¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Las librerias de Singapur no quieren que los niños lean sobre Tango el pinguino y sus dos padres amorosos

Many Singaporeans reacted strongly to the banning of the three children's books. As a protest, they gathered in front of the National Library Board where they read the banned books, including the 'gay penguin book'. Photo by Olivia Tan from the Facebook page of 'Lets read Together'

Muchos singapurenses reacionaron de forma fuerte a la prohibición de la venta de los tres libros infantiles. Como forma de protesta, se reunieron en el Consejo de la Biblioteca Nacional donde leyeron los libros prohibidos, incluso el ‘libro del pinguino gay’. Foto de Olivia Tan extraída de la página de Facebook de ‘Lets Read Together’

El Consejo de la Biblioteca Nacional de Singapur (NLB) ha censurado [en] y destruido copias de los tres libros infantiles que tratan de parejas homosexuales y adopción después de recibir una queja que indican que los libros no están ‘a favor de la familia’.

NLB extrajó los libros ‘And Tango Makes Three’, ‘Who's In Your Family’, y ‘The White Swan Express’. ‘And Tango Makes Three’ se basa en una historia real de dos pinguinos machos que crian a un bebé pinguino como si fuera propio en el Zoológico del Parque Central de Nueva York.

Teo Kai Loon, un miembro del grupo de Facebook denominado ‘Estamos en contra de Pink Dot de Singapur’, escribió [en] sobre la inconveniencia de incluir los tres libros en la sección infantil. Pink Dot [en] es una celebración anual en Singapur que promueve la diversidad, la tolerancia, y la aceptación de lo LGBT.

Tay Ai Cheng, directora ejecutiva adjunta y jefe bibliotecaria en la NLB, rápidamente respondió ordenando la extracción de los libros de la biblioteca. También aseguró a la demandante que ”CNL tomó una postura dura a favor de la familia a la hora de seleccionar los libros.”

La decisión fue acogida con enojadas reacciones de los lectores, en especial de madres y acádemicos. La pedagoga Rachel Zeng instó [en] al NLB a oponerse a la amenaza de la minoría conservadora:

[…] como centro de recursos de conocimiento, El Consejo de la Biblioteca Nacional (NLB) debe mantener una colección diversa de libros de lectura en sus librerias que atendiendan a las necesidades educativas de todos, de personas a partir de los dieciocho meses de edad a las que tienen 60 y más años. No se debe restringir la disponibilidad de conocimientos por complacer a los estandares de una minoría conservadora.

Algunos internautas se preguntan cómo un grupo de Facebook puede imponer [en] al NLB exigir la extracción de los libros. Helen Scida se pregunta:

[…] si estos libros pasaron las pruebas de selección iniciales de la organización de la librería, en primer lugar ¿por qué un grupo de Facebook, entre todas las cosas, tiene bastante influencia para solicitar su extracción?

El Dr. Justin Richardson, uno de los autores de ‘And Tango Makes Three’, declaró a The Online Citizen en una entrevista que la demanda del NLB envió [en] ”un mensaje estremecedor respecto a la actitud del gobierno frente a la libertad en general y frente a los gays y lesbianas en particular.”

Muchos autores singapurenses han resonado un mensaje similar y algunos ya boicotearon los eventos patrocinados por el NLB. El domingo pasado, más de 400 personas se reunieron [en] al frente del NLB para participar en un evento de lectura pública para protestar. También distribuyeron copias de los libros censurados.

Jashuat, una madre cabeza de familia, piensa que el NLB tomó medidas [eng] en contra de su misión confesada de promover el aprendizaje:

La censura del NLB y posterior defensa de su acción demuestra una definición muy estrecha de la familia. De nuevo, esta censura está en contra de promover el aprendizaje, una de las misiones de NLB. ¿Los gays no conforman una familia, ni el hijo de alguien, un hermano, un amigo? Censurando el libro, NLB fue estúpido y se inclina a la presión de un pequeño grupo de creencias personales de los singapurenses y sistema de valores. Defendiendo de forma obstinada su acción, NLB está señalando aprobación y avalando ese punto de vista estrictamente definido de lo que es la familia.

Ng Yi-Sheng, Lim Jialiang, y Liyan Chen redactaron una carta abierta que acusa [en] al NLB de ser irresponsable e injusto. Los padres de familia que no quieren que sus niños lean estos libros tienen la posibilidad de no llevarlos en prestamo, declararon.

The 'Let's read Together' event gathered 400 people in front of the National Library Board. Image from Facebook event page

El evento de ‘Let's read Together’ reunió 400 personas al frente del Consejo Nacional de Librerias. Foto extraída de la página del evento de Facebook.

Mientras que, The Wacky Duo, otro padre de familia bloguero, comprendió el raciocinio de la libreria pero no estuvo de acuerdo [en] con la decisión de destruir los libros;

Censurarlo para proteger a los más jóvenes es una cosa, destruir los libros es semejante a una cacería de brujas, donde los inocentes perecen con los culpables… Una alternativa sencilla sería trasladarlo a la sección de adultos jóvenes, en el grupo de edad recomendada, uno podría hacer su propio juicio sobre el contenido de los libros.

Yaacob Ibrahim, el ministro de Singapur para las comunicaciones y la información, defendió [en] al NLB. ”Las bibliotecas Públicas sirven a la comunidad y su derecho es tener en cuenta las normas de la comunidad,” declaró. Las normas vigentes, que la agobiante mayoría de los singapurenses acepta, apoya la enseñanza a los niños sobre las familias convencionales, pero no sobre las familias alternativas, no tradicionales, que es lo que los libros en cuestión tratan.

La problemática ha enfatizado la continua confrontación entre las fuerzas conservadoras y una comunidad emergente que acepta la comunidad gay y aboga por los derechos de los LGBT.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.