Reacciones a la “Marcha de las Putas” en Singapur

Este artículo forma parte de nuestra cobertura especial Marcha de las Putas 2011 [en].

Cientos de personas se reunieron para brindar su apoyo a la “Marcha de las Putas” en Singapur el día 4 de diciembre de 2011, lo que suscitó una intensa respuesta en todo el ciberespacio. Los coordinadores y coordinadoras ofrecieron esta invitación [en] a la ciudadanía en su conjunto.

Una no tiene que identificarse como una “puta” para formar parte de la “Marcha de las Putas” (Slutwalk en inglés). Lo que te pedimos es que te unas a nosotras con el objetivo de formar una voz unánime en contra de los abusos sexuales y los derechos de las víctimas, así como exigir respeto para todos. No tienes que defender tu sexualidad de forma agresiva. Solamente te pedimos que vengas y te reúnas con nosotras. Tampoco te pedimos que te pongas la más sexy, ya que eso sería caer en los estereotipos tradicionales que con tanto esfuerzo deseamos romper. La “Marcha de las Putas” en Singapur te pide que VENGAS TAL Y COMO ERES (ya sea en camiseta y pantalones vaqueros, en medias de redecilla, en sari, en chaqueta o con velo. No importa cómo te identifiques visualmente, por nuestra parte le damos la bienvenida a TODOS los que consideren que las actitudes dominantes, como que los abusos sexuales simplemente ocurren, tienen que cambiar.

La bloguera de A Wolf's Tale vio a más de 600 personas [en] en el parque:

De hecho, desde la organización se estimó la asistencia de unas 300 personas, pero al final fueron 600, muchas de ellas con sus esposos o compañeros. Por una parte estoy contenta de ver que tantos aliados apoyaran la causa acudiendo a este evento. La lluvia no desilusionó a los asistentes, pero sí que alejó a algunos participantes. De todas formas, me encanta la energía que había en el ambiente. Tuvimos música, Muay Thai, charlas y bebidas riquísimas. Conocer y hablar con gente nueva. ¡Me encanta!

Slutwalk Singapore. Photo from Irene Ma

Marcha de Putas en Singapur. Foto cortesía de Irene Ma

Curioso [en] por saber qué era el movimiento “Marcha de las Putas”, Shawn Bryon Danker también participó en el evento:

Yo, como hombre aterrorizado por la falta de un pensamiento progresista en nuestra sociedad y todas las actitudes insensibles de los troles que están en contra de este movimiento, me acerqué a ver por mí mismo de qué exactamente se trataba el movimiento “Slutwalk” el día domingo. Quería ofrecer mi apoyo a lo que vi como una continuación del pasado movimiento en pro de los derechos civiles, un llamamiento, o un sutil recordatorio, si así lo prefiere, de la renovación de la tolerancia y la aceptación en nuestra sociedad. Y esto es algo que creo que muchos de nosotros hemos olvidado en estos tiempos modernos.

rrrett expone sus razones [en] por las que unirse a la causa:

Ahora lo creo, y es ahí donde la vergüenza desaparece. Teniendo “SlutWalk” en la cabeza, dejaré de sentirme avergonzada cada día un poco más. Y si eso significa hablar sobre los problemas que nunca antes he dicho a nadie, ¡hagámoslo! porque, si cuando tenía 16 años hubiera creido en lo que creo hoy en día, hubiese pasado mucho menos tiempo en los últimos ocho años sintiéndome avergonzada y mucho más tiempo indignada, trabajando por una solución.

Para mi, para nosotras, para todas las chicas que lo han tenido mucho peor y viven con esos secretos que tanto hieren, este es el plan a seguir que comienza con “Slutwalk” Singapur: Más Charla, Menos Vergüenza.

