¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Australia: Desodorante para los inmigrantes

Este post forma parte de nuestra cobertura especial sobre Refugiados.

Se ha organizado un concurso del peor juego de palabras a raíz de los comentarios de Teresa Gambaro, miembro federal del Parlamento australiano. Exigía que a los inmigrantes que tuviesen un permiso de trabajo se les enseñase «normas sociales», como usar desodorante y hacer colas de forma ordenada.

Teresa Gambaro

En Independent Australia, el post de Tess Lawrence (Gambaro intenta jugarla [en]) hace uso de la sátira audaz:

Le exijo a Teresa que organice una comisión parlamentaria para que realmente podamos poner fin a este asunto tan grave en la primera sesión del Parlamento. De hecho, quiero ver cómo el uso del desodorante se hace obligatorio y se ve reflejado en nuestra Constitución.

Y no le da vergüenza seguir con su juego de palabras:

Claramente, tiene materia de Primera Ministra, querida Teresa. De ahora en adelante, que los sobacos sean la prueba definitiva en las elecciones.

Antes de que ningún político codicie la Cámara alta, nosotros, la gente, haremos los exámenes.

A menos que los políticos superen la prueba del olfato, permanecerán bajo la atenta nariz de los australianos.

La sátira del Castlemaine Independent sugiere que los políticos deberían usar desodorante [en]:

A los políticos se les debería enseñar la importancia de usar desodorante…

Gambaro afirmó que está preocupada por la integración de los políticos en la comunidad, ya que están con el agua al cuello debido a la salud, la higiene y el estilo de vida, así como al cambio climático, las relaciones industriales, los refugiados y muchos otros asuntos.

Marion Elizabeth, del blog Diamond of Historians are Past Caring, no usa desodorante y reflexiona sobre «los grandes sucios» [en]:

Nunca supe que mis hábitos personales me hacen no australiana.

Gambaro cuenta también con sus defensores. El blog Dom's Rant se centra en el ámbito más amplio de la «enseñanza de la conciencia cultural» [en]:

… Podemos ofrecerle a esta gente la ayuda que necesitan para que se les respete como personas, de una forma lo suficientemente flexible como para considerarlos como individuos capaces de tener pensamientos independientes.
Estamos tan sensibilizados con la diferencia y su negación que no deseamos ayudar a personas con una formación cultural básica que pueda ayudarles. Gambaro tiene razón, solo necesita un poco de formación comunicativa.

Suzer, «una estadounidense emigrada a Australia con su marido australiano», habla a favor de la integración [en] y apoya a Gambaro:

Tomadas las declaraciones fuera de contexto, uno podría juzgar fácilmente a Gambaro. Me decepciona ver cómo se ofenden inmediatamente los grupos que defienden a los inmigrantes, en vez de ver que Gambaro puede en realidad estar defendiendo a los nuevos inmigrantes. La enseñanza de la diversidad en los lugares de trabajo en Australia no solo es una buena idea, sino una necesidad para los australianos de ahora y del futuro, para que podamos aprender el uno del otro.

En Your Democracy [en] no fueron nada amables con Gambaro ni con los taxistas, haciendo referencia al periódico en línea Crikey [en]:

Está claro que Teresa Gambaro se ha encontrado con un taxista maloliente o dos durante las pasadas vacaciones. Sus declaraciones han desencadenado una espiral de pensamientos (para ser generosos) en la mente del portavoz de la ciudadanía de la oposición…

Mientras tanto, en medio de las acusaciones de hacer “política para entendidos”, Teresa Gambaro retira sus comentarios sobre los inmigrantes [en] tras la reprimenda de un compañero conservador del Parlamento. Gambaro afirma haber sido «malinterpretada». ¡Pues ya se puede unir a la larguísima y ordenada cola de los políticos que aseguran haber sido malinterpretados!

(La política para entendidos [en] consiste en «emplear un lenguaje codificado que parece querer decir una cosa para la población general pero que tiene un significado diferente o más específico para un subgrupo en especial de la población».)

Incluso los humoristas gráficos comentan esta situación, aunque probablemente ese no es el perro que Jon Kudelka [en] tiene en mente:

Imagen por cortesía de Jon Kudelka Cartoons. [Traducción: Aduanas e Inmigración. «Su maleta no, señor; tiene que olfatear sus sobacos».]

Finalmente, la representante de la oposición Teresa Gambaro ha resuelto la antiquísima cuestión de por qué no podemos evolucionar, y la respuesta ha resultado ser el desodorante. Estas cosas no se pueden inventar.

La etiqueta de Twitter #gambaro contiene más bromas terribles y algunos comentarios fuertes. Échenle un vistazo mientras la caquita sigue estando fresca.

Este post forma parte de nuestra cobertura especial sobre Refugiados.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.