¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Las villas miserias en Argentina buscan su identidad

Las villas miserias en Argentina o asentamientos informales nacidas a raíz de sucesivas crisis en el país, buscan su identidad. Ya cuenta con media sanción en la Cámara de diputados para que se declare el 7 de octubre como el Día de la Identidad Villera. La elección de la fecha se debe en homenaje al natalicio del cura villero Carlos Mugica.

La identidad villera va más allá del factor social-económico y ha trascendido en la música, denominada “cumbia villera” bajo su creador Pablo Lescano. En su blog recorremos la música que dio origen a éste genero, a través del grupo que el integraba, “Damas Gratis”, como así también la historia.

Corría el año 1999 y Pablo tiene un accidente en moto por lo que es operado de las 2 piernas y queda postrado en camilla. Es ahi donde empiesa (sic) a formarse la idea de tener un grupo que toque colombianos y haga mover a la gente en el baile. Estando en camilla crea las letras del primer disco de Damas Gratis “Para Los Pibes” , claro que faltaba un cantante. Al ver que no se conseguia cantante para el nuevo proyecto decide darle èl (sic) la voz a la banda. Es asi que nace “Damas Gratis”. 

También el fenómeno se da en el idioma que se utiliza o más conocido como el lunfardo villero:

Voy a contarles un poco sobre la jerga villera, el lenguaje con el que se identifican quienes habitan las villas miseria y en el que cristaliza la realidad social, cultural y económica de una clase que suele ser estigmatizada por la pobreza, la delincuencia y las drogas. La música, especialmente la ‘cumbia villera’, es esgrimida como marca identitaria y expresión de esa realidad.

Algunos de los términos villeros que difunde el blog Español (con Virgulilla) son:

mechero: persona que roba ropa en las tiendas(del Pequeño Diccionario tumbero)
chamullar: charlar, conversar, generalmente con el fin de lograr algo. Chamullo/Chamuyo es una palabra que el lunfardo tomó del caló (dialecto de los gitanos de España). En “La reina del tango”, Enrique Cadícamo escribió: El gotán se te fue al corazón como un dulce chamullo de amor.
tranza: vendedor de droga
chorro: ladrón
gil (palabra del lunfardo que también deriva del caló): tonto. En su Diccionario del lunfardo, Gobello menciona los aumentativos gilón y gilún, este último con influencia del genovés, así como los despectivos gilastro y gilastrún. También es usual la inversión “logi”
fierro: revólver

Hace un año comenzó a difundirse el stand up villero una especie de comedia de a pie o monólogos del conurbano. El usuario Cosecha Roja difunde un video sobre los stands up:

El proyecto aprobado sin embargo es cuestionado por la oposición al gobierno actual manifestando que no se haga un culto a la pobreza y el blog El no soy lo que debería pregunta si es pertinente celebrar los valores villeros

Lo que tiene que hacer el Estado es tener el Norte de que no haya mas (sic) villas. No reivindicar el orgullo villero. Nadie que elija quiere vivir en un lugar con olor a mierda, durmiendo tres generaciones en una pieza, y teniendo escuelas de cuarta y pasando miseria. Nadie quiere elegir la villa.

Villa 31 Retiro Ciudad Autónoma de Buenos de usuario de flickr Ever Daniel Barreto Rojas bajo atribución (CC BY-NC-SA 2.0)

Villa 31 Retiro Ciudad Autónoma de Buenos Aires de usuario de flickr Ever Daniel Barreto Rojas bajo atribución (CC BY-NC-SA 2.0)

Panamá Revista hace un análisis sobre los valores que proponen los curas villeros, reinvindicando su labor y porque la pobreza está mal

Volvamos a decirlo con libertad: la pobreza está mal. Nuestro Estado laico y moderno no puede pensar como los curas villeros, aunque todos valoremos en ellos una expresión cristiana mucho más notable que el puro moralismo de Héctor Aguer. Estos curas hablan de “integración urbana”. Hablan “desde adentro”, porque viven en las parroquias dentro de las villas, y articulan un discurso místico y político contra las intromisiones del Estado y la política. Es posible pensar que en nombre de esa reivindicación que subraya tanto el adentro y el afuera se acentúa un obstáculo para contar con una visión integradora: el reconocimiento prioritario de los derechos que faltan. No sea cosa que la reivindicación cultural de la villa asumida como insolencia contra las culturas elitistas que la estigmatizan, encubra una política conservadora.

6 Comentarios

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.