¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Angola: Las brasas ardientes de una protesta reprimida

Recientes acontecimientos han sacudido a la sociedad y el estado angoleños. Una primera manifestación contra el gobierno de José Eduardo dos Santos, que ya lleva 32 años en el poder, se realizó en marzo [en] de este año, una segunda se llevó a cabo en mayo y hace pocos días, el 3 de setiembre, la juventud angoleña salió a las calles una vez más, tal como lo informó Global Voices.

Eugénio Costa Almeida, autor del blog Pululu [pt], comentó sobre la gran respuesta policial ante los manifestantes y no dejó que el día pasara sin resumirlo:

Um número (in)determinado de Agentes da Polícia Nacional, travou in extremis, a marcha que cerca de trezentos manifestantes pretendiam fazer em direcção ao Palácio Presidencial da Cidade Alta, depois de se terem manifestadado na Praça da Independência na manhã deste sábado. (…) Da resfrega resultou um morto [não confirmado] alguns feridos e vários detidos.

Un número (in)determinado de agentes de la Policía Nacional, detuvo in extremis la marcha de unos trescientos manifestantes que pretendían ir en dirección del Palacio Presidencial de Cidade Alta, luego de haber protestado en la Plaza de la Independencia la mañana de este sábado. (…) El resultado de la refriega fue un muerto [no confirmado] y algunos heridos y varios detenidos.

En una conferencia de prensa, la juventud del Movimiento Revolucionario aclaró que la protesta fue pacífica y que las autoridades tenían conocimiento de la protesta. Solamente después de la injustificada detención de los manifestantes, que ocurrió durante una intervención policial, fue que la protesta se trasladó al Palacio Presidencial [pt]:

La organización de derechos humanos Human Rights Watch reaccionó [en] rápidamente en relación con los hechos violentos del 3 de setiembre, y apeló al gobierno para que no hiciera uso de “fuerza innecesaria en contra de los manifestantes”. También el Comité para Proteger a los Periodistas condenó [en] “el uso de violencia e intimidación por parte de las fuerzas de seguridad para evitar que los periodistas cubrieran las protestas en contra del gobierno”, como la agresión contra un periodista de la oficina local de Voice of America [en], que lo puso en su propio comunicado de prensa vuelto a publicar en el blog Universal [pt].

La “tragicomedia” de las sentencias de prisión

Manifestantes enfrentam polícia em Luanda. Screenshot de video de ekuikui partilhado no blog Angola Resistente.

Manifestantes enfrentan a la policía en Luanda. Captura de pantalla de ekuikui compartida en el blog Angola Resistente.

A la luz de los acontecimientos, los cerca de 21 manifestantes detenidos fueron llevados a comparecer en la corte, y de ellos 18 fueron acusados [pt] de agresión con lesiones y sentenciados a entre 45 días y tres meses de prisión, como lo informó Human Rights Watch, a la que se llamó para la liberación de los manifestantes injustamente condenados. En contraste con lo que se podría pensar, el fiscal no informó formalmente al Consejo de Defensa de las acusaciones que se harian a sus clientes hasta la primera audiencia, lo que ocurrió el 6 de setiembre, el día anterior al inicio del juicio [pt]. El Consejo de Defensa ya ha apelado la decisión [pt] del juez, la que consideran como una “tragicomedia”, pues son “políticas sin ninguna base legal”.

El blog Quintas de Debate incluye un pedido [pt] de las “organizaciones de la sociedad civil que defienden los derechos humanos y apoyan la posición de agresión y detención de manifestantes el 3 de setiembre” que:

constataram com preocupação o estado degradante e desumano em que se apresentaram em tribunal alguns dos detidos da manifestação de 3 de setembro, que mostravam sinais visíveis da tortura de que foram vítimas.

constató con preocupación el estado degradante e inhumano en que comparecieron ante la corte algunos de los manifestantes detenidos en la protesta del 3 de setiembre, que mostraban visibles señales de la tortura que habían sufrido.

A pesar de estos acontecimientos que vuelven a revelar la fragilidad de la libertad de expresión en Angola, en días recientes se comentó mucho del país en la blogósfera y pasó a los temas del momento en Twitter por otra razón: la designación de la angoleña Leila Lopes como Miss Universo. En un artículo publicado en el sitio Club-K la cantante Aline Frazão comenta [pt]:

Indigno-me ao ver mulheres angolanas a dizer que “estamos todas de parabéns pelo feito de Leila Lopes”, esquecendo os feitos de Ermelinda, Diana e Elsa, por exemplo, mulheres que arriscaram a sua vida para gritar pelos direitos básicos de 16 milhões de angolanos e angolanas.

Me indigna ver a las angoleñas diciendo que “todas debemos ser felicitadas por el logro de Leila Lopes”, olvidando los logros de Ermelinda, Diana y Elsa, por ejemplo, mujeres que arriesgaron sus vidas para clamar por los derechos básicos de 16 millones de angoleños.

Frazão se refiere a algunas lideresas de la protesta del 3 de setiembre que “también salieron a las calles a gritar por la ‘libertad’ y para exigir una Angola más justa”. A pesar de las celebraciones, Gil Lopes del blog Universal, pregunta [pt]:

poderá ser uma manobra de diversão internacional para silenciar/esquecer a morte da liberdade e da democracia em Angola?

¿Podrá esto ser una maniobra internacional para silenciar/callar la muerte de la libertad y la democracia en Angola?

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.