¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Un atisbo de la colaborativa economía compartida en Hong Kong

Hong Kong es considerado a menudo un centro financiero global y la bolsa de comercio de la ciudad es una de las más importantes del mundo. Pero la ciudad también alberga numerosas alternativas basadas no sólo en el intercambio de dinero o acciones sino también en la economía compartida.

Los medios sociales han contribuido a que las actividades colaborativas ganaran popularidad. Muchos medios de difusión han cubierto el nacimiento de la economía compartida [en] en los últimos años, resaltando los servicios de uso compartido de automóviles y empresas como Airbnb, que conectan a propietarios y residentes de viviendas y apartamentos con personas que buscan alojamiento a bajo precio.

Un número de interesantes casos específicos fueron presentados recientemente en el festival local conocido como ShareFest.

ShareFest [en] surgió en los EE.UU. y desde su nacimiento se ha difundido a más de 20 ciudades. Se ocupa de conectar proyectos locales de economía compartida y ofrece a las personas recursos que les permiten construir un sistema socio económico basado en compartir bienes y servicios.

The poster of ShareFest in Hong Kong. Photo source: Facebook event by ShareFest

Afiche promocional de ShareFest en Hong Kong. Fuente: página de Facebook de ShareFest

Los organizadores del ShareFest de Hong Kong, expertos y partidarios de esta política, se inspiraron en el ShareFest de Seúl de 2012. El evento coreano fue organizado con la esperanza de resolver problemas económicos, sociales y ambientales mediante la política de ‘compartir’ alentando a la comunidad a emplear los recursos ociosos, incluyendo espacios, materiales y habilidades, según el sitio web oficial del evento sharehub.kr [en].

Oh Sí, es gratis

La cultura consumista de Hong Kong lleva a la constante adquisición de productos nuevos e inútiles que son arrojados a la basura antes de que lleguen a gastarse. Una de las iniciativas destacadas durante el ShareFest de Hong Kong fue el grupo de Facebook “Oh Sí, es gratis” (que se mudó a una wiki [zh]). Similar a la iniciativa del “día de no comprar nada“, el proyecto desalienta el consumo y favorece la reciprocidad a nivel ciudadano.

Uno de sus fundadores, Yat-ching, explicó en el festival que la iniciativa se basa en “el acto de dar a los demás artículos en desuso en buen estado en lugar de tirarlos a la basura.”

Personas con ideas afines que se conocieron a través de la plataforma han creado diferentes grupos según sus necesidades y lugares de residencia. Por ejemplo, el nuevo grupo de Facebook Oh Sí, puedo repararlo [zh] busca compartir de manera colaborativa conocimiento acerca de cómo reparar artículos del hogar.

El mapa verde de Hong Kong (Green Map)

Para extender el alcance de la comunidad de economía compartida, la tecnología que permite geolocalizar es clave. Mira Luna [en], la directora de Shareable, una organización sin fines de lucro que promueve la cultura de compartir bienes y servicios, explicó la importancia de la geolocalización [en] para construir una economía compartida:

hace más visibles los bienes en la comunidad, creando una base para mayor desarrollo comunitario. Un mayor conocimiento de cuáles son los bienes compartidos puede conducir a un mayor grado de colaboración entre proyectos de economía compartida y al surgimiento de nuevas ideas de proyectos que vengan a completar los vacíos.

El mapa verde de Hong Kong, que es parte del Sistema de Mapas Verdes [en], emplea herramientas de geolocalización para crear una lista de los recursos naturales, culturales y sustentables disponibles en la comunidad.

Inicialmente, el proyecto del Mapa Verde de Hong Kong Green surgió como un grupo de Facebook [zh]. Luego los miembros comenzaron a trabajar juntos para organizar recorridos locales y crear mapas de Google que mostraban la ubicación de granjas orgánicas, almacenes locales y lugares de reciclaje para ropa, baterías, vidrio, metales y otros materiales en numerosos distritos de Hong Kong.

Lam Lai-shan, uno de los fundadores, dijo que están tratando de lograr que los residentes de diferentes distritos se involucren en el proyecto de crear el mapa. El objetivo es brindar a las personas una guía para una vida verde y sustentable. 

DSCN0435[1]

Lam Lai-shan explicó su idea del mapa verde de Hong Kong. El grupo estaba diseñando una página web con la ubicación de los servicios verdes. Fotografía por Ronald Yick.

Intercambiando Libros

Book X Change [zh] (intercambio de libros) se presenta como una plataforma para intercambiar libros y conocer nuevos amigos: 

Book Xchange para cambios busca construir una plataforma destinada a individuos interesados en temas sociales y ambientales y apasionados/interesados en construir un mundo mejor. Traiga sus libros favoritos sobre sustentabilidad, problemas sociales, innovaciones…, y conozca nuevos amigos con ideas afines— chispas de cambio se encienden cuando existen conexiones. 

Los miembros intercambian libros regularmente e invitan a oradores a compartir sus ideas. El grupo recientemente hizo una prueba con un sitio de intercambio de libros en línea [zh].

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.