¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Tuiteos de Rouhaní dejan a usuarios preguntándose: ¿se avecina un verdadero cambio?

Screenshot of Hassan Rouhani's Twitter page.

Captura de pantalla de la página de Twitter de Hasán Rouhaní.

En los últimos meses, los iraníes que utilizan Facebook y Twitter han comenzado a ver una faceta nueva y más íntima de los funcionarios gubernamentales que han abierto cuentas en estas plataformas de medios sociales. Mensajes simples como una foto personal compartida [en] del presidente Hasán Rouhaní embarcando en su avión, o un tuiteo [en], describiendo su intención de permitir el acceso a información internacional para todos los iraníes, parecen estar generando una conexión más directa entre los funcionarios y los iraníes, tanto dentro del país como en el extranjero.

Mensajes personales y cotidianos del ministro de Asuntos Exteriores Zarif también han obtenido respuestas emocionales. Cuando un día Zarif escribió una actualización de Facebook quejándose de que estaba atascado en el tráfico, un seguidor respondió [fa]: “Usted es un motivo de orgullo. Cada mensaje que leemos nos da esperanza para el futuro”. Sin embargo, muchos están cuestionando el uso de estos dos sitios web, que están filtrados en Irán. En un intercambio de Twitter ampliamente compartido, el director ejecutivo de Twitter Jack Dorsey cuestionó [en] la decisión del Presidente de utilizar la plataforma, teniendo en cuenta que no es accesible para otros iraníes dentro del país. Rouhaní respondió reafirmando su compromiso para acabar con esta forma de censura. Sin embargo, todavía tiene que establecer formalmente sus planes para dejar de filtrar los medios sociales, pero quedan por delante muchas oportunidades.

Es bien sabido que algunos segmentos del gobierno, como la Radiotelevisión de la República Islámica de Irán (IRIB, por sus siglas en inglés) [1] tienen acceso a Internet sin filtrar. Seguramente, los funcionarios del gobierno de Irán tienen acceso a los medios sociales utilizando herramientas de elusión, o por medio de Internet sin filtros─en cualquier caso, la capacidad de los funcionarios para utilizar y acceder a estas plataformas está en violación de las normas internacionales de derechos humanos y la Constitución de Irán.

Mientras muchos coinciden [eng] en que es injusto que los políticos iraníes utilicen una herramienta que niegan a sus ciudadanos, éste sigue siendo un ejercicio positivo de libertad de expresión. Estos funcionarios exponen libremente su opinión en estas redes sociales y se comunican directamente con los iraníes de a pie. Los iraníes no tienen que depender de fuentes de noticias controladas por el Estado, tales como el periódico de línea dura Kayhan, para esperar estas declaraciones. Javad Zarif tiene cerca de medio millón de “me gusta” en Facebook; la cuenta de Twitter en inglés del presidente Rouhaní tiene casi 117.000 seguidores (su cuenta en persa tiene aproximadamente 30.000). Si bien estas cuentas hacen mucho por impulsar la popularidad de estos individuos con los iraníes, tanto en el país como en el extranjero, existe la posibilidad de utilizar la popularidad de estas cuentas para lograr objetivos aún mayores. Ha llegado el momento de seguir avanzando y dar a todos los iraníes las mismas oportunidades y privilegios en línea que a estos individuos.

En 2009, el Comité Encargado de Determinar Contenido Ofensivo (CCDOC, por sus siglas en inglés) de Irán decidió bloquear Facebook y Twitter. Tras las disputadas elecciones presidenciales de 2009, se desarrolló e implementó la Ley de Delitos Informáticos de Irán, dando origen al CCDOC, el organismo de censura centralizado [en] afiliado al Ministerio de Justicia, que determina qué sitios web son filtrados.

Tanto el CCDOC como el ex Ministro de TIC (NdE: enlace desactivado) iraní afirmaron [fa] que el uso de herramientas contra el filtrado es ilegal y sancionable. Mehdi Akhavan Behabadi, el ex secretario del Consejo Superior del Ciberespacio (SCC, por sus siglas en inglés) también explicó [fa] que la participación en redes sociales no es un delito, pero que evitar los sistemas de filtrado del país es un delito conforme a la ley.

Bajo esta política, los iraníes de a pie deben cometer un delito (la utilización de una herramienta de elusión) para poder acceder a sus cuentas de Facebook y Twitter, mientras que los funcionarios del gobierno no se enfrentan a tales restricciones. Si individuos como Zarif utilizan herramientas de elusión, o Internet sin filtros, hay una forma de desigualdad inherente en juego, tanto en la legislación iraní como en las normas internacionales.

El tema de la igualdad aparece a lo largo de la constitución de la Republica Islámica de Irán, con el ejemplo más notable en el artículo 107, que establece que el Líder Supremo, la máxima autoridad en Irán, “es igual a todos los ciudadanos de Irán ante la ley”. El artículo 7 de la Declaración Universal de Derechos Humanos (DUDH) del mismo modo establece [en] que, “Todos son iguales ante la ley y tienen, sin distinción, derecho a igual protección de la ley”. Si bien la Republica Islámica de Irán es un país signatario no vinculante de la DUDH, también es signatario de la Declaración de los Derechos Humanos en el Islam [en], que del mismo modo estipula que todos los individuos son iguales ante la ley, “sin distinción entre el gobernante y los gobernados”.

Las recientes actividades del nuevo gobierno de Irán nos han llevado a esta aparente desigualdad en la capacidad de los iraníes de practicar la libertad de expresión y el acceso a la información. Sin embargo, este nuevo gobierno también ha introducido nuevas posibilidades de cambio que deben ser aprovechadas. El Presidente ha llegado incluso a decir que los medios sociales no son una amenaza para la nación, sino una valiosa oportunidad de interactuar con la gente. En sus discursos ha reconocido el poder de los medios sociales como herramienta para conseguir apoyo durante su elección, y que ahora están ayudando a su administración.

A octubre de 2013, la mayoría de los miembros del CCDOC están directamente afiliados [fa] a la administración de Rouhaní. Siete de los seis miembros fueron designados por la oficina de Rouhaní, incluyendo representantes del Ministerio de las TIC, Cultura y Orientación Islámica, Justicia, Ciencia, Educación, y un representante del Consejo Supremo de la Revolución Cultural. La capacidad de tomar esta decisión está al alcance de esta nueva administración. Aunque Facebook y Twitter estuvieron brevemente sin filtrar durante lo que se llamó un “fallo técnico” en el sistema de filtrado de Irán el 15 de setiembre, el Ministerio de las TIC ha anunciado [fa] que la decisión oficial de no filtrar ambos sitios web está siendo evaluada. Ha llegado el momento de que esta nueva administración ponga su propia retórica y acciones personales en una práctica de gobierno, y deje de filtrar Facebook y Twitter.


 

[1] Este bloguero proporciona a los lectores instrucciones paso a paso sobre cómo conectarse a la Internet no filtrada del IRIB.       http://gerash.wordpress.com/2011/04/02/filter/t

1 Comentario

  • […] 伊朗的网络政策问题层出不穷,上周伊朗总统鲁哈尼(Hassan Rouhani)就表示在伊朗这样的国家,封锁手段不可能奏效。但是几天后,伊朗的文化和伊斯兰向导部就开始封锁没有获得相关媒体许可的新闻网站。另外,尽管鲁哈尼和其他政府高官都是知名的Twitter和Facebook用户,这两家网站却依旧在伊朗遭到封杀。 […]

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.