¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Con fuerte propaganda, la gala del año nuevo en China ya no impresiona

Molesta más que entretiene. Ese parece ser el mensaje que la gente expresa a través de los medios sociales después de la programación de este año de la gala del Festival de la Primavera de la Televisión Central de China (CCTV) para celebrar el año nuevo chino.

Conocido en mandarín como Chunwan, el espectáculo de variedades regularmente atrae decenas de millones de espectadores cada año y se ha convertido en una parte esencial de las celebraciones del año nuevo desde sus comienzos hace tres décadas. El periódico South China Morning Post declaró [en] que 750 millones de chinos vieron la gala el año pasado, seis veces más que la audiencia del Super Bowl en Norte América.

Pero su popularidad ha disminuido en los últimos años. El evento de este año de cerca de cinco horas de duración [zh] del 30 de enero de 2014, que consistía en monólogos humorísticos, bailes, cantantes, magia y otras representaciones, llevó a casa los temas del sueño chino [en] – una idea que promociona el trabajo duro y el esfuerzo colectivo por la prosperidad de China. El programa de televisión también mostró un tono de nostalgia por el pasado rojo del país. 

El espectáculo nunca estuvo corto en lenguaje rosa. Por ejemplo, una canción llamada “No soy demasiado exigente” interpretada por un cómico popular habla sobre la cómoda vida de clase media como representación del sueño chino:

La letra dice:

Tengo una casa de 80 metros cuadrados y una esposa gentil. Nuestro hijo ya terminó la universidad y consiguió un buen trabajo después de la graduación. Viajo entre mi lugar de trabajo y mi casa bastante bien, la hora punta no existe. Hago ejercicio al aire libre y veo el cielo azul cada día.

Las pensiones y la asistencia sanitaria no son problemas porque el gobierno las cubre. Este es mi sueño chino, es pequeño y simple. No me estoy esforzando para convertirme en un dragón o en un fénix. Sin embargo, quiero estar inmerso en la felicidad. Es fácilmente alcanzable si te paras de puntillas.

El telón de fondo de la representación mostraba el vasto paisaje chino, completado con casas rurales de nueva construcción y algunos proyectos de infraestructura de escaparate – todo empaquetado para representar el sueño chino, una frase acuñada por el presidente Xi Jinping, que es frecuentemente evocada en el discurso de los medios de comunicación y en los discursos oficiales.

Además del tema del sueño chino, se dedicó una sesión a la historia de la revolución del Partido comunista chino. La representación del Destacamento rojo de mujeres [en], un ballet chino establecido en la década de 1930, hizo su debut [zh] durante el programa en un momento en el que el legado de la cultura roja sigue siendo un tema polémico en China. La historia sigue la devoción al comunismo de mujeres campesinas convertidas en soldados:

Los fundamentos políticos son sutiles pero están presentes en las palabras de los anfitriones, y reflejados en la coreografía. Estos mensajes que unen las representaciones se ordenan desde arriba – en una anterior visita a CCTV, el ministro del Departamento de propaganda central, Liu Qibao, instó [zh] a que la gala debía “difundir una energía positiva” y promover “el ritmo de nuestra era – el sueño chino”.

Sin embargo, la gala está perdiendo su encanto mágico en la gente común. De acuerdo con una reciente encuesta [zh], cerca del 60 por ciento de los espectadores se sintieron decepcionados con el espectáculo de este año, particularmente con el reducido número de monólogos humorísticos, que normalmente parodiaban los sucesos sociales. Las noticias del retiro del show de Cui Jian causaron que la reputación de la gala se llevase un golpe. Según los informes, renunció después de negarse a cumplir con los requisitos de censura para sus canciones. 

Los comentarios fueron llegando mientras la gala estaba en marcha, y el tema siguió siendo un tema de tendencia la mañana del 31 de enero. Los microblogueros en China han sido especialmente críticos con el espectáculo de este año. El editor jefe del Financial Times Chinese, Zhang Lifeng, exclamó [zh]:

春晚啊,你到底怎么了???

¿Qué te ha pasado, Chunwan?

Algunos se dieron cuenta de la representación “roja”. Un profesional de los medios de comunicación establecido en Pekín bajo el nombre Zhangwen en Weibo, de Wenzhang, escribió [zh]:

春晚,红色娘子军主导!

Chunwan ha sido conquistado por el Destacamento rojo de mujeres [en].

Xiong Peiyun, un abierto comentarista, encontró [zh] el programa repleto de valores en conflicto:

奴役与自由、丑与美、暴力与温柔,在同一时代的舞台。如果我承认一个集体的中国梦,这个梦就是希望这个国家彻底告别“红色娘子军”,走向“玫瑰人生”。

Esclavitud y libertad, fealdad y belleza, violencia y suavidad, todo esto exhibido en el mismo escenario. Si me suscribiera al sueño chino colectivo, debería ser un sueño separado del “Destacamento rojo de mujeres”, un sueño que llevara a una “vida de color rosa”.

El escritor Beicui criticó [zh] la naturaleza propagandística de la gala:

春晚现象:为什么春晚总导不好?仿佛经年痼疾?病灶到底在哪里?就在它“用文艺节目推销意识形态”,谁导都得贯彻这个主旨,就像要人把一杯白水说成美酒那样痛苦;2、为何年年吐槽年年看年年骂?也是因为同一个原因“推销意识形态”,热议的是意识形态,不是文艺;3、伟光正存在一天这现象就持续一天。

El fenómeno Chunwan: ¿Por qué es difícil dirigir Chunwan? Si se trata de una enfermedad crónica, ¿cuál es la causa? La respuesta se encuentra en que se usa el programa para promover la ideología, el que dirige el espetáculo tiene que aplicar el tema, es como convertir el agua en buen vino; 2 ¿Por qué [la gente] arremete contra Chunwan cada año y, sin embargo, continúa viéndolo? Es por la misma razón de promoción de la ideología, la parte más debatida acaloradamente es la ideología en sí en vez del arte; 3 El fenómeno durará tanto como el “gran resplandor” [refiriéndose a las directivas de los líderes estatales]. 

En Twitter, Chunwan también ha generado una gran espectativa. Jeremiah Jenne, un candidato al doctorado de la Universidad de Estudios Extranjeros de Pekín, escribió:

Si el Chunwan=maratón, esta es la parte en la que la audiencia espera cruzar la línea de meta sin cagarse encima.

Elaine no lo encontró entretenido, se lamentó [en]:

chunwan demasiado aburrido para tanta duración. Hora de jugar a “poner los tentempiés en la cara del perro”

El investigador de derechos humanos Joshua Rosenzweig parecía burlarse de Chunwan:

No, no hay nada maoísta en este chunwan

Este no es el primer año en el que la bajada de popularidad del espectáculo es un tema de discusión. Escribiendo para un periódico chino en 2007, Ren Yi, un antiguo profesor invitado de la Universidad de Harvard, comentó [en]:

La gala de la Fiesta de la primavera aún necesita cumplir su misión política y difundir información política. Pero su formato actual sigue usando los viejos métodos de propaganda política, lo que le hará perder cada vez más audiencia joven. Los jóvenes quieren ver programas de entretenimiento verdaderamente interesantes, no asistir a una clase de teorías políticas. En mi opinión, ese tipo de estilo politizado está en serio conflicto con el mercado y las necesidades comerciales.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.