¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Santo Tomé retira ‘arroz podrido’ luego de protestas

Protestas por informes [pt] de la circulación de arroz no apto para consumo humano en Santo Tomé llevaron al retiro de la comida del mercado por órdenes del gobierno a comienzos de julio.

El arroz era parte de una orden de 900 toneladas valoradas en unos dos millones de dólares importas de Camerún usando dinero público. El trato fue un acuerdo directo [pt] entre la empresa importadora D.S. Neves Limitada, propiedad de Delfim Neves, diputado y Secretario General del Partido Convergencia Democrática de Santo Tomé, y el primer ministro santotomense, Gabriel Costa.

El arroz, uno de los alimentos básicos más consumidos en Santo Tomé, por lo general se entrega al país como donación de Japón a través de un acuerdo de cooperación [pt] entre los dos países. Como se aproximaba una escasez anticipada de arroz [pt] hasta que llegara un cargamento de 3,000 toneladas en junio, es probable que el arroz de Camerún fuera una adquisición urgente para mantener el mercado abastecido mientras tanto.

Pero el arroz presentaba una visible invasión de “moho, restos de larvas muertas y otros insectos”, según un informe preliminar [pt] sobre la calidad del arroz del Centro de Investigación Agrónoma y Tecnológica (CIAT) el 6 de junio de 2013. El informe circuló ampliamente por las redes sociales, reforzando el descontento entre las personas de Santo Tomé, que ya habían informado de ejemplos de arroz podrido en línea desde fines de mayo de 2013.

Ante el inminente escándalo, el gobierno decidió [pt] en un consejo de ministros el 23 de junio que el arroz debía ser retirado temporalmente hasta que llegaran al país los resultados concluyentes de los exámenes solicitados al extranjero, pues los resultados de la agencia gubernamental Centro de Investigación Agrónoma y Tecnológica fueron considerados como no concluyentes. Pero se seguía vendiendo el arroz, lo que llevó al gobierno a través del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo a ordenar [pt] que se recogiera del mercado y se prohibiera su venta.

Sacks of rice from Cameroon. Photo by Carsten ten Brink on Flickr (Creative Commons BY-NC-ND 2.0)

Sacos de arroz de Camerún. Foto de Carsten ten Brink en Flickr (Creative Commons BY-NC-ND 2.0).

No queremos arroz podrido

El asunto ha sido ampliamente discutido [pt] por los cibernautas del país, sobre todo del grupo “São Tomé e Príncipe ★ Téla Non ★” [pt] en Facebook, que ha tenido la mayor audiencia e influencia en el país. Una foto del arroz publicada por Arlindo Santos en el grupo provocó numerosos comentarios, como el siguiente de Nayr Santos que afirma [pt]:

É triste mas é verdade! Hoje tive a oportunidade de deparar com esta “qualidade” de arroz que esta a venda na nossa praça. Poderia não acreditar nesta foto, mas vi, infelizmente, de perto o arroz para o “povo” consumir… Digo o “povo” pra ser de uma forma super limitada, porque os que mandam chegar esse arroz cá na ilha pra ser consumido, de CERTEZA que não fará [sic] o uso do mesmo, estes e outros todos que têm as costas largam [sic]!

¡Es triste pero cierto! Hoy me topé con este arroz “de calidad” que se está vendiendo en nuestro mercado. Tal vez no crean la foto, pero desafortunadamente vi este arroz para que el “pueblo” consuma con mis propios ojos… Digo “pueblo”, porque los que ordenaron que este arroz se enviara a la isla para su consumo, CIERTAMENTE no son los que lo van a comer, ¡ni esas personas ni todas las demás que tienen poder!

Photo by Tito Cheque Djalma on Facebook (used with permission)

Foto de Tito Cheque Djalma en Facebook (usada con autorización)

Lucas Lima, un abogado de Santo Tomé que actualmente vive en Portugal, comentó [pt] después de leer el informe del Centro de Investigación Agrónoma y Tecnológica:

Em conversa com uma Mestranda em engenharia alimentar, coloquei-lhe a seguinte questão:
Com base neste relatório, o arroz objecto da análise pode ser consumido pela população?
Ela simplesmente respondeu-me que nem para animais se deve dar um arroz com essa qualidade. E disse mais, só não houve intoxicação alimentar porque o arroz é um produto seco ou seja, tem baixa quantidade de água.

Por ultimo disse-me que este produto a nível de nutriente, já não tem, come-se para “encher a barriga” mas não alimenta.

En una conversación con una estudiante de maestría en ingeniería alimentaria, le pregunté lo siguiente: sobre la base de este informe, ¿el arroz que se ha examinado puede ser consumido por la población?
Simplemente respondió que arroz de esta calidad ni siquiera se debiera dar a los animales. Y agregó que la única razón por la que nadie se envenenó al comerlo es porque es un producto seco, es decir, tiene poco contenido de agua.

Y para teminar, me dijo que este producto ya no contiene nutrientes, se come para “llenar el estómago” pero no aporta nutrición.

La empresa responsable de la importación del arroz refutó [pt] las acusaciones en un comunicado de prensa:

Quanto a qualidade do produto ora importado, gostaríamos de salientar que para além de visibilidade ocular de qualquer produto, faz-se fé nos Certificados de Qualidade e de Fitossanitário emitidos pelas entidades credíveis e vocacionadas para o efeito a nível internacional…

En cuanto a la calidad del producto importado, nos gustaría destacar que además de la visibilidad ocular de cualquier producto, se puede tener confianza en los certificados de calidad y fitosanitario garantizados por organizaciones creíbles a las que se encarga esta tarea a nivel internacional…

La indignación fue más allá de los comentarios de Facebook, con una protesta pública realizada el 26 de junio con el lema “No queremos arroz podrido”.

Roberto Carlos grabó la protesta y la compartió en YouTube [pt]:

Una carta [fr] enviada por Delfim Neves a las autoridades camerunesas a comienzos de mayo y dada a conocer por el grupo de protesta São Tomé e Princípe Indignados [pt] el 1 de julio avivó la oposición de la gente y posteriores protestas. En el documento, Neves, con la intención de ganar una exoneración tributaria, se refirió a acontecimientos que no corresponden con la verdadera situación del país. “Crisis de hambre”, “población con hambre”, son algunos de los términos usados con la finalidad de obtener la tolerancia de las autoridades camerunesas.

Photo of the protest "We don't want rotten rice" (26/06/2013), shared by Tito Cheque on Facebook (used with permission)

Foto de la protesta “No queremos arroz podrido” (26/06/2013), compartida por Tito Cheque en Facebook (usada con autorización)

Paulo Gomes comentó [pt]:

Usar mesmo que indevidamente, o nome de um país (POVO) de forma fraudulenta em beneficio próprio pondo em causa futuras ajudas que os mesmos possam vir a necessitar já é de si só um ato de falta de caráter mas que ate se entende quando a ganancia assim dita. O que não se entende é quando se brinca com a saúde publica pondo em risco uma população por imperativos econômicos… acorda povo.

Usar, incluso de manera no efectiva, el nombre de un país (PUEBLO) de manera fraudulenta para beneficio propio y poniendo en potencial peligro la futura asistencia que el pueblo podría necesitar en una acción que muestra falta de carácter moral, pero que se puede entender en términos de avaricia. Lo que está más allá de la comprensión es poner en peligro la salud pública y poner en riesgo a la población por beneficio económico… Despierta, pueblo.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.