¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Abriendo la caja negra del gobierno: Atenuando la pobreza con datos

A los blogueros de Global Voices se les encargó bloguear en vivo el Foro Global de OECD sobre Desarrollo [en] en París el 4 y 5 de abril de 2013. Antes de la reunión, nuestro equipo estuvo enviando posts sobre problemas de desarrollo que pudieran servir como temas de discuión semanal en línea [en] en su sitio web (#OECDgfd).

El constante aumento del uso de Internet y telefonía móvil es una oportunidad para permitir que más ciudadanos se involucren con la gobernabilidad. La tecnología puede ayudar a mejorar la participación ciudadana en la toma de decisiones y puede reenergizar la participación en la vida pública. La transparencia y la responsabilidad se está volviendo un campo variado y dinámico para la exploración a nivel mundial.

Abrir la información generada por las administraciones públicas es parte de un enfoque efectivo sobre mitigación de la pobreza [en]. Cada día, se generan increíbles cantidades de información, por parte de una amplia gama de interesados: gobiernos, medios, operadores móviles, los propios ciudadanos. A pesar del enorme potencial para el bien público, casi nunca se da a conocer ni se comparte esta información para uso público. Además, puede ser difícil conseguir estadísiticas confiables o siguen siendo propiedad exclusiva del gobierno o de funcionarios corporativos.

Los beneficios de la participación ciudadana son numerosos, muy diversos y significativos para todos los interesados, como ilustra Striking Poverty [en], una iniciativa del Banco Mundial:

Para los pobres marginados, los mecanismos de participación pueden ofrecer canales para dar forma a soluciones y responsabilizar a los gobiernos por las políticas y servicios habilitados. Para las organizaciones, gobiernos y financistas, la participación con las comunidades es beneficiosa en tanto que los ciudadanos apoyarán, adoptarán, defenderán y a la larga compartirán la propiedad y el éxito de los programas.

¿Funcionan los Datos Abiertos en países en desarrollo?

Los intentos de Datos Abiertos, tanto en países ricos como pobres, a menudo surgen contra una escasez de habilidades técnicas y políticas que evitan que los ciudadanos participen activamente con ellos. Fácilmente, puede existir una brecha entre los objetivos de los defensores de los datos y el entendimiento de los ciudadanos de los datos. Aun así, muchos enfoques creativos para recopilar y hacer que la información relacionada con la vida pública tenga sentido son una opción prometedora de que es la manera más directa a la participación ciudadana.

La Iniciativa de Datos Abiertos en Kenia [en] (KODI), el primer proyecto nacional de Datos Abiertos en el África subsahariana, se lanzó en 2011. Los juegos de datos dados a conocer (más de 400) ofrecen información para dominios con relevancia social desde educación hasta sanidad pública. En realidad, Kenia es el primer país en desarrollo [en] en tener un portal de Datos Abiertos. En el resto de África, Marruecos fue el primero en lanzar una plataforma de Datos Abiertos [fr]. Siguió Túnez en 2011 con Open Data Tunisia [fr].

Open Government Data

Datos Abiertos Gubernamentales, imagen de Justin Grimes en flickr (CC BY-SA 2.0)

Tomando el potencial de los Datos Abiertos para países en desarrollo y el creciente número de operaciones nacionales, el Banco Africano de Desarrollo (AfDB, por su nombre en inglés) ha lanzado el portal Datos Abiertos para África [en], como parte de la iniciativa de la Autopista de la Información de África. Comprende plataformas de Datos Abiertos para los 20 siguientes países africanos [todas las 20 plataformas están en inglés]:

Argelia, Camerún, Cabo Verde, República Democrática del Congo, Etiopía, Malawi, Marruecos, Mozambique, Namibia, Nigeria, Ghana, Ruanda, República del Congo, Senegal, Sudáfrica, Sudán del Sur, Tanzania, Túnez, Zambia y Zimbabue.

Aunque son muchos los desafíos, muchas historias de éxito muestran [en] que la clave para usar tecnología para iniciativas de transparencia y responsabiilidad es emplear un enfoque colaborativo y garantizar que las herramientas sean fáciles de usar y ofrezcan resultados rápidos.

Un informe de la iniciativa de Global Voices ‘Tecnología para la Transparencia’, que echó un vistazo a las iniciativas ciudadanas de transparencia y responsabilidad en todo el mundo, encontró que:

La visualización de información y las herramientas de navegación son una característica clave en más de la mitad de los proyectos [en] que hemos documentado, como diferentes son las maneras de recopilar información [en] de los ciudadanos. Aproximadamente un tercio de los proyectos usan teléfonos móviles [en] de alguna manera, mayormente permitiendo a los ciudadanos que envíen o reciban información a través de mensajes de texto.

Estas observaciones ilustran que las iniciativas ciudadanas no solamente están dirigidas a reunir información, sino también a hacer que tenga sentido para la mayor parte de la comunidad. Los proyectos muestran gran oportunidad para la información bien administrada y estadísticas relacionadas dadas a conocer a través de programas abiertos de información del gobierno. El siguiente hito para los gobiernos en países en desarrollo es solucionar los problemas de calidad y disponibilidad de información, así como la capacidad técnica y estadística del personal y las instituciones.

Abriendo la gobernabilidad

La Sociedad de Gobierno Abierto [en] (OGP) se lanzó en setiembre de 2011 cuando los gobiernos de Brasil, Indonesia, México, Noruega, Filipinas, Sudáfrica, Reino Unido y Estados Unidos tomaron una postura en favor de un gobierno más transparente suscribiendo la Declaración de Gobierno Abierto:

La Sociedad de Gobierno Abierto es un esfuerzo global para hacer que los gobiernos sean mejores. Todos queremos gobiernos más transparentes, efectivos y responsables –con instituciones que fortalecen a los ciudadanos y responden a sus aspiraciones. Pero este trabajo nunca es fácil.

Se necesita liderazgo político. Se necesita conocimiento técnico. Se necesita esfuerzo sostenido e inversión. Se necesita colaboración entre gobiernos y la sociedad civil.

Poco despues, el Banco Mundial reconoció la importancia de los principios básicos de la Sociedad y declaró [en] su apoyo a la iniciativa “facilitando intercambios de conocimiento y ayudando a construir la capacidad de países miembros de la Sociedad para elaborar e implementar sus planes de convertirse en más abiertos y receptivos”.

La Sociedad tiene ya casi 50 miembros. Aunque varios países africanos han presentado sus planes de acción y tres de ellos — Sudáfrica, Tanzania y Kenia– ya han enviado sus compromisos, África siguen a la zaga en participación [en].

La más reciente reunión de la Sociedad de Gobierno Abierto de África indica [en] que se está haciendo un progreso lento, y Ghana y Liberia están desarrollando sus respectivos ‘Planes de acción’ con la finalidad de solicitar ser miembros de la Sociedad de Gobierno Abierto.

Nuevos enfoques, nuevos desafíos por delante

¿Es la tecnología la panacea para los paises en desarrollo? Definitivamente no. Pero definitivamente allana el camino para abordar preguntas abiertas, social y políticamente relevantes. Aunque el KODI no ha tenido mucho impacto [en] en los kenianos, y muy pocos estados africanos se apresuran para unirse a la Sociedad, estas dinámicas son irreversibles. La propia existencia de las tareas descritas es un paso sólido en la dirección correcta.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.