¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Costa Rica: Reacciones a la marcha de las putas, religión y derechos de la mujer

El pasado domingo 14 de agosto de 2011, se llevó a cabo la Marcha de las Putas en San José, capital de Costa Rica, provocando respuestas agresivas de parte de los medios y entidades religiosas debido a supuestas consignas y acciones violentas en contra de la iglesia. El actual debate ha sido cubierto por medios de comunicación masiva y local mientras las personas reaccionan a la versión costarricense de esta protesta a nivel mundial.

Aunque las reacciones ante la Marcha de las Putas ha sido variada, parece que su verdadero éxito fue lograr que las personas reflexionen sobre la violencia de género, religión y respeto.

"Jesus Loves Sluts" by Julia Ardón, 2011

"Jesús ama a las putas" por Julia Ardón, 2011

La semana pasada Global Voices publicó algunas noticias sobre las razones detrás de la marcha:

La marcha surge como respuesta a las afirmaciones del Obispo católico y del Cardenal visitante durante la ceremonia del Santo Patrono de Costa Rica el 2 de agosto, donde pidieron a las mujeres vestirse de forma modesta para evitar ser deshumanizadas u objetivadas, que se abstengan de realizar tareas masculinas y que cuiden sus casas y hogares

De acuerdo a Pablex, periodista y bloguero que se tomó el tiempo para leer el discurso que el Obispo Ulloa dio el 2 de agosto, nunca mencionó la frase que el periódico nacional La Nación le atribuyó y que ocasionó la indignación que estimuló la marcha:

Ulloa no es ningún gurú y está lejísimos de ser el clérigo más inteligente del catolicismo tico. Pero en honor a la verdad, de su homilía (hacer clic para leerla completa) en ningún lado se desprende la frase tan publicada por La Nación, pidiendo recato a las mujeres para vestir, algo que en Twitter se podría “taguear” como #peladadelamarchadelasputas.

Pablex continúa sugiriendo que la fuerza detrás de la Marcha de las Putas se perdió debido a que las mujeres se centraron en pequeños detalles frente a todas las injusticias que las mujeres en Costa Rica enfrentan y que fue contraproducente enfocar todo su enojo hacia la iglesia de una manera tan irrespetuosa:

Aún si Ulloa hubiese dicho que las mujeres costarricenses “deben vestir con recato”, eso no hubiera justificado jamás los insultos, las burlas, las malacrianzas y la falta de respeto que ese grupo de fanáticos y alborotadores tuvieron esa mañana de domingo frente a la Catedral Metropolitana. La tolerancia que tanto reclaman de la Iglesia les quedó corta, muy corta, tanto o más como sus enaguas putescas.

 

We are past the middle ages by Julia Ardon

"Ya salimos de la Edad Media" por Julia Ardón

Rashida Jenny Torres escribió sobre su perspectiva como musulmana en Costa Rica respecto a la Marcha de las Putas y, aunque ella no practica la misma fe que la criticada iglesia católica, también cree que durante la marcha se demostró una falta de respeto para mujeres musulmanas como ella: algunas mujeres que participaron en la marcha usaron velos islámicos como un sinónimo de opresión hacia la mujer. Para Rashida Jenny la marcha se volvió en una simplificación inefectiva sobre un tema tan complejo como los derechos de la mujeres.

Yo, como mujer, madre, trabajadora y musulmana portadora del velo por decisión propia, sintiéndome siempre orgullosa de cómo me veo, de lo que soy y represento, siento que este tipo de manifestaciones no representa de forma alguna los derechos de las mujeres o de cualquier ser indefenso a no ser abusado tanto física como sexualmente.

A mí me han faltado el respeto cubierta por completo y en un país como este que no es islámico y en donde todos pueden vestir como quieren.

He sorprendido a varones cuando voy en el autobús hacia el trabajo, tratando de levantar mi falda disimuladamente para tratar de ver por lo menos mi tobillo.

Andrea Aguilar Calderón también escribió sobre la marcha, y sobre porqué ella decidió no participar aunque se considera a si misma prostituta. En su publicación “Soy prostituta pero no fui a la marcha” escribe sobre cómo hubiera marchado orgullosamente como prostituta si el enfoque hubiera sido el descontento hacia cualquiera de la docena de instituciones que oprime a la mujer, y no necesariamente sólo al objetivo más fácil como la Iglesia Católica:

Pero, al mismo tiempo, me parece que quienes nos hacen la vida de cuadritos a las mujeres, hoy por hoy, no son los curas.
Los evangelios que nos rigen hoy son distintos, no se encuentran en la Biblia. Se encuentran en la televisión, donde las mujeres claro que van a clases, porque tienen derecho a educarse, pero usando una faldita a cuadros y dos colitas al mejor estilo RBD. O, mejor aun: se encuentran en cualquier colegio del país, donde se puede ver a docenas de niñas usando esos pantalones tan ajustados que parece que se los untan cada mañana antes de salir, listas para jugar, desde la tierna edad de trece años, a ser “ricas” porque ese es el objetivo primordial de cualquier mujer en la vida. No es la enorme y abrumadora mayoría la que presta atención al sermón del padre desde el púlpito, pero sí lo es la que mira fijamente a las chicas Pilsen bailar desde la barra y que convierte a cualquier hija de vecina de brassier inflado en “modelo”. No es el infierno lo que espanta al vulgo, si no el rechazo social, el ser la gorda, la solterona, la güeisa que no ha tenido sexo en un mes.

