¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Armenia-Azerbaiyán: Guerras del ajo

Mientras Armenia y Turquía casi llegan a las manos tras la decisión de la UNESCO de ingresar un plato que se come en ambos países [en] en su lista de Patrimonio Intangible, la disputa por la comida parece haberse esparcido de nuevo para incluir a Azerbaiyán.

Enfrascados en un amargo punto muerto por el disputado territorio de Nagorno Karabakh, hubo alrededor de 25,000 muertos en la lucha entre Armenia y Azerbaiyán a comienzos de los años 90y un millón de personas se vieron obligadas a huir de sus hogares. Una paz duradera parece esquiva.

Como resultado, armenios y azerbaiyanos prefieren naturalmente pasar por alto las muchas semejanzas que comparten, pero la rivalidad interétnica sobre la cultura y la tradición tal vez sea más feroz en lo referente a comida. Kebabistan sitúa la escena [en].

Ardidos por la decisión de la UNESCO, otro grupo de armenios ahora está tomando medidas para salvaguardar lo que creen es el linaje armenio del tolma, hojas de uva rellenas u otras verduras, que con frecuencia se sirve también en Turquía, donde se les conoce como dolma.

[…]

Mientras tanto, los azerbaiyanos parecen estar más ocupados en proteger su cocina de lo que creen que son esfuerzos armenios para usurpar su territorio culinario. Azerbaiyán tiene su propio perro guardián culinario, una organización llamada Centro Nacional de Cocina, cuyo director, Tahir Amiraslanov, parece pasar la mayor parte de su tiempo en un esfuerzo por enseñar al mundo que la cocina armenia es en verdad cocina azerbaiyana. […]

Sigua al tanto. En esta pelea de la comida, ciertamente habrá más en el futuro.

Arthur Chapman en Flickr

Y no pasó mucho antes de que viniera más, aunque en una forma improbable luego que un historiador local en Armenia descubriera que a la venta en su supermercado local, había ajos de Azerbaiyán. A pesar que un c0merciante del lugar decía que el ajo era el más sabroso, y agregaba que mantenía los precios significativamente más bajos, algunos medios locales respondieron histéricamente.

Tamada Tales explica [en].

Constantemente, los armenios tienen los ojos muy abiertos por posibles ataque del implacable adversario de Azerbaiyán, ¿pero quién hubiera creído una infiltración enemiga de una naturaleza tan inenarrablemente vil? El ajo, cultivado en suelo hostil de Azerbaiyán, aparentemente ha encontrado una manera de penetrar la sellada frontera de los dos países, y después tuvo la desvergüenza de aparecer en puestos de verduras en la capital armenia, Ereván.

[…]

Karapetian, un preocupado ciudadano, hizo sonar la alarma, y los reporteros se precipitaron a la escena. “Ajo de la empresa ubicada en la calle [Presidente Heydar] Aliyev en Bakú vendido alegremente en… un supermercado armenio”, dijo el confundido historiador.

[…]

Aparentemente, algunos temen que el ajo puede ser un signo prematuro de formas más mortales de guerra. Los investigadores ya se han llevado los ofensivos bulbos, ¿pero actuaron a tiempo antes que los inadvertidos ciudadanos agregaran el ajo azerbaiyano al dolma o la salsa khorovatz? Una publicación escribió ominosamente: “Hoy es ajo, mañana será otra cosa”.

Sin embargo, irónicamente esta no es la primera vez que un producto azerbaiyano ha estado a disposición de los armenios. Por ejemplo, a finales de noviembre, Liana Aghajanian, la blogger de Ianyan y además autora de Global Voices, descubrió otro ejemplo en un supermercado armenio en Estados Unidos.

No obstante, a diferencia de los medios armenios, su blog en Tumblr estuvo más entusiasta sobre el inesperado hallazgo [en].

Diplomacia de granada: Jugo de granada, producto de Azerbaiyán, en mi mercado armenio local que probablemente en este momento está en muchos hogares armenios en la zona de Los Ángeles. Además, no lo puedes ver, pero la marca del jugo se llama “Real Deal” (Auténtico). Demasiado bueno.

Mientras tanto, en el propio Nagorno Karabakh, los armenios le siguen teniendo cariño a la cocina azerbaiyana, aunque también hay demanda por productos armenios en Azerbaiyán, como explica un periodista de Karabakh [en] en el Círculo del Cáucaso de Periodismo de Paz.

Los platos azerbaiyanos siguen teniendo gran demanda en los restaurantes de Karabakh. Por toda la región, la gente habla de la cocina azerbaiyana con respeto. A pesar de haber un conflicto en curso entre los dos países durante más veinte años, en muchos restaurantes los comensales pueden saborear platos típicos azerbaiyanos junto con las creaciones de la cocina de Karabakh.

[…]

A pesar de una gran oferta en las tiendas hoy en día, Igor Davtian no cambia sus hábitos: definitivamente bebe solamente té azerbaiyano, que le mandan sus parientes desde Rusia.

“Preparo té de una manera muy particular. Para este asunto, no confío en mi esposa para nada. Simplemente no puede prepararlo con el mismo sabor. Pido té y mis parientes me lo mandan desde Rusia – pero ellos mismos lo ordenan de Bakú. Al mismo tiempo, mis parientes me dijeron que sus vecinos en Rusia están enviando cognac armenio a Bakú. Qué podemos hacer, simplemente a eso llegaron nuestras vidas”, dice Igor Davtian.

[…]

Armenia y Azerbaiyán no solamente tienen disputas territoriales: también hay mucha discusión sobre música, patrones de tejido de alfombras – y seguramente también acerca del origen de los platos. Armenios y azerbaiyanos todavía discuten a quién se le ocurrió la canción “Sari Gelin” y quién inventó el tolma. En cuanto a los “orígenes étnicos” del shashlik [Nota de GV: barbacoa, parrillada], hasta los georgianos entran al debate. Pero esa es una historia diferente…

Empero, con las tensiones entre Armenia y Azerbaiyán en lo más alto que han estado en años, el acalorado debate sobre cocina seguramente seguirá eclipsando toda posibilidad de que una cultura a veces compartida, o el comercio, junte a las dos partes.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.