Guyana: El papel de las redes sociales en las protestas solidarias de Linden

Las protestas en Linden han originado otras protestas en solidaridad, tanto en Guyana como fuera del país, y las redes sociales, en forma de blogs, vídeos online y Facebook han ayudado a difundir el mensaje.

En Londres las protestas tuvieron lugar en la Guyana High Commission en Bayswater, organizadas por Global Women Strike y Caribbean Labour Solidarity, entre otros grupos. Selma James (exesposa del intelectual trinitario C.L.R. James), Michael Rahman, uno de los fundadores del Working People's Alliance y Luke Daniels, presidente de Caribbean Labour Solidarity y un extrabajador de bauxita de Linden, se dirigieron a la multitud.

Vídeos del 4 de agosto de las protestas solidarias en frente de la Guyana High Commission en Londres:

Chhattisgarh Women’s Organisation en India enviaba un mensaje mostrando su solidaridad con los manifestantes de Linden:

Chhattisgarh Women’s Organisation condena el asesinato de tres personas y haber herido a otras veinte, que estaban protestando contra los aumentos en los precios de la electricidad, por parte de la policía de Linden, Guyana el 19 de julio. Muchos grupos de mujeres en Delhi también se oponen a estos asesinatos. Estamos muy tristes por esto. La gente estaba haciendo sus propias peticiones y fueron asesinadas por la policía. Apoyamos la protesta de hoy en Georgetown convocada por Red Thread y los demás. Hoy tendremos una protesta en Chhattisgarh para apoyar a la gente de Guyana. La gente de la India también están protestando por la subida de precios.

Nicola Marcus, un miembro de Red Thread que ha estado organizando vigilias y otro tipo de apoyo en Georgetown declaró:

Cuando vi las fotos de la manifestación sentí como si los manifestantes estuvieran justo ahí – todas tenían los nombres de la gente que fue asesinada y herida. Eso me conmovió. Le dije a una de las otras mujeres de Red Thread – Estoy seguro que mucha gente en Guyana no conoce esos nombres y ¡mira! Aquí hay personas de todo el mundo, en Londres, para quienes cada mujer, hombre y niño son importantes. Cuando informé de la mani en una vigilia en Buxton el jueves a más de mil mujeres, hombres y niños, todo lo que oía era “Wow”, y me sentí inclusó más conmovido. Usé eso para decirle a los vigilantes que la lucha no es solo en Linden, y que si la gente de todos esos lugares, con base en Londres, de todas las razas, mujeres y hombres podían ver eso, nosotros podíamos verlo también.

En la propia Guyana, el movimiento Occupy Guyana fue lanzado en el Parlamento del Pueblo en la esquina de High Street y Brickdam en Georgetown el 15 de agosto. A diferencia de su homólogo norteamericano, que presenció fieros debates sobre si debía hacer demandas concretas, Occupy Guyana empezó con una lista de peticiones inmediatas con su declaración de misión:

Elegimos permanecer en este espacio libre ocupado hasta que se cumplan las siguientes condiciones: • La destitución inmediata del ministro de Guyana de Asuntos Internos, Clement Rohee; • La imposición de cargos contra los oficiales responsables del tiroteo de Ron Somerset, Shemroy Bouyea, y Alan Lewis— ciudadanos desarmados de Linden; • El fin de cualquier intento de incrementar las tasas eléctricas en la ciudad de Linden. • La garantía, a su máximo nivel, de que no se dificultará a los ciudadanos su derecho de asamblea y asociación; • Plena compensaación para las familias de los caídos y los ciudadanos heridos, como se determine por los asesores legales de su elección.

Occupy Guyana también desplegó una serie de peticiones a más largo plazo:

Nosotros, los ciudadanos “libres” de Guyana hemos decidido continuar nuestra lucha pacífica hasta que se erija un nuevo parlamento que refleje la opinión de la gente, abordándose con urgencia: • los altos niveles de desempleo, especialmente entre los jóvenes; • la falta de responsabilidad de los altos oficiales; • los altos índices de violencia estatal, corrupción, brutalidad policia, y acoso policial general; • la continua degradación y explotación de nuestros bosques y otras fuentes nacionales y naturales; • la continua segregación racial, discriminación y disarmonía entre el pueblo guyanés.

La iniciativa de Occupy Guyana vino de Red Thread, un movimiento con raíces feministas que empezó como asociación de artesanas en 1986. Red Thread sentía que otros guyaneses debían imitar a los ciudadanos de Linden y ser más asertivos. Sherlina Nageer, también de Red Thread y una de las organizadoras de Guyana, escribió sobre su reacción a las protestas:

Menos de 48 horas después de la masacre asistí a un foro en reconocimiento del trabajo no remunerado de las mujeres organizado por la Comisión de Mujeres e Igualdad de Género. Las palabras de bienvenida, el primer, segundo, tercero y luego todos los que intervinieron emitieron sus mensajes con ni siquiera una palabra sobre Linden. Me senté allí paralizada incapaz de creer lo que oía. Yo esperaba como una muestra de decencia, al menos, un minuto de silencio por las víctimas mortales y heridos en Linden. Me llamaron la atención de inmediato cuando levanté el punto.

¡Esto no es un asunto de mujeres!

Nageer concluyó que no había forma en la que se pudiera ignorar la dimensión del género en esta situación:

Se disparó a mujeres. Las mujeres cuidan de familiares y amigos a los que se les disparó. Las mujeres acampan en las calles. Las mujeres se tumban en frente de excavadoras enviadas para limpiar las calles. Las mujeres ayudan a mover troncos para volver a bloquear la carretera. Las mujeres cocinan y alimentan a los miembros de la comunidad y compañeros manifestantes. Las mujeres informan de las cosas raras. Las mujeres son parte del liderazgo de la comunidad, negociando y creando estrategias para los siguientes pasos.

Tras dejar la primera reunión del Parlamento del Pueblo, el columnista y estridente crítico del gobierno Freddie Kissoon fue atacado mientras intentaba subirse a su vehículo (Kissoon fue víctima de un ataque similar en 2010 cuando le arrojaron un cubo de heces):

¿Entonces qué explicación tengo? Una productora me pidió que explicara por qué pensaba que había ocurrido esto. Aquí va lo que siento sobre la constante presión que se ejerce contra mí: Algún muy alto cargo tiene una obsesión conmigo que viene de la errónea concepción de que probablemente yo sea la mayor amenaza para el gobierno. ¿Qué puede hacerse contra tal obsesión?

Freddie Kissoon y el Dr. David Hinds debaten sobre las protestas de Linden en ‘Plain Talk’

El subdirector del Instituto Internacional de Prensa Anthony Mills estaba muy preocupado por la situación:

Estamos muy afligidos por el ataque de esta semana contra Freddie Kissoon y urgimos al gobierno guyanés a abrir una investigación inmediata y llevar a los responsables ante la justicia. Además, los oficiales deben garantizar que se detenga lo que parece una campaña de acoso contra el señor Kissoon y su familia. El derecho a implicarse en un periodismo crítico es vital para cualquier democracia y debe ser respetado.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.