"Don't tell us how to dress, tell them not to rape us" by Julia Ardon

"No nos digan como vestirnos, díganles que no nos violen" por Julia Ardón

El Consejo Ecuménico de la Iglesia Católica ha declarado que la Marcha de las Putas violó las reglas de la ley desde que incitó al odio y la violencia contra una religión específica. Los organizadores de la Marcha de la Putas en Costa Rica han publicado un comunicado de prensa disponible en Facebook en el que aclaran que en ningún momento incitaron a la violencia y que como actividad pública que se difundió a través de diferentes redes sociales, atrajo a diversos tipos de personas con distintas perspectivas cuyo único punto en común era manifestar su indignación por el maltrato sistemático sobre las mujeres por la sociedad costarricense.

En su declaración citan a Julia Ardón, quien asistió a la marcha y cuyas fotografías tomadas ese día ilustran esta publicación (con su autorización):

Cosas distintas que se vieron en la Marcha de las Putas en San José, a diferencia de las de otros países:
1-A la par del llamado al respeto y la dignidad de todas las mujeres, hubo un reclamo por la violencia de parte de la Iglesia Católica que insiste en gobernar el cuerpo femenino, y el vehemente llamado al Estado Laico ya.
2-Lo más interesante: la marcha, convocada por grupos feministas, contó con la participación de gente de todas las edades, y además; más o menos un 50% de hombres, lo que la convirtió en una Marcha bastante especial.
Muy sobrio todo, muy alegre, muy bonito y sobre todo: muy lleno de respeto y coraje. Fui muy feliz de ser parte y de encontrarme allí a tantos amigos y amigas. Hoy me sentí orgullosa de pertenecer a esta comunidad costarricense. Acá hay cosas lindas naciendo. Siento mucha esperanza

People at the Slut Walk Costa Rica 2011 by Julia Ardon

Diversidad durante la Marcha de las Putas en Costa Rica por Julia Ardón

El bloguero Bryan Gonzalez también demostró su apoyo a la Marcha de las Putas y a las acciones artísticas que mostraban desnudos parciales y actos lascivos en representación de la Iglesia Católica:

Respecto al performance que se realizó en la marcha, pues mi aplauso a la actriz y al actor, fueron quienes mejor representaron la violencia del machismo católico. La iglesia se indigna y afirma que dicha actuación atenta contra la moral pública (de un pueblo mojigato). Pero nada más indignante y una verdadera afrenta a la moral pública que la jerarquía de la iglesia católica encubra a acosadores y violadores. ¿Por qué no se pronuncia al respecto la conferencia episcopal? ¿Por qué si se habla de procesos judiciales contra 2 artistas y no contra pedófilos y quienes les encubren? ¿Y los actos de corrupción financiera perpetrados por la conferencia episcopal no atentan contra la moral pública?

Las reacciones a las mencionadas acciones artísticas pueden leerse en los 105 comentarios que rápidamente dispararon una ardiente guerra sobre la fotografía de la actriz, donde está recostada con su pecho cubierto con palabras y cadenas mientras muerde un rosario y sostiene un puño entre sus muslos desnudos. Mientras algunos defendieron la expresión como un “performance”, otros consideraron que sólo se estaba denigrando a sí misma y a la iglesia mientras tanto.
En el blog Conejitos Suicidas también se comentó sobre la Marcha de las Putas, donde Amorexia escribe que aunque habían muchas consignas que él no comparte, cree que en general la actividad estuvo de maravilla, una queja válida que fue más reconfortante que necesaria. También comparte un video de la Marcha de las Putas en Costa Rica, donde la consigna “No es no, Dije que no. ¿Cuál parte no entienden, la N o la O?” puede ser escuchada al inicio del video mientras los participantes se paran frente a la Catedral Metropolitana:

Aunque las reacciones ante la Marcha de las Putas ha sido variada, algunas positivas y algunas negativas, parece que su verdadero éxito fue lograr que las personas reflexionen y expresen sus pensamientos sobre el significado y las formas de violencia de género, violaciones y respeto.

Todas las imágenes utilizadas en esta publicación pertenecen a Julia Ardón, fotógrafa y bloguera costarricense, y son usadas bajo su autorización.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.