¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Protesta contra el impuesto de bienes y servicios se convierte en el mayor mitin del Día del Trabajo en Malasia

Sea of people came to support the anti-GST rally on Labour Day in Kuala Lumpur. Photo by Danny Chan, Copyright @Demotix (5/1/2014)

Una marea humana fue a apoyar el mitin contra el impuesto sobre bienes y servicios el Día del Trabajo en Kuala Lumpur. Foto de Danny Chan, Copyright @Demotix (5/1/2014)

En Malasia decenas de miles de personas acudieron [en] al mitin del 1 de mayo organizado por 90 ONG para oponerse al impuesto sobre bienes y servicios que el gobierno empezará a recaudar el año próximo.

El mitin principal se celebró en Dataran Merdeka, en Kuala Lumpur, la capital de la nación. Según los organizadores fue el mayor mitin del Día del Trabajo realizado en Malasia.

El mes pasado el Parlamento aprobó [en] el impuesto sobre bienes y servicios. El gobierno afirmó que el nuevo impuesto, que es habitual en más de 150 países, es necesario para solucionar los problemas fiscales de Malasia.

Pero los manifestantes consideran que este impuesto empeorará la situación de pobreza del país. Rodney informó [en] sobre las razones por las que los organizadores escogieron el Día del Trabajo para manifestar su oposición al impuesto sobre bienes y servicios (GST, por sus siglas en inglés): 

La manifestación con el lema “Anti GST – hasta que caiga” se celebró coincidiendo con el Día Internacional del Trabajo, a medida que la gente se congregaba para mostrar su descontento por los abusos sufridos debido al aumento del coste de la vida, y su preocupación ante el inminente impuesto sobre bienes y servicios.

Rani Rasiah del Partido Socialista de Malasia advirtió que el impuesto sobre bienes y servicios supondría un desplazamiento de la presión fiscal de los ricos a los pobres [en]:

El impuesto sobre bienes y servicios afecta a los consumidores, ricos y pobres, trabajadores y parados. Se basa en la filosofía de que lo justo es que todos los ciudadanos paguen impuestos, incluso si el terreno de juego no está equilibrado. 

Aprobar ese impuesto es un paso atrás en las vidas de la gente normal y corriente de Malasia simplemente porque disminuirá todavía más la renta familiar. Como política, es regresiva puesto que la presión fiscal pasa de los que tienen a los que no tienen. Los impuestos de las compañías se rebajarán y se introducirá el impuesto sobre bienes y servicios para compensar la caída de los ingresos públicos. 

Pero Salleh Said Keruak dijo que el mayor reto es cómo hacer el impuesto sobre bienes y servicios más justo [en]:

Por lo tanto, la cuestión no es oponerse al impuesto sobre bienes y servicios o intentar impedir su implementación. Lo que tenemos que hacer es asegurarnos de que ese impuesto es justo o más justo, de manera que se distribuya la obligación de pagar impuestos de una forma más equitativa.

Debido a que los malasios están tan centrados en oponerse al impuesto de bienes y servicios, ninguno se molesta en plantearse cómo conseguir que sea justo o más justo y que no se convierta en una carga para los malasios con menos ingresos. Creo que esto es lo que los políticos deberían considerar porque no se puede impedir que el gobierno vaya a aplicar dicho impuesto, a no ser que queramos ver cómo Malasia va a la quiebra dentro de unos 10 años.

“The heart of the matter” acudió [en] al mitin pero no se opone completamente a la idea de un impuesto sobre bienes y servicios

Debe haber una mínima política salarial efectiva. De lo contrario, aquellos que ya no tienen dinero, estarán peor al año que viene debido al impuesto sobre bienes y servicios y no podrán sobrevivir. ¿Qué cree que harán cuando no tengan pan en la mesa ni vestidos para que sus hijos vayan al colegio? ¿Qué cree que harán? Tendrán que robar o hacer lo que sea necesario para sobrevivir. Eso nos pone a usted y a mí ante un gran peligro, mayor que el que tenemos ahora. 

En cuanto a la afluencia de personas, hubo diversas estimaciones [en] pero evidentemente no fueron 500 [en] como indicaron los periódicos nacionales. 

Los sitios web independientes de noticias de Malasia criticaron [en] la información errónea de algunas emisoras de noticias:

La estatal Bernama encabeza su serie de declaraciones negativas con “Mitin anti-impuesto sobre bienes y servicios termina pronto, pues algunos violaron la Ley del derecho a concentraciones pacíficas”, alegando la presencia de niños [en] como una transgresión.

El artículo continúa destacando las quejas de los embotellamientos, los planes de viaje frustrados y las compras durante el día de vacaciones, por encima de las decenas de miles de personas que han protestado contra lo que se considera un impuesto injusto frente al gasto excesivo y derroche ilimitado del gobierno 

Ng Kee Seng también criticó [en] la cobertura de los periódicos nacionales:

¿De qué otro modo podría entenderse la situación patética de la información del gobierno al declarar que sólo 500 personas se presentaron en el mitin?

¿Están ciegos los malasios y el mundo? ¿O los medios de comunicación nacionales declaran que las fotografías de los nuevos portales y los medios sociales están retocadas para mostrar una enorme multitud?

Ni siquiera escándalo es la palabra adecuada para describir a los medios del gobierno. Paria es más apropiada. 

Muchos utilizaron la etiqueta #antiGST [eng] en Twitter para controlar la protesta. Vean algunas fotos más abajo.

#May1Rally: The large crowd of protesters gathering at Dataran Merdeka for the anti-GST rally. http://t.co/xFMUqUI61H pic.twitter.com/pJADwzkRKq

— The Star (@staronline) May 1, 2014

La enorme multitud de manifestantes congregados en Dataran Merdeka en el mitin contra el impuesto sobre bienes y servicios.

Una vista aérea de los manifestantes congregados en frente de Dataran Merdeka durante el mitin contra el impuesto sobre bienes y servicios

Esta pancarta recuerda a los manifestantes y al público por qué los trabajadores de todo el mundo celebran el 1 de mayo, Día del Trabajo:

Todos los que se preguntan qué tiene que ver el día del trabajo con ellos, que devuelvan los fines de semana

En 2009, el gobierno presentó por primera vez un proyecto de ley del impuesto sobre bienes y servicios, pero fue pospuesto [en] al provocar una serie de protestas masivas. Tras lanzar una campaña informativa agresiva estos últimos años, el gobierno está seguro de que la gente está preparada para aceptar las razones de la implementación del nuevo impuesto.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.