¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Con decenas de miles varados, los serbios realizan trabajos de ayuda por las inundaciones con sus propias manos

The river rising in Sremska Mitrovica, Seria, May 17, 2014. Photo by Stanko Pužić, used with permission.

El río crece en Sremska Mitrovica, Serbia, el 17 de mayo de 2014. Foto de Stanko Pužić, usada con autorización.

En mayo de 2014, un desastre natural que los funcionarios sostienen no haber visto en más de 120 años, azotó Serbia y Bosnia, cuando un enorme sistema de nubes de baja presión pasó por encima de la región y dejó caer el equivalente a meses de precipitaciones en apenas tres días.

Muchas ciudades serbias y bosnias están sumergidas por varios metros y han sido evacuadas, lo que ha dejado cientos de muertos y decenas de miles sin hogar y desplazados. En Serbia, el gobierno ha sido acusado de echar a perder los trabajos de ayuda, mientras que movimientos encabezados por civiles han surgido de manera impresionante.

Las primeras advertencias de inundaciones para Serbia y Bosnia-Herzegovina fueron anunciadas a mediados de abril de 2014 y algunas inundaciones menores, habituales para la región para esa época del año, se vieron ese mismo mes.

Durante la semana del 12 de mayo, un velo de nubes cubrió la región y la lluvia cayó constantemente durante varios días. Para el 15 de mayo, se informó de las primeras muertes y más de 500 personas fueron evacuadas de sus hogares. La lluvia siguió cayendo en un torrente constante los días siguientes y los muchos ríos que corren a través de los dos países siguieron creciendo.

Cinco ciudades, incluida la capital Belgrado, y 16 municipalidades declararon estado de emergencia el 15 de mayo, mientras las partes occidental y central de Serbia fueron las más afectadas por las inundaciones. Casi de inmediato se implementaron trabajos de rescate de las fuerzas militares, y las principales evacuaciones de varias ciudades fueron rápidas en gran parte exitosas. Obrenovac, una ciudad en las afueras de Belgrado y una importante planta nacional de energía, perdió varios cientos de vidas en el proceso.

Sin embargo, los trabajos oficiales de rescate y colocación de los evacuados no estuvieron tan bien coordinados como los trabajos de rescate militares y policiales.

El domingo 18 de mayo, un editorial del portal Druga Strana [sr] (Otro lado) titulado “Estado, no queremos conservarte más tiempo”, criticó la deficiente organización y falta de información ofrecida por el gobierno de la República de Serbia durante este desastre. Pronto empezó a circular en redes sociales y se reprodujo en muchos otros lugares. El sitio web deja de estar disponible por momentos, supuestamente debido a la cantidad de visitas a este artículo en particular en el sitio web.

El editorial resume la decepción de muchos en Serbia con respecto a lo que parece ser falta de organización entre los funcionarios del gobierno durante las trágicas inundaciones. Empieza elogiando la muy eficiente coordinación de ciudadanos y varios nuevos movimientos cívicos durante el desastre natural:

Odmah da razjasnimo sledeće: narodu ove zemlje svaka čast. Da nam nije nas, propali bismo odavno. Gledajući silu solidarnosti i samoorganizacije koja se podigla za vrlo kratko vreme, čovek ne može a da ne oseti ponos i da mu momentalno ne postane jasno zašto smo izdržavali sve i svašta kroz istoriju.

Zato što smo, na kraju dana, u najgorim situacijama tu jedni za druge. Možda u normalnim okolnostima to uzimamo previše zdravo za gotovo. Umislimo da smo sami, da se svako bori za sebe, ali to, vidimo ovih dana, i nije baš tako.

Sa druge strane, država je pokazala je neviđenu tromost, nespremnost i potpunu, ali potpunu dezorganizovanost. A kome takva država treba?

Aclaremos de inmediato lo siguiente: todos los elogios para el pueblo de este país. Si no nos tuviéramos, hubiéramos caído hace años. Observando la autoorganización y fuerza de solidarida que se ha conseguido en muy poco tiempo, solamente se puede sentir orgullo y entender inmediatamente por qué hemos sobrevivido a todo tipo de cosas a lo largo de la historia.

Porque a fin de cuentas, nos tenemos unos a otros en las peores situaciones. Tal vez en circunstancias normales lo damos por descontado con demasiada frecuencia. Nos imaginamos que estamos solos, que todos se valen por sí mismos, pero por lo que estamos viendo en estos días, no parece ser así.

De otro lado, el estado ha demostrado una pereza sin precedentes, falta de preparación y completo falta de organización. ¿Quién necesita un estado así?

Luego enumera una lista de faltas cometidas por el gobierno durante las inundaciones que se pueden escuchar con frecuencia en las calles en Serbia y se han visto en redes sociales en estos días. Entre otras cosas, el presidente Tomislav Nikolić se sido criticado por haberse dirigido a la nación solamente una vez a través de los medios durante toda la dura experriencia, mientras que el primer ministro Aleksandar Vučić, a quien se ha acusó antes de reprimir a los medios en el país, ha sido criticado por tener demasiado tiempo al aire y, junto con otros ministros, sacar provecho de la tragedia para tomarse fotos y con fines políticos.

Mientras tanto, la gente se ha unido para crear varios movimientos cívicos para ayudar en los trabajos de rescate, desde reforzar represas en ciudades como Kostolac, de donde viene el 20 por ciento del suministro de energía de Serbia, a crear verificación de información y sistemas de distribución en redes sociales y sitios como Poplave.rs (inundaciones) y Nestali.rs (desaparecidos). En las primeras 24 horas de haberse configurado el sitio para personas desaparecidas en las inundaciones, el sltio tenía 270 informes de personas desaparecidas y 11 personas encontradas.

Un grupo de periodistas, blogueros, profesionales de tecnologías de la información y relaciones públicas están detrás de esos sitios web, en un esfuerzo muy coordinado para transmitir y difundir masivamente solamente información verificada y actualizada así como un mapa con los daños por las inundaciones.

Entre los muchos tuits que critican al gobierno y elogian los esfuerzos civiles durante las inudaciones, uno del bloguero y fotógrafo Dušan Ninković expresó lo que muchos han estado sintiendo durante días:

Voluntariamente, después de salvar a estas personas, ¿construyamos el Corredor 11 [un corredor vial muy necesario que conecte Bari, Bar, Belgrade y Bucarest y que está en planes desde hace años], la carretera Horgos-Pozega [parte de la carretera de Hungría a través de Serbia que se ha vinculado con acusaciones de corrupción], el canal de Tesalónica [canal fluvial que lleva de Belgrado al Norte de Grecia, cuya factibilidad ha sido cuestionada por algunos expertos] y el túnel a través de Fruska Gora [uno de los proyectos de infraestructura más importantes del Norte de Serbia, fijado para iniciar en 2015]?

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.