¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Rusos y cigarrillos: Un duro adiós

Rusia es uno de los países con más fumadores en el mundo. Aunque el 39 por ciento de rusos fuma [en], la cifra llega al 60 por ciento entre hombres rusos (en comparación, la cifra es de 21 por ciento para ambos sexos en el Reino Unido; [en]). Las actitudes y leyes rusas referidas a fumar han sido increíblemente tolerantes cuando se les compara con el resto de Europa. Los rusos han sido libres de alimentar sus adicciones a la nicotina no solamente en bares, restaurantes y cafés, sino también en colegios, hospitales, muchas formas de transporte público, edificios del gobierno y complejos de departamentos. Anuncios de cigarrillos decoran las esquinas de las calles del país y sistemas de metro y llenas las páginas de las publicaciones rusas. Los impuestos a los cigarrillos son insignificantes y se puede comprar un paquete de Marlboro por menos de dos dólares, y las marcas nacionales cuestan la mitad.

Russian's smoking habits know few boundaries. "Bad Habit," Volgograd, Russia, 22 November 2009, photo by Mohd Hafizuddin Husin, CC 2.0.

Los hábitos de fumar de los rusos conocen pocos límites. “Mal hábito”, Volgogrado, Rusia, 22 de noviembre de 2009, foto de Mohd Hafizuddin Husin, CC 2.0.

El gobierno ruso tiene el objetivo de cambiar esto y el sábado 1 de junio de 2013, instituyó una nueva ley “Sobre la protección de la salud de los ciudadanos de los efectos de fumar pasivamente y las consecuencias del consumo de tabaco” [ru], que prohíbe fumar en edificios del gobierno, instalaciones educativas, instalaciones de salud, ascensores y pasadizos de complejos de departamentos, estaciones de tren y dentro de los trenes. La ley también contiene duras restricciones a la publicidad de tabaco, aumenta los impuestos a la industria de cigarrillos, aumenta las penas por ventas a menores de edad y allana el camino para implementar por etapas prohibiciones similares en tiendas, cafes, bares y restaurantes.

El octubre de 2012, el propio Primer Ministro Dmitri Medvedev usó su blog [ru] para difundir un video (ver debajo) donde explica las razones del gobierno para presentar esa ley, y deja ver que la tasa de fumadores de Rusia es anormalmente alta (solamente comparable con la de China) y que desde los años 90, el porcentaje de rusas que fuman aumentó de 7 a 22 por ciento, mientras que la edad en que una persona fumó por primera vez pasó de 15 a 11 años.

Aunque las cifras oficiales [ru] afirman que entre 70 y 80 por ciento de la población apoya las nuevas medidas, la ley ha demostrado ser polémica en la blogósfera rusa, donde muchos discrepan por una diversidad de razones. El bloguero Nicolai Troitsky [ru] (retratado en su perfil de LiveJournal disfrutando de un cigarrillo) manifestó que se iba a unir al recientemente fundado “Movimiento de rusos comunes y corrientes por los derechos de los fumadores” [ru]. Troitsky denunció la legislación con los términos más fuertes posibles en su post “¡Alto al genocidio contra los fumadores!” [ru].

тоталитарная, гестаповская, фашистская борьба с курильщиками, больше похожая на истребление, на геноцид, противоречит всем нормам здравого смысла. Целая немалая группа граждан демонстративно лишается элементарных прав.

Esta lucha totalitaria con los fumadores, al estilo Gestapo, se parece más a un exterminio, un genocidio, que va contra todas las normas del sentido común. Se está violando los derechos básicos de todo un grupo de ciudadanos.

Mientras Troitsky estaba aparentemente contento de confirmar la Ley de Godwin en su bombardeo de apertura, la exageración no es el único dominio de los fumadores. El diputado de la Duma Igor Lebedev [ru] se tomó el tiempo de escribir un artículo titulado “Los derechos de los fumadores son los derechos de los drogadictos y los derechos de los asesinos” [ru]:

Привычка, конечно, сильна. Причем не только привычка курильщиков к никотину, но и наша общая привычка видеть вокруг себя людей с белыми бумажными дымящимися палочками во рту. Надо сделать так, чтобы вид прилюдно курящего человека вызывал такую же реакцию, как и вид прилюдно “ширяющегося” наркомана. По сути, это одно и то же.

El hábito es fuerte, por supuesto. No solamente el hábito de nicotina de los fumadores, sino también nuestro hábito común de ver personas a nuestro alrededor con palitos blancos de papel para fumar en la boca. Debemos hacerlo para que la visión de una persona fumando frente a otras personas traiga la misma reacción de la visión de un drogadicto “inyectándose” frente a otras personas. Después de todo, son lo mismo.

Lebedev, miembro del partido político ultranacionalista Liberal Democrático de Rusia (LDPR), también destacó que “fumar no es una tradición rusa —el hábito lo implantó Pedro el Grande” (es decir, hace 300 años).

El más liberal Anton Nossik criticó la ley con el argumento de que las medidas coactivas contenidas en las leyes demostrarían ser ineficaces [ru].

в любой стране, где за последние 10 лет достигнуты ощутимые успехи в борьбе с курением, мы видим огромный спектр усилий, направленных именно на помощь курильщикам в бросании курить… А там, где это направление работы задвинуто, никакие даже самые жёсткие репрессивные меры не помогают. Мы это недавно тут обсуждали на примере французских драконовских мер, результат которых с 2000 по 2010 год оказался нулевым. И британских программ помощи курильщикам, которые за тот же период помогли снизить число страдающих зависимостью в полтора раза.

En cualquier país donde se ha tenido apreciable éxito en la lucha contra el hábito de fumar, vemos el amplio espectro de esfuerzos centrados en ayudar a los fumadores a que dejen de serlo… Pero, donde la dirección del trabajo es contundente, ni las medidas más duras, más represivas ayudan. Hace poco discutimos [en el blog de Nossik] el ejemplo de las medidas represivas de Francia, cuyos resultados entre 2000 y 2010 resultaron ser nada. Y el programa británico de ayuda a los fumadores en el mismo periodo redujo en una vez y media el número de los que sufren depedencia [de la nicotina].

Sin embargo, muchos rusos estaban menos interesados en la ley como una cuestión de derechos y simplemente se centraron en la posiblidad de que sea forzosa o aplicable. Como Osik101195 tuiteó [ru] claramente:

Если вы думаете, что антитабачный закон будут соблюдать в России, то вы точно ебанутый

Osik101195 [ru]: Si creen que la ley antitabaco se acatará en Rusia, entonces son completos idiotas de mi***a.

Luego de varios días de la adopción de la ley, MindNasty pintó una sombría imagen [ru] de la eficacia de la prohibición:

В тамбуре электрички курили два контролера, выдыхали дым в табличку “Не курить”. Обсуждали антитабачный закон. Не вижу смысла в этом законе.

Entre los carros del tren, dos inspectores de billetes estaban fumando, tirando el humo en el cartel de “No fumar”. Discutían la ley antitabaco. No le veo sentido a esta ley.

Con toda la controversia, las nuevas leyes sobre fumar de Rusia son bastante similares a la legislación que muchos países occidentales han tenido los últimos 20 años (no es por coincidencia que sus índices de fumadores sean similares a los de países como el Reino Unido hace 30 años; en). Con 400,000 rusos muriendo cada año por enfermedades relacionadas con el cigarrillo, el gobierno tiene un enorme incentivo para aumentar la salud pública e implementar legislación contra el hábito de fumar, pero aun está por verse si la población de Rusia quiere obedecer o si su policía está lista para aplicar esa legislación.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.