¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Espía como EE.UU.: Un “falso Twitter” violó los derechos de privacidad de los cubanos

Image from Wikimedia Commons.

Mujer en el teléfono de paga en Varadero, Cuba en 2012. Imagen tomada de Wikimedia Commons.

“Internet es un campo de batalla.” Así es como se retrata a Internet en Cuba. Mientras que el departamento de Estado de los Estados Unidos se engrandece por el libre flujo de información y conocimiento, las autoridades de Cuba hablan de una ciberguerra ideológica, que es librada por los Estados Unidos en contra de Cuba y todo lo que representa. Las revelaciones de la semana pasada con respecto a “ZunZuneo”, el “Twitter cubano” [en] creado por la USAID, sugiere que los cubanos podrían tener razón.

¿Tenía la aplicación de telefono de baja tecnología, ZunZuneo, la intención de que los suscriptores compartieran información, opiniones y memes a su gusto? No. Estaba deliberadamente enfocada en promover un “cambio democrático” y encender la chipa de los inicios imaginarios de una supuesta primavera cubana. Bienvenidos al más reciente capítulo en la guerra fría Cuba-EUA, ahora bien entrada en su sexta década.

Similar a otras iniciativas tecnológicas estadounidenses de “liberación” en el extranjero, este proyecto nació de una falta de visión y una idea condescendiente de lo que pasa cuando las poblaciones reprimidas obtienen tecnologías de comunicación. Sabemos que los levantamientos sociales desde Túnez hasta Ucrania no evolucionaron meramente de un simple festín de tuits espontáneo, sino de una fuerte red de activistas que habían trabajado durante años para promover el cambio en un sinfín de formas, en línea y fuera de la red. Sí, los medios sociales tuvieron un papel—pero fueron más un catalizador para la acción que un creador orgánico de metas civiles.

La USAID no parece haber pensado en esto detenidamente. Pero esto es sólo una parte de lo verdaderamente malo de este programa.

ZunZuneo fue concebido, desplegado y promovido por agentes gubernamentales de los EUA y subcontratistas, todo sin el conocimiento de las personas que predendía ayudar. La plataforma no solo no ofrecía transparencia acerca de sus orígenes, sino que también obtuvo los números de celular de medio millón de cubanos sin su conocimiento o aprobación. Esto constituiría una parte considerable de los usuarios de telefonía móvil, que en ese tiempo estaba estimada en 2.2 millones de personas (de un total de 11 millones).

Aún peor, los operadores de ZunZuneo no solo obtuvieron estos números de teléfono sin el consentimiento o conocimiento de sus propietarios—también vigilaron el contenido de los mensajes de los suscriptores. Como dice [en] AP, “Detrás de escenas, las computadoras de ZunZuneo estaban… almacenando y analizando los mensajes de los suscriptores y otra información demográfica, incluyendo género, edad, ‘receptividad’ y ‘tendencias políticas’.” La USAID dio seguimiento con una entrada de blog [en] negando varias reclamaciones del artículo de AP, pero sospechosamente sin mencionar estas acusaciones.

AP no indica si estos mensajes eran privados o públicos, y que garantías de privacidad tenían los usuarios, si acaso las tenían. Pero en cierto grado, no importa. Bajo la Declaración Universal de Derechos Humanos, el programa ZunZuneo casi seguramente violó los derechos de privacidad de sus suscriptores.

Éste es precisamente el tipo de comportamiento que los EUA condenan regularmente por parte de los gobiernos extranjeros. ¿Utilizar las redes sociales como herramienta de vigilancia? ¡Lo hemos visto antes! Observa a Pakistán, Vietnam, Arabia Saudita y prácticamente cualquier otro país incluido en la lista de enemigos de la internet de Reporters Without Borders (Reporteros sin Fronteras) de este año.

La única diferencia es que la USAID afirma [en] que lo hizo con el interes de “promover los derechos humanos y las libertades universales.”

Aunque no esta claro si el gobierno cubano sabía del programa, existe una alta probabilidad de que las autoridades, de buena gana, permitieran que el programa tomara forma. La maquinaria de seguridad del gobierno de Cuba se encuentra vigorosa, bien engrasada y agudamente consciente de cualquier cosa y todo lo que ocurre en las redes de telecomunicaciones del país. Si bien parece imposible de comprobar, es muy probable que los agentes de seguridad utilizaran la red como una (entre muchas otras) forma de vigilar las comunicaciones de los ciudadanos.

Si asumimos que esto es cierto, significaría que ZunZuneo no solo fue creado como un portal para que los agentes del gobierno de los EUA fácilmente miraran a hurtadillas las comunicaciones de los cubanos—también generó una oportunidad adicional para que el gobierno cubano hiciera lo mismo.

El cuento de siempre en los EUA es que el embargo económico en Cuba existe porque Cuba tiene un expediente miserable en cuanto a derechos humanos. Hay mucho que decir al respecto. El embargo se instaló bastante antes de que Cuba fuera conocida por sus violaciones sistemáticas a los derechos civiles y políticos. En 1960, Fidel Castro emitió una negativa formal a la ayuda del gobierno estadounidense y terminó todos los contratos existentes con compañías estadounidenses que hasta entonces habían operado cómodamente—y obtenido ganancias masivas—en el país durante la era de Batista. Dos años después, John F. Kennedy firmó y selló el embargo.

Entre los líderes políticos de los EUA, los que todavía defienden el embargo son aquellos que obtienen ganancia, politica y financiera, al mantenerlo en su lugar. Revelaciones como éstas sugieren que los derechos humanos de los ciudadanos cubanos son poco menos que papel de regalo para fines mucho menos nobles. Y el trabajo de la USAID en Cuba no es más que una extensión para estos fines, los cuales estan bastante ocultos de los ciudadanos estadounidenses y cubanos por igual. Es solo gracias a esfuerzos como los de Associated Press que ocasionalmente somos capaces de presenciar la torcida absurdidad de esta amarga e interminable riña.

2 Comentarios

  • […] de presupuestos, el director de USAID, Rajiv Shah, negó repetidamente saber quién creó [en] Zunzuneo, la red de SMS financiada por el gobierno estadounidense y destinada a fomentar una “primavera […]

  • Realmente, si no fuera porque la USAID se baso en el robo de los datos de 50,000 usuarios de ETECSA, LA COMPANIA TELEFONICA DE CUBA y porque el Congreso esta investigando el problema del falso twitter para derribar el gobierno cubano, este entuerto se presta para una buena satira de Hollywood sobre ese viejo adargio clasico griego de que “el numero de tontos es infinito”.. Desde 1990 hay en Cuba comunidades cientificas interdisciplinarias a nivel de barrio,hoy hay mas de doce mil doctores en ciencias, mas de un millon de graduados uniersitarios, en Cuba no se banaliza la cultura y la poblacion tienen acceso al ballet, la orquesta sinfonica, el canto coral, la danza, las artes plasticas, el teatro serio, el cine de cinemateca y el deporte ademas de la cultura popular. En Cuba no existen aulas de guetos escolares como en Estados Unidos, donde vivo, y ademas toda la poblacion tiene libre acceso gratuito a la salud, incluyendo el dentista operaciones y protesis y cualquiera en Cuba puede acceder a la posibilidad de un doctorado universitario incluyendo libros, laboratorios e infinidad de medios gratuitos.Es impensable que un twitter pueda ni siquiera lastimar ese muro cultural.Gualterio Nunez Estrada,escritor y periodista cubano, Sarasota, ver http://gualterionunez.blogspot.com/ County, Florida.

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.