¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

¿Las “Zonas de Libre Comercio” de China incluirán Internet libre?

Shanghai. Photo by Jacob Jose via Wikimedia Commons (CC BY-SA 3.0)

Shanghai. Foto de Jacob Jose via Wikimedia Commons (CC BY-SA 3.0)

Los reportes extranjeros [en] sobre las nuevas “áreas de Internet libre” en Shangái y Shenzen agitaron los nervios para las autoridades chinas y sus ciudadanos igualmente. Después de que funcionarios anunciaran que las empresas en ambas ciudades tendrían acceso abierto a Internet sin ninguno de los bloqueos de las redes nacionales en China, los comentaristas extranjeros interpretaron rápidamente como señal de mayor libertad política. Con lo que parecía una respuesta al entusiasmo, un artículo de primera página de la edición extranjera del diario China Daily el 27 de septiembre aseveró que no habría “concesión” en futuras zonas de puerto libre.

Desde el inicio de la era de Deng Xiaoping en la década de los setenta, los experimentos políticos y económicos de China han estado acompañados por el establecimiento de “distritos especiales” como Zonas Económicas Especiales, Zonas de Libre Importación y Exportación y Zonas de Desarrollo Tecnológico y Económico. Estas regiones parecen contradecir ciertos principios del comunismo, pero Deng es reconocido como el gran ingeniero detrás del éxito económico de China durante las últimas décadas.

La última novedad bajo el nuevo liderazgo de Xi Jinping, quien visitó Shenzen para homenjear la idea de Deng de un “distrito económico especial”, es la puesta en marcha de la “Zona de Libre Comercio de Shangá” [en] para facilitar la entrada de China al comercio internacional y mercados financieros a travpes de un conjunto de medidas liberales, incluyendo un yuan convertible y tasas de interés libres. Hasta tres años podría necesitar Shangái para disponer de la infraestructura necesaria para inaugurar su zona franca.

La Zona de Libre Comercio está basada en la premisa que los centros financieros requieren infraestructura legal “suave”, incluyendo estado de derecho, prensa libre y flujo libre de información, todas condiciones que han dado ventajas a Hong Kong [en] en la economía global, frente a otras grandes ciudades chinas. Este escenario trae una interrogante: ¿puede cualquier polo financiero internacional operar sin acceso libre a la información? 

No es la primera vez que China propone una zona de internet sin restricción alguna. En 2010, un grupo de importantes emprendedores digitales, incluyendo al presidente de la compañía de social media Tencent, Pony Ma, sugirieron [zh] que Shenzhen debería ser una Región Especial de Internet donde la gente estuviera conectada con las redes globales. Su petición fue ignorada pero en el proceso de desarrollo de la Zona Económica de Qianhai, el acceso irrestricto a Internet volvió a la agenda. En 2011, el periódico chino Southern Weekend reveló [en] que la ciudad de Chongqing planificaba construir una “Región Administrativa Especial para la Nube” y atraer compañías extranjeras dedicadas al almacenamiento de datos en la nube. Este centro de datos estaría aislado de las redes principales por medio de un cable óptico exclusivo. Este arreglo hecho a la medida de las empresas extranjeras dejó un sabor amargo en la boca de varios internautas chinos. Aquellos medios de comunicación con informes sobre la propuesta fueron obligados a retirar [zh] sus artículos, al convertirse la Zona de Internet Libre en un tema delicado. Sin embargo, la Región Administrativa Especial para la Nube no ha sido interrumpida.

A commentary calling free Internet zone "a concession", appears on the front page of China Daily on September 27.

Un comentario que denomina a las áreas de internet libre “una concesión”, apareció en la página frontal del China Daily el pasado 27 de septiembre.

Con este anuncio, fuentes del gobierno chino [en] aseguraron al diario de Hong Kong South China Morning Post que la Internet no tendría ningún bloqueo y que proveedores de servicio digital del extranjero serían recibidos en la Zona de Libre Comercio de Shangái el 24 de septiembre. Dos días después, Reuters confirmó [en] que la zona económica de Qianhai también tendría acceso abierto.

Al tiempo que se conocieron los reportes sobre el desbloqueo en las futuras zonas de libre comercio en Shangái y Shenzhen, los medios controlados por el estado los negaron. Un trabajo de primera página en el A China Daily escrito por [zh] Mei Xinyu, investigador del Ministerio de Comercio, describió al acceso ilimitado a Internet dentro de los distritos especiales como “concesiones” [en], como los territorios entregados de forma injusta a potencias extranjeras en el Gobierno Imperial Qing, después de derrotas militares.

El artículo estipula que la Zona de Libre Comercio de Shanghái será estrictamente económica y que no tendrá concesiones y en consecuencia, ningún cambio significativo en la apertura digital. El escritor alaba a la Gran Muralla Digital China como una herramienta efectiva para asegurar la justicia internacional, ya que no ha permitido que “conflictos sangrientos” como la Primavera Árabe afecten a China. Argumenta que la Internet está lejos de ser una “tierra de libertades”, tal y como mostraron las revelaciones de Edward Snowden sobre espionaje digital por parte de los Estados Unidos. Frente a ello, asegura, la Gran Muralla Digital ha defendido la soberanía de China. 

La confusión conceptual en el artículo muestra el conflicto entre la necesidad de transformación económica y el deseo de control ideológico para mantener el sistema de partido único que hoy gobierna China. Evidentemente, el conflicto está presente ya en las rondas y rondas de batallas ideológicastanto dentro como fuera del partido de gobierno –justo cuando el comentario comenzó a ser difundido, la Oficina de Información del Consejo de Estado emitió [en] un dictamen prohibiendo a las páginas web reproducir el trabajo de la edición extranjera del Diario del Pueblo “China no establecerá “concesiones políticas” digitales y exigió el retiro de publicaciones antiguas.

Aún tenemos que ver cómo manejará el Consejo de Estado el esquema ideológico entre el “acceso libre a internet” y la “concesión política”. Los internautas de China esperan igualdad en acceso a la información en todo el país, pero en una entrevista con helanonline.cn [zh] el prominente bloguero chino Michael Anti afirmó que él cree que la información digital será restringida en las zonas “libres” y tal libertad regional no tendrá mayor impacto en las prácticas de censura en China.

1 Comentario

  • […] ¿Las “Zonas de Libre Comercio” de China incluirán Internet libre? En 2010, un grupo de importantes emprendedores digitales, incluyendo al presidente de la compañía de social media Tencent, Pony Ma, sugirieron [zh] que Shenzhen debería ser una Región Especial de Internet donde la gente estuviera conectada con las … Read more on Global Voices en español […]

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.