¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Puerto Rico: Alboroto por historia de bloguera

El primer post del blog FemiLista, titulado “Bájate de mi carro, puta”  fue publicado a las 3:44 am el miércoles 8 de junio de 2011. Ahí, la autora y creadora del blog -que simplemente se presenta en Internet como “Yuyu”- narró los hechos desafortunados que la llevaron a crearlo.

Como Yuyu explica en su blog, al término de una noche de salida para socializar y festejar con amigos (y amigos de amigos), ella aceptó un aventón en auto hacia el club con otros tres puertorriqueños -hombres a los que recién había conocido, pero en los que confiaba lo suficiente como para que la llevaran hasta donde se dirigía el grupo. Durante el trayecto, el conductor del auto, el señor Eduardo Hilera, Asistente Legislativo [en] del Comisionado Residente de Puerto Rico en Washington, se volvió hostil hacia su recién conocida pasajera, mientras cuestionaba su manera de hablar:

Empezamos a conversar: de dónde somos, qué estudiamos, las preguntas de rigor. De golpe, el joven que va manejando me dice: “¿Qué problema de autoestima tu tienes que hablas así?” […] “Pues no me gustan las mujeres que hablan así. Tengo mucho respeto por las personas que hablan simple”.

La conversación se volcó hacia la política, con el señor Hilera insistiendo varias veces en saber su opinión sobre el actual Comisionado Residente de Puerto Rico, Pedro Pierluisi, quien sin saberlo Yuyu en el momento, era y sigue siendo el empleador de Hilera:

Bueno, pensé, a la tercera va la vencida: Pienso que no sirve para nada tener un tipo que tiene voz pero no voto en el Congreso. Sabía que había cometido un error.

El señor Hilera, quien ocupa su actual puesto desde 2009, procedió a soltar una cantidad de insultos contra su pasajera, identificándose e identificando a otro de los hombres como trabajadores de Pedro Pierluisi. Le dijeron que se bajara del auto – “Bájate de mi carro, puta” – y la dejaron sola en las calles de Washington.

El relato se difundió a través de Internet via correo electrónico, la blogósfera y las redes sociales, en donde alcanzó los medios informativos locales y reporteros conocidos, como Rafael Lenin López, Presidente de la Asociación de Periodistas de Puerto Rico o ASPPRO, que envió los siguientes tuiteos con enlaces a FemiLista luego esa tarde a través de su cuenta de Twitter, @LeninPR:

@LeninPR: Un relato que si es serio deben despedir a alguien. Si es broma…un buen cuento de una noche en DC http://t.co/0l2VVqK

Seguido de:

@LeninPR: La autora del blog me reafirmó lo escrito. Quiere mantenerse anónima por represalias. Mañana a las 6am en @radioisla1320 http://t.co/0l2VVqK

Como la había prometido, a la mañana siguiente durante su programa radial matutino en Radio Isla, Lenin le preguntó al Comisionado de Residente por la versión del blog FemiLista sobre el comportamiento del señor Hilera en Washington.

Pedro Pierluisi dijo esto, tal como lo informó el periódico local El Nuevo Día:

Sí me dicen que hubo un incidente mi equipo de trabajo… Yo no he hablado con Eduardo Hilera. Él está en Washington, yo estoy acá en Puerto Rico. Y lo que te puedo decir es que si hubo algún tipo de insulto en ese incidente… porque la dama se haya expresado negativamente en cuanto a mi persona o lo que yo hago… Yo rechazo cualquier insulto. Esa no es mi manera de ser… Eso lo saben todo mis empleados y ellos deben reflejar como yo me comporto y lo que yo hago. En su momento me sentaré con Eduardo y le llamaré la atención si es que ocurrió tal insulto […]

El informe dio paso a comentarios de bloggers portorriqueños como la colaboradora de Puerto Rico Indie, Sandra de Sand(r)eces, que reconoció en la frase ofensiva de Hilera un sentimiento profundamente antidemocrático:

[A]quél que vota no puede tener ningún tipo de opinión sobre el votado ni su gestión ni tampoco puede involucrarse en la gestión política más allá del voto cada cuatro años. El cargo político, una vez alcanzado, se cubre de una impunidad que le permite al que lo ejerce disparar a diestra y siniestra frases machistas, racistas, homofóbicas, etc. sin ningún tipo de consecuencia.

Va aun más allá, y relaciona el deseo de Hilera de silenciar a Yuyu con el papel del Comisionado Residente de Puerto Rico en el Congreso:

Reproduce también la ironía del cargo: elegido democráticamente en la isla, va allende los mares (¡de domingo!) a gestionar de la forma más antidemocrática: sin voto. Lo que se le niega al Comisionado es lo mismo que se le niega a Yuyu, la traductora. Y esto es lo que la infortunada frase de Hilera esconde: una hilera de prejuicios y una hilera de políticos bajándose del carro.

El blog de un compatriota portorriqueño La Acera tuvo una actitud diferente, y le ofreció el siguiente consejo a la autora de FemiLista:

En momentos como ese, es mejor decir una mentira positiva, que la realidad negativa. No conocías a esa gente, y estoy seguro que con un “me da igual” llegarías hasta tu hogar sin humillación. Tristemente, fueron tus palabras que prendieron este fuego.

Pero está claro que Yuyu prefería dejar que sus opiniones se supieran, y escribió en FemiLista:

Este blog será dedicado a denunciar actitudes y comportamientos misóginos por parte de nuestros políticos, periodistas y pensadores. Asimismo, destacará temas de interés en torno al movimiento por la igualdad de género. Espero que esta página sirva como un espacio para reunir a mujeres y hombres con el valor de decir “¡basta!” en la tierra del eterno “ay bendito”.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.