¿Ves todos los idiomas que hay? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Lee más sobre Traducciones Lingua  »

Animando el espíritu empresarial en Ghana

En Ghana, un país subsahariano, hay muchos empresarios jóvenes en ciernes. Algunos incluso han sido reconocidos y premiados por organizaciones internacionales, entre los que se encuentran Bright Simons [en], Regina Agyare [en] y Elikem Kuenyehia [en].

Pero también hay otros muchos jóvenes ghaneses a los que no les va bien. Muchos de ellos se han encontrado con obstáculos en el camino que no han podido superar.

Para ellos, la historia de Elikem Kuenyehia [en] puede ser útil. Kuenyehia es un empresario, abogado, escritor y conferenciante adjunto sobre el espíritu empresarial en el Instituto de Gestión y Administración Pública de Ghana.

En el año 2006 fundó Oxford & Beaumont, una importante firma de abogados corporativos y de comercio en Ghana con oficinas en Accra y Londres, y desde entonces ha aconsejado a clientes como Coca-Cola, Goldman Sachs, Shell International, Vodafone y Citibank.

Kuenyehia también ha recibido premios, ganó el título de Líder joven empresarial del año 2012 en los premios de África occidental de Líderes Jóvenes empresariales en África.

How We Made It in Africa [en] (Cómo lo hicimos en África) le entrevistó, y compartió algunos de los desafíos que tuvo que hacer frente en el camino hacía el éxito:

Para muchas negociaciones de alto perfil, a causa del valor absoluto de la negociación y los correspondientes riesgos financieros y otros, los clientes se suelen sentir más cómodos con las empresas más antiguas y con un historial más extenso. Aunque tenía una experiencia altamente cualificada de más de siete años cuando comencé con Oxford & Beaumont, muchos clientes potenciales se centraron en el hecho de que la propia empresa de abogados no tenía historial. Principalmente lo decían los potenciales clientes ghaneses.

Por consiguiente, tuve que adjudicarme un precio muy competitito para conseguir trabajo fuera de la empresa y después proporcionar un servicio del que estuviera seguro que no encontrarían en el mercado ghanés. Esto me hizo diferenciarme del resto. Los primeros clientes que se arriesgaron conmigo (y que aún lo hacen) resultaron ser rápidamente nuestros mayores defensores.

Kuenyehia le dio este consejo a los jóvenes y aspirantes empresarios en África:

Animo a los aspirantes y jóvenes empresarios a invertir en su desarrollo personal. África está cambiando de una forma rápida y continuará haciéndolo. Ninguno de nosotros puede predecir con exactitud qué es lo que los mercados y oportunidades buscarán dentro de cinco, diez, quince, veinte (etc.) años. Pero nos podemos preparar para estas oportunidades si invertimos en nuestro propio desarrollo.

Algunos empresarios ghaneses también dieron su opinión en Twitter acerca de los elementos que carecen los empresarios africanos y otros le echaron la culpa al gobierno.

@freduagymenag: Innovación. Tecnología adecuada.

@ragyare: Habilidad para crear y vender tu idea, negociación y red de contactos.

@ragyare: Visión para los negocios para que la idea sea efectiva.

@sandistertei : Un problema es superarte a ti mismo para mantener el nivel alto.

@novisid: Africano o europeo, para mi el espíritu empresarial es una farsa.

@ragyare: Simplemente crea los primeros fondos para ayudar a que tu idea fluya.

Durante la entrevista, Elikem Kuenyehia habló del antiguo espíritu empresarial en Ghana:

Basándome en mi investigación, existen dos principales obstáculos en contra del antiguo espíritu empresarial en Ghana. El primero son los recursos humanos – muchos de los empresarios con los que hablé se quejaron con amargura de que no podían encontrar los recursos humanos adecuados para sus negocios y que cuando lo hacían, éstos desaparecían. El otro es el capital financiero. Sin un capital de riesgo desarrollado o un mercado de capital privado en Ghana [en], puede ser difícil dotar de capital a la empresa, y no importa cómo de brillante sea tu idea. Los bancos no ayudan cuando se trata de ayudar a crecer a los negocios. El desafío de RRHH se puede vencer si los propietarios de los negocios emplean un poco más de tiempo para identificar y contratar a un equipo cualificado para su empresa y se centran tanto en la competencia como en los valores. Descubrí que demasiadas empresas no siguen un proceso de selección riguroso. En lo que respecta a las finanzas, el gobierno y los socios en desarrollo pueden animar a los banqueros a prestarle dinero a las empresas mediante los fondos. Nuestro gobierno ha creado unos fondos y un mercado de capital fidedigno, afín a un tipo de fondo el cual invierte deuda y equidad en las empresas con capital de riesgo. Esta es una buena idea pero insuficientemente financiada, así que el gobierno haría bien en aumentar los fondos de este medio.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.