¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Malawi: Presidentes, estrellas pop y el complejo del ‘salvador blanco’

Empezó como un desacuerdo sobre algunas definiciones -¿puede un bloque de salones de clase ser considerado un colegio?- y pronto aumentó a una guerra de palabras entre la presidenta Joyce Banda de Malawi y Madonna. Según un tuit [en] del columnista Nicholas Kristoff del New York Times, ningún partido resultó favorecido por esta corta pero ampliamente publicitada disputa.

Madonna with her Malawian adopted kids. Photo courtesy of Mabvuto Banda.

Madonna con sus hijos adoptivos malauíes. Foto cortesía de Mabvuto Banda.

La periodista Suzgo Khunga (@suzgokhunga) lo llamó “la presidenta y la estrella pop”, en un post en un foro de discusión en línea malauí para periodistas, ya cerrado. Tuiteó [en]:

@suzgokhunga: Ahora, toda una presidente, #JoyceBanda de #Malawi está peleando con una estrella pop, #Madonna. ¡Muy vergonzoso!

No es la primera vez que Madonna genera agitación [en] al visitar Malawi, el país natal de sus dos hijos adoptivos. Al momento de su primera adopción en 2006, el debate se centró en por qué el gobierno había eludido sus propias leyes para facilitarle la adopción a una celebridad extranjera. Esta vez, la discordia parece girar en torno a una disputa personal entre las dos mujeres, con raíces en una diferencia entre Madonna y la hermana de la presidenta, Anjimile Oponyo [en], que antes fue presidenta ejecutiva de la entidad de caridad de Madonna, Raising Malawi [en], y ahora es Secretaria Principal en el Ministerio de Educación.

La última fase del asunto data de enero de 2013 cuando la entidad de caridad de Madonna dio a conocer una declaración exclamando que había construido diez nuevos colegios en el país. La Ministra de Educación de Malawi, Eunice Kazembe, emitió una declaración de prensa, publicada en los principales periódicos de Malawi, negando tal afirmación. “Raising Malawi construyó solamente diez bloques de salones de clases, y no colegios. El pueblo debería conocer la diferencia entre las dos cosas”, tal como la citó el periódico en línea The Maravi Post [en].

Cuando Madonna visitó Malawi en abril y repitió la afirmación de que su entidad de caridad había construido diez colegios, el gobierno contraatacó, de nuevo. No solamente se filtó la nota garrapateada de Madonna a la presidenta Banda pidiéndole una reunión, sino que nunca tuvo la reunión, y se fue del país, despojada de su condición VIP, según un post [en] de Rebecca Chimjeka:

Madonna y su comitiva estaban conmocionados con la manera en que los trataron. Todas y cada una de las personas de su comitiva pasaron por puntos de control de seguridad, sellaron sus pasaportes como pasajeros normales. Se realizaron revisiones corporales físicas y todo el equipaje pasó por las pantallas de seguridad. No había fuerte seguridad cuando abordó su jet que salió de KIA [el Aeropuerto Internacional de Kamuzu] alrededor de las cinco.

En una entrevista exclusiva [en] con Chimjeka, Trevor Neilson, el representante de Madonna, también confirmó que la hermana de la presidenta, Anjimile Oponyo, estuvo ciertamente “complicándole la vida a Madonna”.

Un mordaz comunicado de prensa de Tusekele Mwanyongo, uno de los funcionarios de prensa de la presidenta Banda, acusó a Madonna de querer “que Malawi estuviera encadenado por siempre a la obligación de gratitud”. La declaración fue publicada primero en foros malauíes de discusión, y pronto apareció en las páginas del periódico en línea Nyasatimes [en].

La declaración fue inesperada, dada la dedicación de la presidenta a recuperar las relaciones entre Malawi y Occidente, estancadas durante el gobierno del presidente Bingu wa Mutharika. La presidenta Banda se enorgullece de haber traído de vuelta a los “azungu” (gente blanca), a quienes abierta y repetidamente reconoce que rescataron al país de su casi destrucción. Dado el tono acusatorio de la declaración de prensa, tal vez no sorprendió que se revelara [en] luego que fue desautorizado.

