¿Ves todos los idiomas que hay? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Lee más sobre Traducciones Lingua  »

En memoria del cronista de Santa Lucía

El historiador y ecologista Robert Devaux falleció la mañana del pasado 16 de abril de 2013, después de una dura lucha contra el cáncer que padecía. Los cibernautas de Santa Lucía han rendido homenaje al hombre que muchos consideran como el héroe del medio ambiente y un visionario nacional.

Miembro fundador del Centro de Investigación de Santa Lucía y del Saint Lucia National Trust [en], del cual fue presidente durante muchos años, Devaux es también el autor de varios libros que tratan la riqueza histórica de la isla, el último de ellos publicado en 2012 con el título “Una historia de Santa Lucía” [en].

Una biografía de Devaux publicada por Tony Williams en un post perteneciente al blog the Caribbean Book Blog [en] destacó su gran contribución a la investigación de la isla:

Nacido en Castries en 1934, Devaux consagró la mayor parte de su vida al estudio y documentación de la historia, hábitat y ecosistemas naturales de Santa Lucía, así como a la investigación de su rico y diverso patrimonio cultural. Fue un gran defensor de la conservación de los enclaves arqueológicos de la isla y de sus reliquias históricas. Junto con otros ecologistas locales jugó un papel esencial en la toma de conciencia pública sobre la importancia de protección de la flora, fauna, paisajes y del entorno único natural de la isla.

En el post también se comentó sobre su trabajo arqueológico:

Veterano ingeniero de campo, Devaux fue un asiduo participante en los yacimientos arqueológicos. Se le reconocen el redescubrimiento de numerosos enclaves históricos, entre ellos las ruinas de los primeros asentamientos Arawak y Carib, así como las guaridas de los primeros esclavos fugitivos, considerados los primeros defensores de la libertad de la isla, debido a la rebelión y resistencia que ofrecieron contra la brutal opresión de los colonos franceses y británicos desde mediados hasta finales del siglo XVIII.

La página de Facebook de Lighthouse Road Publications [en], establecida para la publicación del libro “Una historia de Santa Lucía”, también incluyó información sobre el trabajo de Devaux:

En 1961, Devaux fundó el Centro de Investigación de Santa Lucía (constituido en 1994), que produjo miles de documentos sobre investigaciones que abarcaban un amplio espectro temático. Estas investigaciones se realizaban con frecuencia siguiendo las órdenes del gobierno, empresas o entidades privadas para obtener información sobre detalles (a veces oscuros) del pasado de la isla. Todas estas décadas de meticulosa investigación recogidas en dichos documentos aparecerán en la obra “Una historia de Santa Lucía”, que Devaux escribió conjuntamente con Jolien Harmsen y Guy Ellis.

Según unas palabras en memoria de Devaux publicadas en Facebook [en], el cronista trabajó duro para proteger el patrimonio de Santa Lucía, incluso cuando las circunstancias parecían ponérselo difícil:

Desgraciadamente, pasó demasiado tiempo intentando hacerse oír. Imaginen cuánto de nuestro patrimonio se conservaría ahora para las futuras generaciones si hubiera habido más personas como él. Perdió una de sus batallas más duras: cuando intentó frenar las construcciones entre las Pitons, la Autoridad de Control de Urbanismo le relevó de su cargo en el consejo; la Autoridad Portuaria no tomó en cuenta su proposición de crear un pantano en La Tourney y su esfuerzo por salvar el sendero de la costa este (cuatro millas de sendero que él mismo construyó con sus propias manos) quedó en aguas de borrajas cuando las promotoras inmobiliarias de Le Paradis comenzaron a hablar.

El homenaje continuaba así:

Él tenía una visión para Santa Lucía en la que tenía en cuenta tanto la protección de su patrimonio como su desarrollo. Era un realista: nunca puso impedimentos en el desarrollo de la isla; nada más lejos de la realidad, siempre estuvo a favor del desarrollo sostenible. Nunca rechazó un proyecto sin antes proponer otras alternativas posibles con ganancias económicas similares pero que no comprometieran el patrimonio de la nación. Le desesperaba el hecho de saber todo lo que ya se había desperdiciado, pero le hubiera gustado que siguiéramos luchando por lo poco que nos queda de nuestras playas, nuestras selvas tropicales, nuestra flora y fauna y nuestros enclaves históricos. Él creía que era nuestro deber el hacer de nuestra pequeña porción del mundo un lugar mejor. Él sin duda lo hizo.

A Robert Devaux le concedieron diversas condecoraciones, entre ellas el ser nombrado en 1991 Oficial de la Excelentísima Orden del Imperio Británico (OBE en sus siglas en inglés).

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.