¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Los rebeldes del turbulento Sur de Tailandia hacen su debut en YouTube

En las zonas fronterizas del sur de Tailandia existen varios grupos rebeldes que han llevado a cabo una enorme rebelión durante nueve años, pero la mayor parte de la violencia se ha mantenido anónima. Ningún grupo había dado la cara para asumir la responsabilidad, hacer peticiones o poner cara al conflicto.

Hasta ahora.

Poco antes de que el Gobierno de Tailandia comenzara negociaciones de paz con el Barisan Revolusi Nasional Patani (BRN), uno de los principales grupos insurgentes musulmanes del Sur Profundo (como se conoce a la región), Ustaz Hassan Taib y Abdulkarim Khalib publicaron un vídeo [ms] único en YouTube, el 26 de abril de 2013, en el que presentaban el grupo. BRN lucha por la libertad y la justicia para el pueblo de la región histórica de Pattani [en].

El Sur Profundo de Tailandia, que comprende tres provincias y media y dos millones de habitantes, aproximadamente, alberga uno de los conflictos más violentos del mundo. Desde 2004, más de 5.300 personas han sido asesinadas, casi 2.000 más [en] que en el conflicto de Afganistán. Sólo en abril [en] de 2013 ha habido 45 asesinatos, 75 heridos y 298 incidentes.

Thai Rangers patrolling in Pattani, south of Thailand. Photo by Jack Kurtz, Copyright @Demotix (9/29/2009)

Guarda tailandés vigilando Pattani, sur de Tailandia. Fotografía de Jack Kurtz, derechos reservados @Demotix (29/9/2009)

Las provincias fronterizas de Tailandia que son escenarios del conflicto (Pattani, Narathiwat, Yala y parte de Songkla) son de mayoría musulmana. Muchos hablan bahasa melayu patani, idioma que muy pocos tailandeses entienden. Representan un marcado grupo minoritario, cuya identidad, cultura, religión y tradición son distintas a las de la mayoría de tailandeses (budistas).

Hay varios grupos insurgentes que actualmente están apuntando tanto a soldados como a civiles en este sur profundo tan militarizado. Aún no están claros los propósitos de estos grupos, aparte del objetivo fronterizo de conseguir más autonomía de Bangkok. Es el propio hermetismo de estas insurgencias lo que las hace tan extrañas.

El 24 de mayo se publicó un segundo vídeo [ms] en YouTube, haciendo cinco peticiones clave [en]. Noor, hablando en bahasa melayu patani, dejó claro que BRN es un movimiento “de liberación” y no separatista. El grupo pide que haya organizaciones intermediarias para observar las negociaciones de paz con el gobierno tailandés, como por ejemplo la Organización de la Conferencia Islámica (OCI), y también pide que el gobierno de Malasia haga de mediador.

Anteriormente, solo miembros exiliados a Europa o a Oriente Medio de la Organización para la Liberación de un Pattani Unido (PULO) habían hecho peticiones de las que estuviera al corriente el gobierno. PULO fue fundada en 1968 e intentó reafirmarse como un grupo capaz de negociar con el gobierno.

A pesar de que hay muchas facciones y grupos insurgentes en las provincias del extremo Sur, parece ser que BRN pretende ser “la” organización que negociará con el Gobierno tailandés, y no PULO o cualquier otro grupo. Además, BRN ha dejado en claro que no confía en el gobierno tailandés y pide al gobierno malasio que haga de mediador en las negociaciones de paz.

Por otro lado, los malasios, están apuntalando [en] la peligrosa región fronteriza de nuevas oleadas de violencia por parte de otros grupos militantes que no están de acuerdo con las negociaciones de paz. Esto ha desencadenado un aumento de ataques mortíferos [en] en la zona.

El ejercito tailandés dio un paso más y comenzó a hablar [en] de la idea de construir una “valla fronteriza” como nueva herramienta de vigilancia para limitar el movimiento de los grupos militantes. Hasta ahora, otras medidas para reprimir las insurgencias en el extremo Sur han fracasado, como la imposición de un decreto de emergencia y el despliegue de 60.000 tropas.

Estos vídeos obtuvieron algunas respuestas airadas en la blogosfera tailandesa. Warakorn Boonyakorn recordó a los insurgentes que la religión se encargaría de difundir un mensaje de paz.

No hay religión que te enseñe a matar a la gente. Y quien quiera que esté haciendo esta cosa “repulsiva”… no pueden reivindicar que es la religión. La religión no es el problema, es la gente.

MK47 cuestionó si negociar con rebeldes es inteligente:

¿Saben que son los líderes que ordenaron matar a cientos de tailandeses? ¿Por qué negociar con ellos?…

David Kim aclaró [en] que los rebeldes están luchando por la liberación:

No queremos formar parte de Tailandia. No somos tailandeses. Nuestra sangre nunca será sangre tailandesa… Y queremos dejar claro que no nos estamos separando (de Tailandia), sino liberándonos…

Muslim North instó [en] al gobierno que dejara de hablar con terroristas:

No negocien con terroristas.

La violencia no se ha reducido desde que comenzaron las recientes negociaciones de paz y el Grupo Internacional de Crisis ha advertido [en] que los grupos insurgentes son cada vez más fuertes y más atrevidos. Parece que Tailandia se está preparando para una tormenta y puede que para más vídeos de YouTube.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.