- Global Voices en Español - https://es.globalvoices.org -

Mauritania: presidente del Tribunal Supremo rechaza su destitución

Categorías: África Subsahariana, Medio Oriente y Norte de África, Mauritania, Activismo digital, Derechos humanos, Educación, Gobernabilidad, Libertad de expresión, Medios ciudadanos, Política

Las protestas [1] a favor del derrocamiento del régimen militar han aumentado últimamente en Mauritania [2]. Según la oposición [3] [ar], un gobierno militar va en contra de la existencia de un estado institucional. Además, acusa al régimen de intentar hacerse con el poder judicial.

Mientras tanto, el Presidente del Tribunal Supremo de Mauritania, Seyid Ould Ghailani [4] [en], se ha negado a acatar el decreto que le destituye de su cargo antes del fin de su mandato. Ghailani, presidente de este órgano judicial desde hace dos años, considera el decreto un atentado a la justicia y una interferencia del ejecutivo en el trabajo del poder judicial.

Así mismo, Ghaliani ha hecho público que el Presidente de Mauritania, Mohamed Ould Abdel Aziz [5], le habría ofrecido ser embajador en Yemen. Una proposición que Ghaliani rechazó rotundamente, reiterando que iba a seguir en su puesto hasta el fin de su mandato, dentro de tres años.

Además, afirmó que se rechazará cualquier intento del poder ejecutivo de debilitar los poderes judiciales y que atente contra los intereses del pueblo, del estado o del régimen.

Tanto abogados como personalidades políticas de Mauritania están indignados con este intento de destitución. En una conferencia de prensa, la Coordinación de la Oposición Democrática (COD) afirmaba [6] [ar]:

إن ما أقدم عليه الرئيس الموريتاني محمد ولد عبد العزيز من إقالة لرئيس المحكمة العليا قبل انتهاء مأموريته يعد خرقا سافرا للدستور، وإخلالا بمبدأ فصل السلطات، وحنثا لليمين التي أداها رئيس الدولة”. “إن إقالة رئيس المحكمة العليا رغم رفضه الاستقالة وتمسكه بصيانة القضاء يعد إجهازا حقيقيا من طرف أعلى هرم في السلطة لما تبقى “شكليا من مؤسسات الدولة، وبرهان على أن ادعاء الديمقراطية ادعاء وهمي، وأن حكم الفرد لايزال هو السائد في موريتانيا، ولايزال الاستبداد متحكما ومسيطرا على القرارات”.

La decisión que ha tomado Mohamed Ould Abdel Aziz de destituir al presidente del Tribunal Supremo antes que finalice su mandato es una trasgresión que va en contra de la constitución y supone una violación del principio de separación de poderes. Además, no olvidemos que con este hecho se está abusando del juramento presidencial.

La destitución del Presidente del Tribunal Supremo, a pesar de su negativa y de su intento por preservar su magistratura, es un abuso de poder del presidente, ya que la decisión corresponde a las instituciones gubernamentales. Además, todo esto demuestra que en Mauritania existe una democracia solo en apariencia. En realidad, estamos ante una alegación engañosa en la que prevalece  la dominación individual y es la tiranía la que toma las decisiones.

Por su parte, la Orden Nacional de Abogados de Mauritania [7] [ar], con sede en Nouakchott, ha denunciado la actuación de las fuerzas de seguridad que prohibieron a Ghaliani entrar en su oficina y ejercer sus funciones, calificándola como un golpe de estado contra el poder judicial.

Sin embargo, esta destitución no es la primera que desata un escándalo judicial en Mauritania. Ocurría lo mismo cuando el antiguo Ministro de Justicia despidió a uno de sus jueces [8] [ar], desatando una oleada de críticas en el ámbito político y judicial [9] [ar].

