¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Afganistán: ‘Mi mejor arma contra los talibanes es mi cédula de elector’

[Todos los enlaces llevan a páginas en inglés.]

A menos de una semana de la primera transferencia democrática del poder en Afganistán, la violencia por todo el país ha aumentado dramáticamente con explosiones y balaceras a diario. Docenas de personas han muerto en estos ataques. Los insurgentes talibanes han jurado echar a perder las elecciones presidenciales y de consejo provincial del 5 de abril con bombas y asesinatos.

El 29 de marzo, la sede central del Comité Electoral Independiente (CEI) en Kabul fue atacada por cuatro militantes talibanes. Los insurgentes abatidos a tiros. El 28 de marzo, la hostería Raíces de Paz fue atacada por el Talibán, con el resultado de un niño muerto. En otro ataque en el Hotel Serena de Kabul el 21 de marzo, murieron nueve personas, incluidos el periodista de AFP Sardar Ahmad y un observador electoral.

Los afganos siguen viviendo su vida normal a pesar de las actuales preocupaciones por los ataques insurgentes. Syed Anwar tuiteó después del ataque a la sede del CEI:

A pesar de cinco horas de combatir el ataque contra el CEI, Kabul sigue brillando, la vida es normal.

Voting in the 2005 parliamentary elections was relatively untroubled. This time there is more at stake and the security environment is weaker. (Wikimedia commons)

La votación en las elecciones parlamentarias de 2005 pasó relativamente sin problemas. Esta vez, hay más en riesgo y la seguridad del entorno es menor (Wikimedia commons).

 El tuit de Massood Sanjer dice:

Dos ataques al mismo tiempo. Kabul y Kunar. Sucursal bancaria de Kabul en Kanur y oficina CEI en Kabul. El tiroteo continúa.

LT. Mustafa Kazemi tuitea citando al sobrino de Sardar Ahmad:

Sobrino de Sardar Ahmad: “No tengo ningún mensaje para el Talibán. Uno se puede comunicar con humanos pero no con animales”.

Lina Rozbih-Haidari, periodista afgana, indignada por el ataque a la hostería del viernes 21, publicó en su página oficial de Facebook:

Cuando se atribuyen la responsabilidad por los ataques terroristas, el Talibán razona que su objetivo son extranjeros. Al ver fotos del incidente de hoy, vi a estos extranjeros, incluidas mujeres y niños desarmados, que en su mayoría trabajan para organizaciones humanitarias y viven con sus familias en estas hosterías.

Esta es la jihad del Talibán: apuntar a mujeres y niños afganos y extranjeros desarmados en hoteles, estaciones de votación, bazares, colegios, mezquitas, durante la oración, durante el trabajo…

¿Las guerras se pueden luchar más cobardemente? Ciertamente, Afganistán ha caído en las manos de un enemigo hipócrita, débil, inmoral e irracional. Lo llaman Islam. ¡Sean suficientemente valientes y combatan con valentía! No cobardemente matando mujeres, hombres y niños inocentes e indefensos.

Por su parte, Emma Graham-Harrison, corresponsal de The Guardian para Afganistán, tuiteó después del ataque en la sede del CEI:

Atacan sede centrar del Comité Electoral afgano, su portavoz está dentro de una habitación segura. Cuarto ataque en Kabul en 10 días.

Preocupada por futuros blancos del Talibán, Marzia Faraz tuitea:

Primero, observadores internacionales en el Hotel Serena, luego la oficina regional del CEI, extranjeros en la hostería, ahora sede central del CEI. ¿Cuál podrá ser el próximo blanco?

Otro tuit furioso relacionado con el ataque el Hotel Serena:

Karzai, Dirección Nacional de Seguridad y seguridad del Hotel Serena de Kabul deben responder por la muerte de Sardar Ahmad… Los gritos de su familia siguen en mi cabeza.

Antes, las elecciones afganas se caracterizaban por un falta general de sensibilidad política entre el público. Sin embargo, la campaña de 2014 ha visto una gran diferencia -los candidatos están tratando activamente de llegar a los ciudadanos, viajando a a diferentes provincias para involucrarse con un electorado diverso y disperso. Los afiches de los candidatos están por todo el país y sus debates televisados los han visto en vivo millones de afganos. A pesar de las inseguridad y las definitivas posibilidades de fraude electoral, a los afganos les emociona la posibilidad de participar en una elección genuinamente competitiva. Ahmad Shuja tuiteó una foto que muestra gente esperando en una larga fila para obtener sus cédulas de elector.

La policía trata de alejar el exceso de solicitantes, pero la gente no se quiere ir sin su cédula de elector.

El periodista afgano Farzad Lami, haciendo referencia a la reciente encuesta realizada por la Fundación Elecciones Libres y Justas de Afganistán (FEFA, por su nombre en inglés), tuiteó:

A pesar de las preocupaciones por la seguridad, el 75% de los afganos quiere participar en las elecciones presidenciales programadas para el 5 de abril. Lo indica una nueva encuesta.

El tuit de Lotfullah Najafizada citó a un elector primerizo:

“Mi mejor arma para combatir el Talibán es mi cédula de votante”, dijo el votante primerizo Ahmad, llamando a los afganos a armarse con sus cédulas de votante.

Marshal Öljaitü tuiteó:

Cinco ataques en ocho días. Talibán desesperado. Alta concurrencia en las elecciones afganas será el veredicto del público contra el Talibán.

Algunos candidatos también han expresado su preocupación por los ataques de insurgencia y las próximas elecciones. Ashraf Ghani Ahmadzai, candidato presidencial, tuitea:

Condenamos los ataques terroristas contra civiles. Nos dan más razones para trabajar más duro para asegurar un futuro mejor y pacífico para los afganos.

Un tuit de Abdul Rashid Dostum, candidato para vicepresidente, sostiene que las elecciones serán exitosas porque los afganos tienen gran fe.

Los enemigos del pueblo afgano no tendrán éxito en sus acciones desfavorables. El pueblo está comprometido con las elecciones.

Y el equipo de campaña de Zalmai Rassoul publicó en Twitter condenando los ataques:

Condenamos fuertemente el ataque insurgente de ayer contra el Hotel Serena de Kabul y la explosión de hoy en el distrito de Khakrez en la provincia de Kandahar.

El débil presidente actual de Afganistán, Hamid Karzai, se niega a firmar el Acuerdo Bilateral de Seguridad con Estados Unidos hasta después de las elecciones. Hasta ahora, la situación interna de seguridad es un entorno poco prometedor para esta crucial elección. Entre las más recientes vícimtas del Talibán está un candidato en las elecciones provinciales, trabajadores de ONG extranjeras y personal de las oficinas del CEI en todo el país.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.