Sin embargo, hay blogueros que han hecho llegar algunas preguntas y temas sobre el movimiento “Slutwalk“. El blog The Lycan Times comenta la debilidad [en] de la actividad:

[…] nadie ha preguntado cómo “Slutwalk” prevendrá el hecho de que más mujeres sufran algún tipo de daño por parte de los agresores sexuales. Seguramente, puede ser útil para las víctimas el no acusarse a ellas mismas de haberse provocado las desgracias, sin embargo, ¿está “Slutwalk” enseñando a las mujeres cómo protegerse? Me parece que la misma organización ha ignorado completamente los riesgos de comportarse o vestirse en una cierta manera. Es algo absolutamente irresponsable. ¿Son conscientes las organizadoras de “Slutwalk” de la indeseable impresión que están dando de que ahora no son más que un puñado de personas que simplemente se niegan a actuar de forma responsable, incluso con ellas mismas?

LCC advierte a las mujeres de que sean más prudentes [en] en cuanto a su vestimenta:

Y de hecho, quizá deberíamos educar a los hombres para que traten a las mujeres con el respeto que se merecen sin tener en cuenta la forma en la que van vestidas. También deberíamos centrar nuestros esfuerzos en intentar dar con una solución estructural permanente que elimine los delitos sexuales de una vez por todas. Aunque un enfoque como tal no tendrá lugar a corto plazo en el futuro previsible. Por ello, mientras tanto, puede que sea prudente para las mujeres ser sensatas en su forma de vestir con el objetivo de evitar cualquier indeseable atención por parte del sexo opuesto y, si tienen que ponerse ropa que atrae a los delincuentes sexuales, es bastante prudente por su parte el adoptar otras medidas de precaución como estar alerta, llevar consigo un arma defensiva que pueda asustar a los delincuentes, etc.

Desde la Ciudad del León (Singapur), se cree que la organización no debería usar el nombre de [en] “SlutWalk“:

No tengo ningún problema con una marcha del movimiento”SlutWalk” en Singapur, pero la “Marcha de las Putas” que tuvo lugar durante el pasado fin de semana, no es en realidad ninguna “Marcha de las Putas”. En las imágenes que vi en los periódicos, las mujeres se acercaron a la marcha en camiseta de manga larga y pantalones vaqueros. Sí, sé que las organizadoras declararon que la idea era no ser algo provocador o extremadamente sexy, sino protestar en contra de la violencia que sufren las mujeres. Si ese es el caso, no deberían usar el término “Marcha de las Putas”.

Kirsten está decepcionada con la desinformada objeción [en] para con el movimiento “SlutWalk”:

Como se esperaba, el movimiento “Slutwalk” ha generado un encendido debate en Singapur, y son muchas, muchísimas, las personas que se oponen al movimiento por varias razones. Respeto que algunas personas tengan sus propias razones personales de no querer brindar su apoyo al movimiento “Slutwalk” y está bien. Nadie dice que todo el mundo de Singapur tenga que participar en el evento ni que difunda el mensaje si no se quiere.

Sin embargo, el asunto se vuelve molesto cuando la oposición de las personas hacia la “Marcha de las Putas” tiene como base la ignorancia o una actitud cerrada. O cuando esas personas recurren a insultar a las organizadoras, así como a las personas que brindan su apoyo al movimiento.

MsDemeanour Singapore escribe sobre el éxito [en] de la “Marcha de las Putas” en Singapur:

SlutWalk” se enfrentó a las críticas y a los escépticos, y triunfó. Quienes no pensaban que la violencia sexual era un problema en Singapur y que la “Marcha de las Putas” en Singapur era solamente una forma de engancharse a la Globalización, son las mismas personas que no parecen reconocer o querer reconocer los problemas que tienen en casa. Pero incluso si no era un problema en Singapur, ¿desde cuándo deberíamos parar de comprender con empatía los graves problemas que se suceden en el resto del mundo solo porque nuestra percepción de ellos es que no ocurren cerca de nosotros?

El hashtag #slutwalksg de Twitter fue utilizado para documentar el evento.

Este artículo forma parte de nuestra cobertura especial Marcha de las Putas 2011 [en].

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.