¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Crónica de un apagón democrático: Cierra RTVV, la televisión pública de Valencia (Parte 2)

Esta es la segunda y última parte de un reportaje sobre el cierre de RTVV. Aquí la primera parte. 

El cierre de la Radio y Televisión pública valenciana (RTVV) se ha planteado como una decisión drástica del Gobierno Valenciano para acallar las voces críticas que se han alzado contra la gestión del ente público desde casi sus inicios, hace 24 años.

La que provocó el anuncio del cierre fue que en el mismo día del anuncio, el 5 de noviembre, se declaraba nulo el Expediente de Regulación de Empleo que despedía a mil trabajadores de la televisión pública. Pero los propios periodistas de RTVV contaron otro momento en que fueron silenciados: en su cobertura de las víctimas del accidente de metro más grave en la historia de España.

Perdón a las víctimas

Una de las piezas más impactantes y polémicas que emitió Canal 9 Televisió tras el anuncio del cierre fue la que denunciaba el “silencio mediático forzoso impuesto por el Partido Popular” y pedía perdón a las víctimas del mayor accidente de metro de la historia de España, ocurrido en la línea 1 de metro de Valencia el 3 de julio de 2006, que causó 43 víctimas mortales y 47 heridas.

Los medios de comunicación y las redes sociales reabrieron el debate sobre el tratamiento informativo y la censura de Canal Nou en casos como este grave accidente de metro, que coincidió con el profuso despliegue mediático e institucional con motivo de la visita del Papa a Valencia en 2006.

Este mismo año, el programa de la Sexta TV Salvados destapaba para todo el país la denuncia exhaustiva que hace el documental 0 responsables del tratamiento judicial de todo el caso, profundizando en la censura mediática de Canal Nou en el capítulo “La estrategia del silencio” relatada por Frederic Ferri, el mismo profesional que el 5 de noviembre se asomaba a las pantallas de Canal 9 para anunciar el cierre de RTVV, un periodista que públicamente se ha mostrado muy crítico con la gestión del ente y la manipulación informativa desde la esfera política.

Las redes sociales vuelven a encenderse, como ya lo hicieran tras la emisión de Salvados, que provocó una repulsa colectiva, concentraciones de apoyo a las víctimas del accidente del metro y que la Fiscalía solicitara la reapertura del caso.

Reacciones y consecuencias

Como “traca final” (cierre final), la sociedad valenciana salió a la calle en defensa de “una Radio Televisió Valenciana pública, en valencià i de qualitat”. Con un lema: “RTVV no es tanca. És la teua”. Pero también se escucharon gritos de “Fabra, dimissió!” (el presidente de la Generalitat Valenciana, Albert Fabra). 

La manifestación, multitudinaria, festiva y reivindicativa, se celebró el sábado 9 de noviembre, en las tres ciudades (Valencia, Castelló, Alacant), tras cuatro jornadas en las que los valencianos y valencianas salieron a “mascletà” diaria: un ERE nulo, el anuncio de cierre de RTVV, la dimisión del equipo directivo de RTVV por “falta de confianza en el Consell” tras “haber faltado a la verdad”, la rebelión de los trabajadores de la cadena, que logra triplicar la audiencia con una programación independiente y sin censura, y como mecha que prende veloz en las redes sociales, el anuncio final de que el Gobierno de Fabra dará el apagón a la tele pública a golpe de decreto ley de urgencia, “para controlar RTVV” y no prolongar la agonía de una televisión que por momentos deja a Fabra y al Consell cual conde desnudo.

La manifestación abrió las portadas de los medios. En Euronews también se hicieron eco. Le siguieron editoriales, viñetas humorísticas, y opiniones en todos los periódicos de tirada nacional.

canal9_elpais

La protesta no se pudo seguir en la web de RTVV, pero Canal Nou hizo una gran cobertura en directo de toda la protesta en las tres ciudades:

#RTVVnoestanca se mantuvo, pero tras el nombramiento de la nueva directiva desapareció de la pantalla de la cuenta de la estación. Las redes protestaron, se creó la cuenta @RTVVnoestanca, que siguió activa destapando datos de la trama corrupta, pero la cuenta de Twitter de Nou RTVV volvió a la “normalidad” tras cubrir incesantemente los días de tormenta.

Las secciones sindicales de RTVV siguen luchando por resolver este conflicto, que comenzó desde hace al menos dos años, de una manera “menos grave” para los trabajadores, para el ente público y para la sociedad valenciana. Pero el Gobierno valenciano habló de un cierre innegociable y, en última instancia, los antecedentes en la gestión de Radio Televisión Valenciana ponen muy en entredicho los mecanismos democráticos que, de haberlos, no han conseguido evitar tal uso de lo que es un servicio público y un medio de comunicación que debe velar por el derecho a la información de todos los ciudadanos:

Con el fundido a negro de la radiotelevisión valenciana “se cierra un ente público con una Ley de Urgencia que vulnera los derechos de los valencianos a la información, reconocidos en el Estatuto de Autonomía, la Constitución española y la ley de 20 de julio de 2012 del Estatuto de RTVV

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.