¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Aitezaz Hasan, joven héroe de Pakistán que enfrentó a bombardero suicida para salvar su colegio

Tribute to Aitzaz Hassan's bravery that saves dozens lives in Hangu, KPK at Karachi press club.  Image by Ayub Mohammad. Copyright Demotix (11/1/2014)

Tributo a la valentía de Aitezaz Hassan que salvó docenas de vidas en Hangu, KPK en club de prensa de Karachi. Imagen de Ayub Mohammad. Derechos reservados Demotix (11/1/2014).

Aitezaz Hasan, estudiante de noveno grado, se ha convertido en el más reciente joven héroe de Pakistán luego de que sacrificara su vida para impedir que un bombardero suicida entrara a su colegio en el distrito de Hangu, al Noroeste de Pakistán.

Aitezaz estaba parado afuera de la puerta de su colegio cuando vio a un hombre que usaba un chaleco suicida cargado de explosivos. Valientemente, derribó al bombardero y le impidió entrar al colegio en Ibrahimzai, una zona de dominación shía en Hangu. El bombardero detonó pronto sus explosivos, con lo que murieron Aitezaz y él mismo.

Según informes de los medios [en], había cerca de 1,000 estudiantes en el colegio al momento del ataque.

El gobierno provincial está aclamando a Aitezaz como héroe nacional. Hay campañas de medios sociales que le conceden el Nishan-e-Haider, el mayor premio militar por valentía en el país. El primer ministro pakistaní, Mohammad Nawaz Sharif lo ha recomendado [en] para Sitara-e-Shujat, el mayor reconocimiento de valentía de la nación. Esto se concede una vez que el Presidente lo apruebe.

Los usuarios de Twitter están usando la etiqueta #onemillionaitzaz [un millón de Aitzaz] y #AitzazBraveheart [Aitzaz corazón valiente] para rendirle tributo.

Nasim Zehra [en], periodista de televisión, tuiteó:

El señor Primer Ministro y los ciudadanos creen que el estado de Pakistán debe concederle Nishan-i-Haider al valiente hijo de Pakistán, Shaheed Aitezaz.

Samar Minallah Khan [en], antropólogo y realizador de documentales de la región Noroeste de Pakistán, tuiteó:

Aitzaz Shaheed, ¡qué mayor sacrificio hubiers podido hacer! ¡Eres un verdadero héroe!

Sherry Rehman [en], exembajadora pakistaní en Estados Unidos, tuitea una foto del colegio de Hasan:

Conmovedor: compañeros de clase de Aitzaz Hussain ponen su foto en su silla en su salón de clases.

Además de rendir homenajes y reconocimiento a Hasan, algunos usuarios de Twitter también cuestionaron el fracaso del gobierno de nombrar abiertamente a quienes lo mataron y condenar los ataques suicidas en la región. El Talibán ha estado atacando mezquitas y zonas chiítas con mayor frecuencia. El Tehreek-i-Insaaf de Pakistán [en], o PTI, administra el gobierno al Noroeste, en la provincia de Khyber Pakhtunkhwa. A pesar de los ataques del Talibán, están presionando para dialogar con ellos.

Saman Jafri, político afiliado al partido del movimiento Muttahida Qaumi [en] y miembro de la Asamblea Nacional de Pakistá, tuiteó:

Por favor, ¿los de [la etiqueta] un millón de Aitzaz denunciarán abiertamente a los que mataron a Aitzaz y similares (Talibán) y dejarán de rogar para tener diálogos con ellos?

Salman Sikandar se pregunta por qué el gobierno federal no culpa a Tehreek-e-Taliban de Pakistán (TTP) por la muerte de Aitezaz, aun cuando el gobierno provincial de Sindh recientemente implicó a la misma organización por la muerte de Choudhary Aslam, conocido como el policía más duro de Pakistán [en]:

Queridos NawazSharif/Imran Khan y compañía, ¿quién es responsable por la muerte de Aitzaz Hasan? El goberno de Sindh claramente involucró a TTP en el caso de Choudhary Aslam.

En su blog, Mona Nasir de Peshawar se pregunta [en] cuánto tiempo más seguirán sacrificando la vida los jóvenes:

Cuando leo esta historia sin precedentes del coraje de este muchacho, o para tal caso, de cualquiera que pierda la vida en esta guerra que se pierde, me digo que otro muerde el polvo. Más de 60,000 [personas] han perdido la vida y más de un millón de desplazados a través de operaciones en zonas a las que responsabilizamos por todo el caos, pero todavía no estamos seguros dónde yace la raíz de la maldad ahí, si es nuestra guerra o cómo enfrentarla.

Zarrar Khurro escribe en Dawn, un periódico en inglés: “¿Somos dignos de Aitzaz Husain?” [en]:

No necesitamos más Aitzazs. No uno ni un millón. Lo que necesitamos es ser dignos del que perdimos. Lo que necesitamos es que quienes dicen dirigirnos nos muestren el coraje que tuvo este muchacho. Tal vez es demasiado pedir a los que lanzan disculpas y confusiones con certeza infalible, pero tartamudean y tiemblan cuando se trata de nombrar a los responsables por muertes masivas.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.