¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

El escritor keniano Binyavanga Wainaina confiesa que es gay

Binyavanga Wainaina at the 2009 Brooklyn Book Festival. Photo released by Wikipedia user  Binyavanga Wainaina at the 2009 Brooklyn Book Festival. under Creative Commons (CC BY 3.0).

Binyavanga Wainaina en la Feria del Libro de Brooklyn de 2009. Foto publicada por el usuario de Wikipedia Binyavanga Wainaina en la Feria del Libro de Brooklyn de 2009. CC BY 3.0

El escritor keniano Binyavanga Wainaina ha publicado un capítulo inédito de sus memorias One Day I Will Write About This Place [en] (2011) titulado Mamá, soy homosexual [en]. Wainaina es el editor y fundador de la importante revista literaria Kwani? [en] del este de África y, además, ha sido galardonado con varios premios. De la misma forma, sus memorias fueron incluidas en la lista de libros del club de lectores de Oprah Winfrey en 2011.

Wainaina recuerda la etapa que precedió a la muerte de su madre y su lucha por revelarle su orientación sexual a las personas cercanas. En lo que el llama un capítulo perdido de One Day I Will Write About This Place (Un día escribiré sobre este lugar) se puede leer [en]:

Yo, Binyavanga Wainaina, juro rotundamente que supe que era homosexual desde los cinco años. Aún así, nunca he tocado a un hombre; sin embargo, me he acostado con tres mujeres a lo largo de mi vida. Con una de ellas tuve éxito, pero solo una única vez. Fue espectacular, aunque me di cuenta de que no podía volver a hacerlo al día siguiente.

Tras la muerte de mi madre, tardaré cinco años en encontrar a un hombre que me haga masajes y me dé masajes a cambio de dinero. En Earl's Court, en Londres. Y, sin entenderlo, seré libre, podré decírselo a mi mejor amigo, cuya comprensión acabará sorprendiéndome. Le contaré lo que hice, pero no que soy gay. No puedo decir esa palabra hasta que cumpla los treinta y nueve, cuatro años después del masaje. Hoy es 18 de enero de 2013 y tengo cuarenta y tres años.

Esta confesión se hizo pública al poco tiempo de que el parlamento de Uganda aprobase una ley para encarcelar a los homosexuales y de que Goodluck Jonathan, presidente de Nigeria, aprobase una nueva ley que considera que las relaciones homosexuales son un delito y, por tanto, pueden acarrear una pena de hasta 14 años de prisión.

El diario keniano The Star [en] citó a Wainaina diciendo que la ley antihomosexuales de Nigeria fue una de las causas que le llevaron a abandonar el país.

Por su parte, Wainaina también publicó en YouTube las seis partes de un vídeo que tituló Debemos desatar nuestra imaginación [en] donde habla sobre su decisión de dejar el país, la homosexualidad en África, la Iglesia y las leyes contra los homosexuales en el continente. Debajo de este párrafo se puede acceder a la primera parte de la serie de vídeos:

Tras declarar públicamente su orientación sexual, el blog Cal Advocacy se preguntaba [en] “¿Dónde están las voces de las mujeres homosexuales de África?”:

¿Pueden las lesbianas alzar sus voces en público y con orgullo? ¿Sin miedo a represiones por parte del sistema conservador y patriarcal del silencio y la opresión? En caso afirmativo, ¿por qué no lo estamos haciendo? ¿Qué sistemas opresores nos mantienen calladas? Cuando se habla sobre la homosexualidad en África, la voz, la retórica y todo el énfasis se centra en afirmar y luchar por los derechos de todos los homosexuales y no solo de los hombres homosexuales. Binyavanga es gay y lo ha dicho en público. ¿Pero esto qué significa para las mujeres bisexuales, lesbianas o transexuales? ¿La voz de Binyavanga también nos sirve a nosotras para reclamar nuestro derecho a estar en lugares que nos resultan hostiles? ¿Puede una mujer africana copiar y pegar lo que ha dicho Binyavanga como si fuese su propia historia? ¿Se podría decir que ha hablado por todos nosotros? La sexualidad de las mujeres es una parte de su naturaleza que se ve obviada, ya que las culturas, las tradiciones y las religiones se niegan a reconocer los derechos sexuales de la mujer y su autonomía en este aspecto. En este sentido, las mujeres lesbianas luchan en un mundo patriarcal por su derecho legítimo, ya que la ausencia de pene suele entenderse como la ausencia de sexo y sexualidad. También, se podría discutir que las leyes coloniales nunca hicieron mención a las relaciones entre mujeres porque el simple hecho de que dos mujeres o una sola mujer pudiesen disfrutar de sexo gratificante se veía como algo ridículo y, por tanto, ni siquiera las leyes recogían este supuesto.

La publicación continúa [en] con elogios hacia el escritor y les muestra a las lesbianas de África el camino a seguir:

Binyavanga ha conseguido avivar este tema en público, entre los heterosexuales. Por tanto, no deberíamos perder esta oportunidad para hablar sobre nuestra sexualidad. De hecho, es admirable ver como se ha plantado y ha confesado con firmeza su homosexualidad. No ha pedido disculpas ni tampoco ha ofrecido explicaciones. Nosotras tampoco deberíamos hacerlo. Necesitamos más voces, más mujeres inconformistas que reafirmen y reclamen nuestro lugar en el continente. No tiene por qué tratarse de confesar la orientación sexual, ni tampoco que haga declaraciones públicas un literato. Solo tiene que ser lo que piensan de verdad las mujeres lesbianas, bisexuales o transexuales; a pesar de ello, esas declaraciones tienen que resonar porque, tal y como dijo Audre Lorde, el silencio no te salvará.

En Twitter, muchas personas han elogiado su valentía, mientras que otras han condenado su decisión:

Creo que la gente debería dejar de creer que Binyavanga Wainaina es el centro de África. El tomó sus propias decisiones, ahora tomen las suyas.

El escritor keniano Binyavanga Wainaina ha confesado ser gay, por lo que se ha convertido en uno de los kenianos más influyentes en hacerlo. Una victoria para los LGBT de África.

¿Qué hay de especial en que haya dicho que es gay? Eso es una elección suya y algo privado. Por desgracia, ahora es de dominio público.

Tengo que decirle a todos los que piensan que Binyavanga Wainaina es muy valiente que ser gay es pecado. Lean Levítico 18:22.

2 Comentarios

  • […] de su homosexualidad, publicando de nuevo otro artículo “Mum, I am homosexual“. Según Global Voices: “Esta confesión se hizo pública al poco tiempo de que el parlamento de Uganda aprobase una […]

  • […] de su homosexualidad, publicando de nuevo otro artículo “Mum, I am homosexual“. Según Global Voices: “Esta confesión se hizo pública al poco tiempo de que el parlamento de Uganda aprobase una […]

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.