Como era de esperarse, las reacciones en Malawi y en el extranjero estuvieron divididas. El bloguero y periodista malauí Telephorus Chigwenembe [en] publicó en su blog:

Por decir lo menos, la declaración parecía una comunicación de un ciudadano privado a otro. Ningún sentido de decoro ejecutivo.

Otro bloguero y periodista, Richard Chirombo [en], publicó en su blog [en]:

¡Eso es lo que pueden hacer los confusionistas confundidos! Es el nivel de su locura. El poder tal vez los ha embriagado, como pasa con mucha frecuencia. Se preocupan por ellos. No les interesa el pueblo malauí. Los niños sobre todo. Es por eso que se han unido contra Madonna.

En una entrada del 14 de abril, Raphael Tenthani, destacado columnista y corresponsal de la BBC, ofreció consejo a la presidenta Banda:

Nunca debimos haber arrastrado a toda la presidencia en este asunto. Ya sea que pidamos disculpas o no, hemos salido de esto con manchas de huevo en toda la cara, mientras Madonna está riendo al último. Debemos aprender a escoger nuestras peleas con cuidado. No todas las pelean valen la pena de ser ganadas.

El comediante Daliso Chaponda [en], hijo de un antiguo miembro del gabinete ministerial y colega cercano del fallecido presidente Bingu wa Mutharika, compuso un poema [en]:

Querida Joyce:
¿Cuál es tu opción? ¿Desedeñarme, quemarme, sacarme de los VIP?
Me desafiaste, me negaste. Soy como un bote varado en tierra, desde que filtraste mi nota escrita a mano.

En Facebook, Jack Banda traza paralelos entre la presidenta Banda y Madonna [en]:

Joyce Banda sale volando con divisas e impuestos; Madonna entra volando con divisas.
Debido a Joyce Banda, los niños van a las calles, debido a Madonna, los niños tienen salones de clase donde aprender.
Debido a Joyce Banda, los hospitales no tienen medicinas y enfermeras y doctores hacen huelga, debido a Madonna, Queens tiene un pediatra y un practicante de pediatría.

La noticia pronto se tornó global. El pensador y escritor keniano Binyavanga Wainaina redactó una carta satírica aunque emotiva a Madonna [en], publicada en el sitio web Comment is Free de The Guardian. Wainaina hizo un llamado a Madonna para que abandonara a los ingratos malauíes y que en cambio adoptara huérfanos kenianos. Fue más allá:

Pero algunos de nosotros africanos estámos profundamente comprometidos con los valores que Europa y Occidente nos traen, como democracia, derechos humanos y muchos montones de duro efectivo para trabajadores de derechos humanos y sociedad civil y todo, realmente que haga cosas como Sostenibilidad, Fortalecimiento y sobre todo, Aumento de Capacidades – que, como saben, es muy, muy importante para el futuro de África, sobre todo porque es libre de impuestos y viene con derechos de sobreestadía y cuotas por conferencias. ¡Imaginen lo que su dinero haría en Kenia! Tenemos auditores más sagaces que los malauíes.

Otros se ocuparon de las mayores consecuencias de la disputa. Aunque reconoció que la oficina de prensa de la presidenta Banda había “manejado una situación desorganizada con asombrosa ineptitud”, Andrew Harding, corresponsal de BBC en África, se identificó con el estremecedor argumento del comunicado de prensa y un paradigma cambiante en la práctica de desarrollo. Citó a un funcionario [en] hablando extraoficialmente:

La antigua imagen de una persona blanca sujetando a un niño negro hambriento es simplemente vergonzosa en estos días. El énfasis está en asociarse, en construir resistencia en las comunidades y en los modelos de negocios.

Amy Auguston [en], consultora internacional de desarrollo, vio una importante lección para donantes [eng] en la historia Joyce Banda-Madonna:

Me enfadé por identificarme cuando leí la declaración del gobierno, e imagino que pasó igual con muchos otros trabajadores del desarrollo. En mi carrera, creo que he hecho lo mejor que he podido por ser humilde y respetuoso hacia los países anfitriones donde he trabajado. Aun así, como Madonna, las “intenciones honorables” de quienes trabajan en el desarrollo no son suficientes, y debemos examinar continuamente nuestros motivos y comportamiento. Y, tal vez más importante, debemos escuchar las a veces duras críticas voces de la población a la que tratamos de servir.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.