 صورة من رئيس المحكمة العليا المقال [10]

“Fotografía del destituido Presidente del Tribunal Supremo, en el blog “May you Wake up on a nation””   تصبحون على وطن

Mohammed Al Amin Ould El Vadel [11] [ar], escritor y bloguero, declaraba en relación con la situación:

إن هذا القرار ذكرني تلقائيا، وبتلقائية قد لا تكون بريئة، إن كانت هناك أصلا تلقائية غير بريئة، بقرار إقالة القاضي”افتخار شوردي” رئيس المحكمة في باكستان في عهد الجنرال “برويز مشرف”، والذي أثار قرار إقالته حراكا واسعا في باكستان، أدى في النهاية إلى استقالة الجنرال “برويز مشرف” من رئاسة باكستان، في يوم 18 أغسطس 2008، أي قبل انقلاب “ولد عبد العزيز” بأيام معدودة.
La decisión del presidente me hace pensar que toda esta situación podría no ser tan inocente; que podría estar relacionada con la decisión que se tomó en Pakistán por la que se destituía al juez Iftikhar Chourdy, presidente del Tribunal de Pakistán durante el gobierno del general Pervez Musharraf. La destitución provocó un gran movimiento de oposición en el país, lo que finalmente llevó a Musharraf a renunciar a la presidencia del país el 18 de agosto de 2008, es decir, sólo unos pocos días antes del golpe de estado de Ould Abdel Aziz.

El activista mauritano Taha Al Hafedh publicó varios tuiteos [12] [ar] en relación al tema:

@TahaAlhafedh [12]فهم عزيز للديموقراطيه سطحي, فهي تعني مؤسسات وسلطات ثلاث لايحق لهم التدخل في عمل بعضهم وهذا ما لم يفي به عندما أقال ولد الغيلاني!
La idea que tiene Abdel Aziz de la democracia es superficial. Democracia significa instituciones y tres poderes independientes que no pueden interferir en las funciones de los otros. Con la destitución de Ould Al Ghailani, ha incumplido los principios básicos de la democracia.
@TahaAlhafedh [13]ولكن إذا كنا نتحدث عن دولة الجنرال فتصرف من قبيل إقالة رئيس المحكمة العليا يصبح أمر طبيعي وعادي لأننا لا نتحدث عن دولة مؤسسات
Pero si estamos hablando del estado instituido por el Presidente, sería un comportamiento normal y corriente, porque no es un estado de instituciones.

Por su parte, Mejd Ahmed también publicó en Twitter [14] [ar]:

@mejdmr [14] رئيس المحكمة العليا المعين كان محاميا للسنوسي وحضر اعتصام المحامين للتضامن مع الرئيس “المقال تعسفا” يوم أمس قبل تعيينه في مكانه.
El presidente del Tribunal Supremo ejercía antes como abogado en Sennousi y asistió a la manifestación convocada por los abogados en solidaridad con el presidente destituido de forma improcedente ayer, antes de ser designado en su lugar.

El activista Ahmed Salem [15] [ar] añadía:

‏@Sirius_MR [15] السيد ولد الغيلاني لم يكن يوما محببا من القضاة أو من المحامين … تضامنهم معه نصرة للقانون ولأنفسهم لا لشخص السيد !
Los jueces y abogados nunca le tuvieron aprecio a Seyid Ould Ghaliani. La solidaridad que le han mostrado es en su propio beneficio y en el de la ley, no en el del presidente.

Bab Ould [16] [ar] también quiso dar su opinión al respecto. En Twitter, afirmaba:

‏@babadeye [16] بعد عسكرة المؤسسات التعليمية، الجنرال عزيز يبدأ هذا الصباح بعسكرة المؤسسات القضائية.
Tras la militarización de las instituciones educativas, el presidente Aziz ha procedido esta mañana a militarizar el poder judicial.
@babadeye [17] الجنرال ‎‫عزيز لم يسلط الله عليه أسوء من نفسه،فهو يخلق المشاكل لنفسه بنفسه كل يوم،لقد حول ‎‫ولد الغيلاني من صديق إلي عدو وجعله بطلا.
Solo Dios sabe que el peor enemigo de Aziz es él mismo. Se crea nuevos problemas a diario. Ould Al Ghaliani ha pasado de ser su amigo a ser su enemigo, convirtiéndole en un héroe.