¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

RDC: El general Bosco Ntaganda vuelve a la guerra en Kivu del Norte

Este post es parte de nuestra cobertura especial Refugiados [en].

En Kivu del Norte crece de nuevo la tensión tras dos años sin enfrentamientos. Todo volvió a comenzar solo unos días después que el pasado 14 de marzo, la Corte Penal Internacional (CPI) condenara a Thomas Lubanga –una de las figuras clave del conflicto de Ituri (1999–2007)– por crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad cometidos en Ituri, en la Provincia Oriental de la República Democrática del Congo (RDC). Lubanga fue igualmente condenado por el reclutamiento de niños menores de 15 años en sus tropas. La confirmación de esa condena inquieta a Bosco Ntaganda, exjefe del estado mayor de la guerrilla congoleña Congreso Nacional para la Defensa del Pueblo (CNDP), sobre el que pesa una orden de arresto emitida en 2006 por la Corte Penal Internacional por delitos similares.

Este video de Human Rights Watch explica la trayectoria de Bosco Ntaganda [en]:

Deserciones en las filas del ejército

Solo unos días después del anuncio de la condena de Thomas Lubanga, algunos militares que habían sido miembros del CNDP bajo las órdenes del general Bosco Ntaganda desertaron del ejército nacional. Estos militares se habían integrado en las FARDC (Fuerzas Armadas de la República Democrática del Congo) a raíz de un acuerdo de paz firmado entre el CNDP  y el gobierno congoleño. En razón de este mismo acuerdo, Bosco Ntaganda fue nombrado general de las fuerzas armadas de la RDC.

Mélanie Gouby, en Goma, escribe [fr] a propósito de las deserciones:

Une défection des plus de 300 soldats appartenant à l’ex rébellion du CNDP Congres national pour la défense du peuple CNDP ont désertés les rangs des Forces armées de la République démocratique du Congo (FARDC) L’armée régulière de la RDC en répondant vraisemblablement à L’ordre du General Bosco Ntaganda Commandant des opérations des FARDC au Nord Kivu.

Un grupo de más de 300 soldados que habían pertenecido a la guerrilla del CNDP han desertado de las Fuerzas Armadas de la República Democrática del Congo (FARDC), respondiendo a la orden del General Bosco Ntaganda, que dirige las operaciones de las FARDC en Kivu del Norte.

Mientras continúan las deserciones de militares del ejército regular, el gobierno congoleño sufre una fuerte presión por parte de la comunidad internacional que exige el arresto de Bosco Ntaganda. Las ONG de derechos humanos de Kivu del Norte también han presionado, pero el gobierno congoleño sigue firme en lo que concierne a la detención de Bosco Ntaganda. El gobierno lo percibe como un elemento estabilizador [fr] de la frágil situación en el este de la RDC:

 Surnommé “Terminator”, le général Ntaganda est visé depuis 2006 par un mandat d'arrêt de la CPI pour enrôlement d'enfants quand il était dans une milice au début des années 2000. Le gouvernement de RDC a toujours refusé de l'arrêter, estimant que la paix dans la région du Nord-Kivu déchirée par une succession de conflits prévalait sur la justice internationale.

Apodado «Terminator», el general Ntaganda es objeto desde 2006 de una orden de arresto de la CPI por el reclutamiento de niños cuando formaba parte de una milicia a principios de la primera década de este siglo. El gobierno de la RDC siempre ha rechazado arrestarlo, estimando que la paz en la región de Kivu del Norte, desgarrada por una sucesión de conflictos, prevalece sobre la justicia internacional.

Antes que empezaran los enfrentamientos, el Presidente de la República, Joseph Kabila Kabange, en su viaje a Goma, dijo «nunca cederé a la presión de la comunidad internacional para que se arreste a Bosco Ntaganda» [fr]. No obstante, por primera vez expresó su intención de capturar a Ntanganda [fr].

Esta afirmación del Jefe del Estado ha tenido una fuerte influencia sobre la decisión de Bosco Ntaganda de no entregarse a la CPI. Para manifestar su desacuerdo, Ntanganda decidió regresar a la guerrilla e iniciar una nueva revuelta. Esta noticia ha desatado el pánico en la población de Kivu del Norte.

La población civil afectada

Desplazados a causa de los enfrentamientos. Fotografía del proyecto ENOUGH, en FlickR con licencia CC-BY

Nuevos enfrentamientos se iniciaron en las áreas de Masisi y de Rutshuru [fr], donde miles de desplazados se encuentran sin hogar mientras buscan refugio en zonas sin conflictos como Mumbambiro y Goma.

Los pueblos de Sake y Mugunga, e incluso la ciudad de Goma acogen a miles de desplazados que viven en condiciones deplorables. En el campo de refugiados MUGUNGA III, cercano a Goma, viven más de seis mil setecientos desplazados provenientes de Masisi, Rutshuru y Walikale [fr], donde se siguen produciendo enfrentamientos, según afirma el presidente de este campo,  Bikorera Claude. Añade que el pasado 4 de mayo, este campo sufrió el ataque de varios hombres armados que ocasionaron al menos cinco heridos.

Estos enfrentamientos también han provocado desplazamientos de refugiados congoleños hacia Ruanda [fr]:

Plus de 20.000 Congolais, pour plus de la moitié des enfants, ont fui au Rwanda pour échapper aux violents combats opposant depuis le début du mois l'armée aux soldats ex-rebelles dans l'est de la RD Congo.

Más de 20.000 congoleños, de los que más de la mitad son niños, han huido hacia Ruanda para escapar de los violentos combates que desde primeros de mes enfrentan al ejército y a antiguos guerrilleros en el este de la República Democrática del Congo.

Radio Okapi informa que [fr]:

Les réfugiés congolais continuent à affluer au camp de Nkamira, à plus ou moins 20 Km de la ville de Gisenyi au Rwanda. Leur nombre est passé, en l’espace de quatre jours, de cinq mille à plus de sept mille, ont indiqué, ce vendredi 11 mai, des sources locales. Au moins deux mille personnes se sont rajoutées, depuis dimanche dernier, aux cinq mille autres réfugiés congolais enregistrés à Nkamira au Rwanda. Ces derniers ont fui les récents affrontements de Masisi au Nord-Kivu entre les militaires des FARDC et les déserteurs jugés proches du général Bosco Ntaganda.

Los refugiados siguen llegando al campo de Nkamira, a unos 20 Km de la ciudad de Gisenyi (Ruanda). Su número ha aumentado, en solo cuatro días, de cinco mil a más de siete mil, según informaron el viernes 11 de mayo fuentes locales. Desde el domingo anterior, se habrían unido al menos dos mil personas más a los cinco mil refugiados congoleños registrados en Nkamira. Los recién llegados huyen de los militares de las FARDC y de los desertores que se presumen cercanos al general Bosco Ntaganda.

Pero según los testimonios de algunos desplazados asentados en Mugunga, parte de los huidos a Ruanda son naturales de ese país y habrían vuelto a sus lugares de origen.

Tras el desplazamiento masivo de población causado por los combates, el gobierno congoleño ha retomado el control de varias localidades que estaban en manos de la guerrilla del CNDP.  Pero en estas condiciones, ¿será posible encontrar a Ntaganda y entregarlo a la CPI?

Este post es parte de nuestra cobertura especial Refugiados [en].

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.