¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Ejecución en directo del capo de la droga birmano

Naw Kham, el líder [en] birmano de la mayor banda de tráfico de drogas del infame ‘Triángulo de Oro’ del sudeste asiático, fue ejecutado [en] mediante una inyección letal en Kunming (China) el pasado 1 de marzo. Aunque no fuera ampliamente conocido en vida, su muerte ha sido un tema muy popular en Myanmar.

Muchos usuarios de Facebook en este país se indignaron al enterarse que las cadenas de televisión chinas emitieron [my] la ejecución en directo [puede herir la sensibilidad del espectador].

Khin Khin Oo escribe [my] disgustada:

¿Televisar la ejecución? ¡Es inhumano!

Naw Kham Before Execution

Naw Kham antes de su ejecución. Captura de pantalla del canal de televisión CCTV News.

Than Thar Win, una famosa cantante local, también criticó [my] esta emisión en directo:

Resulta aceptable que se castigue a un criminal. Pero creo que las cadenas chinas no deberían emitir en directo la ejecución.

Khin Zarny Htut añadió [my]:

Si es culpable, es culpable. Pero, como ser humano, me entristece un poco esta ejecución.

Algunos han culpado al gobierno de Myanmar por no solicitar un acuerdo de intercambio con China. La Yeik Cho dijo [my]:

Nuestro gobierno debería pedir el traslado del preso. ¿Por qué han dejado la suerte de Naw Kham en manos de China?

Nay Min Kha, otro usuario de Facebook, comparó [my] la situación de los criminales extranjeros en Myanmar con los prisioneros birmanos en otros países:

Hemos extraditado con facilidad a aquellos (extranjeros) que han cometido crímenes en Myanmar. No escucho lo mismo sobre los ciudadanos birmanos que han cometido crímenes fuera de sus fronteras. De hecho, aunque Naw Kham cometiera crímenes, debería ser condenado a muerte en Myanmar. […]

Nay Tar Gay considera [my] que los ciudadanos chinos declarados culpables de delitos graves en Myanmar deberían ser trasladados a China:

Sin tener en cuenta el tipo de cargos presentados, los criminales deberían ser trasladados a su país de origen y acusados según las leyes de sus países. El gobierno de Myanmar le habría transferido (a China) con toda seguridad de haber sido un ciudadano chino.

Por otro lado, algunos internautas señalaron que no hay diferencia entre una ejecución en Myanmar y una en China. Ei Maung publicó una explicación sobre por qué el gobierno de Myanmar tomó la decisión correcta al no exigir la extradición en el caso de Naw Kham:

Es cierto que una nación debe proteger a sus ciudadanos. Y sí, la convención de Viena aconseja el traslado de los prisioneros como muestra de respeto.

Pero es una locura decir que el gobierno de Myanmar debería pedir la extradición de un rey de las drogas. ¿Están locos? […] El hecho de no trasladar a un asesino en masa o a un capo de la droga no se acerca, para nada, a la falta de respeto. Tienen a su “seguridad nacional” para preocuparse sobre el respeto en estos casos.[…]

“No saques conclusiones ridículas” solo porque no te guste el gobierno. Incluso si el gobierno de Myanmar lo solicitara, China lo rechazaría con toda probabilidad y, semejante rechazo, podría “afectar a la relación innecesariamente”. El gobierno está haciendo lo correcto…

Winston Compunuts mencionó [en] que no hay un acuerdo de extradición entre los gobiernos de China y Myanmar:

Para que el intercambio o la extradición de un prisionero entre en vigor, ambas naciones necesitan llegar a una serie de acuerdos. La convención de Ginebra únicamente garantiza un trato humano y acceso a una representación justa (incluso esta definición varía según los países). Los tratados de extradición deben haberse acordado antes de que se haya producido el arresto. Por lo que sé, no hay ningún acuerdo similar entre los gobiernos chino y birmano. Creo que el gobierno birmano hizo bien al no solicitarlo, pues era muy complicado que llegara a buen puerto y para qué malgastar el dinero de los impuestos en algo innecesario. Hay casos en los que ni siquiera una superpotencia como Estados Unidos hubiera podido salvar a sus ciudadanos o repatriarlos para cumplir sentencia en su país.

Hkam Awng hizo una breve aclaración [my] sobre la situación de Naw Kham:

Es alguien a quien se buscaba en Myanmar, Laos y Tailandia tras extender su red de droga, primero desde Myanmar a Laos, después a Tailandia, Vietnam, Hong Kong y China. […] Finalmente, agotó la paciencia de cuatro países (Myanmar, Laos, Tailandia y China) cuando secuestró una embarcación, asesinó a la tripulación y tiró los cadáveres al río. […] Para poder cooperar contra el tráfico de drogas, estos países firmaron el Convenio de la ONU de 1988 contra el tráfico ilícito de narcóticos y sustancias psicotrópicas; sin embargo, Myanmar lo hizo excluyendo el apartado sobre el intercambio de criminales. Por eso el gobierno nunca extraditó a Khun Sa ni a otros líderes “‘Wa” acusados por Estados Unidos. […] De cualquier forma, también estoy en contra de la pena de muerte. […]

El 2 de marzo, los internaturas birmanos inundaron [en] la página de Facebook de la embajada china en Myanmar con mensajes de pésame por Naw Kham.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.