de Mujeres que se llevó a cabo el 8 de marzo del 2011, la cuál atrajo a manifestantes rivales [ing] y acoso de parte de aquellos que no estaban de acuerdo con las demandas [video, ar].

Foto de la Marcha del Millón de Mujeres en Cairo por Al Jazeera en Inglés y usada bajo licencia de Attribution-NoDerivs 2.0 Generic (CC BY-ND 2.0).

Ahmed Awadalla del blog Rebeldes con Causa [ing] participó codo a codo con las mujeres que estuvieron en la marcha. El describe el evento desde la perspectiva de “un hombre que fue en apoyo a la manifestación de las mujeres por libertad y democracia.” Ayudó distribuyendo volantes que contenían las demandas que incluían la participación significativa de las mujeres en la formación del futuro constitucional, legal y político del país, así como la igualdad total de derechos para las mujeres. La protesta también hacía un llamado al establecimiento de una ley que criminalice la violencia en contra de las mujeres dentro y fuera del hogar, entre otras demandas. Describió en este post en su blog la reacción de otras personas cuando vieron el volante y a los que estaban marchando en favor de las demandas:

Estábamos coreando en favor de los derechos de la mujer. Apenas comenzamos, ¡un grupo de unos cientos de hombres empezaron a juntarse y empezaron un concurso de cantos! Decían: El hombre es un hombre mientras la mujer es una mujer; ustedes son hijos de Suzan Mubarak; ¡Váyanse a casa mujeres!

Tratamos de corear de vuelta cantando el himno nacional y diciendo “Hombres y mujeres son una sola mano”. Parecieron provocados por nuestra sola existencia y sus miradas estaban llenas de sarcasmo y ridículo. Aparentemente la posibilidad de una mujer contendiendo por la presidencia estaba más allá de su ego misógino.

La parte chocante es que usaran cantos islámicos en contra de nosotros diciendo “La voz de la mujer es una vergüenza”, “¿Por qué Dios no envió mujeres profetas?” Rápidamente después de esto nos rodearon y empezaron a empujar y las cosas se pusieron feas. Mujeres y niñas fueron manoseadas, les jalaron el pelo; manos sucias acosadoras estaban tocando todos sus cuerpos. Hice lo que pude para proteger a mis amigas y nos metimos en peleas físicas y verbales.

Me llamaron marica defendiendo prostitutas. Me dijeron que no era egipcio por hacer esto.

Describió algunos de los argumentos que fueron usados en contra de los manifestantes, incluyendo una demanda de que las peticiones estaban fuera de lugar ya que habían necesidades más importantes a las cuales enfocarse. Sin embargo, Awadalla no se disculpa, escribiendo que los derechos no pueden esperar, y que esta no será la última vez que se defenderá sus creencias.

Espero que lo que sucedió hoy lleve algo de luz a las actitudes inaceptables en contra de las mujeres. Más hombres necesitan hablar a favor de las mujeres también. Esto definitivamente ayudaría nuestra causa.

La batalla es dura. El régimen autoritario de Mubarak destruyó el sentido de diversidad del pueblo. Tal vez tome años cambiar las actitudes. Sin embargo, estamos listos para ello.

2 Comentarios

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.